Saltar al contenido principal

China sanciona a Estados Unidos por su apoyo a las protestas en Hong Kong

Manifestantes se paran junto a una bandera estadounidense mientras asisten a una reunión en la Plaza Edinburgh en Hong Kong el 28 de noviembre de 2019.
Manifestantes se paran junto a una bandera estadounidense mientras asisten a una reunión en la Plaza Edinburgh en Hong Kong el 28 de noviembre de 2019. Marko Djurica / Reuters

Beijing no permitirá la llegada de embarcaciones y aviones militares a Hong Kong tras las leyes firmadas la semana pasada por el presidente Donald Trump en donde ordena sanciones contra aquellos funcionarios involucrados en violaciones de derechos humanos en las protestas.

Anuncios

A las tensiones comerciales entre Beijing y Washington que han marcado el comercio internacional en los últimos meses, llega ahora una escalada pero a nivel político. China anunció que no permitirá que embarcaciones y aviones militares de Estados Unidos lleguen a Hong Kong para realizar las denominadas escalas de recuperación; unas visitas que permiten al personal norteamericano descansar en este territorio en medio de sus misiones.

Es una respuesta por parte del gigante asiático contra el Gobierno de Donald Trump, quien aprobó la semana pasada un paquete de medidas en apoyo a Hong Kong, una región china que goza de autonomía. "China urge a Estados Unidos a corregir sus errores y suspender cualquier palabra y acción que interfiera en Hong Kong", manifestó este lunes 2 de diciembre Hua Chunying, portavoz del Ministerio de Exteriores.

Hong Kong vive desde hace seis meses una serie de manifestaciones contra el control de China y en las que exigen la salida de la jefa del Ejecutivo Carrie Lam. Trump firmó el miércoles dos leyes que, entre otras medidas, ordenan sanciones contra funcionarios de Hong Kong involucrados en violaciones de derechos humanos en este territorio. Además, aprobó una revisión anual por parte del Departamento de Estado sobre el estatus especial que Washington otorga a Hong Kong y que lo libra de las tarifas arancelarias que aplican a China continental. También se suspende la venta de bombas lacrimógenas y balas de goma entre otra munición de este tipo a Hong Kong.

China también castiga a las ONG en su retaliación contra Estados Unidos

Tal es la magnitud del malestar que este paquete normativo generó en China, que Beijing también "impondrá sanciones a las ONG que se portaron mal". Esto incluye a organizaciones como Human Rights Watch, a quien el Gobierno asiático acusa de instigar la violencia con "crímenes violentos radicales" que "incitan actividades separatistas", pero sin especificar a qué tipo de castigo se enfrentan.

Entre las organizaciones castigadas también aparece el National Democratic Institute, cuyo presidente es Derek Mitchell, que la semana pasada negó que este instituto tuviera algún tipo de participación en las manifestaciones. Asegura que sugerir esas acusaciones "difunde desinformación".

Esto es un reflejo del malestar que genera en el Gobierno chino este tipo de organizaciones. Las ONG extranjeras operan bajo fuertes restricciones en China, quien expresa sospechas de aquellos grupos que defienden causas humanitarias o ambientales.

Mientras tanto en las calles, la protesta continúa. Para esta semana, cientos de empleados del sector de la publicidad comenzaron una huelga de cinco días en la que aseguran no irán al trabajo ni tampoco responderá al teléfono ni los correos.

Con AP

 

selfpromo.newsletter.titleselfpromo.newsletter.text

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.