Saltar al contenido principal

Al menos diez personas murieron tras ataque de Al Shabab en hotel de Somalia

Las fuerzas de seguridad somalíes detonan un artefacto explosivo que estaba controlado por miembros del grupo yihadista Al Shabab, en el hotel Liga Juvenil Somalí en Mogadiscio, Somalia, el 11 de diciembre de 2019.
Las fuerzas de seguridad somalíes detonan un artefacto explosivo que estaba controlado por miembros del grupo yihadista Al Shabab, en el hotel Liga Juvenil Somalí en Mogadiscio, Somalia, el 11 de diciembre de 2019. Feisal Omar / Reuters

Tres civiles y dos militares murieron en el atentado del grupo extremista. Los cinco hombres que perpetraron el ataque fueron abatidos, según informaron las autoridades del país africano.

Anuncios

El terror volvió a golpear Mogadiscio, la capital de Somalia. Esta vez se trató de un atentado que comenzó a las 7:00 p.m. (hora local) del martes 11 de diciembre y se extendió hasta la 1:00 a.m. del miércoles, según informó el comisionado adjunto de la Policía, el general Zakia Hussen.

La pesadilla de seis horas para empleados y visitantes del hotel Liga Juvenil Somalí comenzó cuando, según testigos, cinco miembros de Al Shabab, un grupo armado yihadista vinculado a Al Qaeda, irrumpieron en el lugar, ubicado cerca de la residencia presidencial.

Las autoridades señalaron que los extremistas, disfrazados de policías, dispararon de forma indiscriminada y lanzaron granadas de mano.

"Dos de los atacantes fueron abatidos (por guardias de seguridad) fuera del hotel", informó el subcomisario Zakia Hussein. Los otros tres yihadistas murieron por disparos de las fuerzas de seguridad en el interior del establecimiento, donde a esa hora se realizaba la presentación de un libro.

Imagen del hotel “Liga Juvenil Somalí”, luego de que las fuerzas de seguridad retomaran el control del lugar, que fue atacado por miembros del grupo yihadista Al Shabab, en Mogadiscio, Somalia, el 11 de diciembre de 2019.
Imagen del hotel “Liga Juvenil Somalí”, luego de que las fuerzas de seguridad retomaran el control del lugar, que fue atacado por miembros del grupo yihadista Al Shabab, en Mogadiscio, Somalia, el 11 de diciembre de 2019. REUTERS/Feisal Omar

"Once individuos resultaron levemente heridos, incluidos nueve civiles y dos soldados", agregó Hussein.

En medio de la confusión, los militares evacuaron "a más de un centenar de personas, entre funcionarios gubernamentales y civiles", de acuerdo con fuentes del Ministerio de Información somalí.

El grupo terrorista Al Shabab reivindicó el atentado mientras ocurría. Señaló que su comando suicida (inghimasi) estaba llevando a cabo "un asedio planeado" en el hotel.

Mogadiscio, una capital con historial de atentados

El hotel Liga Juvenil Somalí, donde ocurrió el reciente ataque, es un sitio popular frecuentado por miembros del Parlamento nacional, que desde 2013 ha sido objeto de varios atentados.

En febrero de 2016, un asalto yihadista perpetrado por Al Shabab en este mismo hotel dejó 14 personas muertas. Seis meses después, en agosto de ese año, un ataque con bomba dejó 22 fallecidos.

Imagen del hotel “Liga Juvenil Somalí”, tras la explosión de un coche bomba, reivindicado por el grupo yihadista Al Shabab, en Mogadiscio, Somalia, el 30 de agosto de 2016.
Imagen del hotel “Liga Juvenil Somalí”, tras la explosión de un coche bomba, reivindicado por el grupo yihadista Al Shabab, en Mogadiscio, Somalia, el 30 de agosto de 2016. Archivo-REUTERS/Feisal Omar
En octubre de 2017, la organización radical explotó un camión con explosivos que dejó al menos 276 muertos y unos 350 heridos en la capital, considerado hasta ese momento el "peor ataque en la historia del país".

Estos son solo algunos de los hechos violentos de los que las autoridades responsabilizan al grupo armado. Somalia vive en un estado de conflicto y caos desde 1991, cuando el dictador Mohamed Siad Barré fue derrocado y dejó al país en manos de milicias islamistas.

En 2011, tropas somalíes y de la Unión Africana forzaron al grupo islamista a abandonar ciudades del sur de Somalia y les arrebataron el control de las principales urbes.

Sin embargo, los extremistas aún controlan áreas rurales y lanzan frecuentes ataques contra objetivos militares, gubernamentales y civiles dentro del país y en la vecina Kenia, que tiene tropas en territorio somalí.

En 2012, Al Shabab se afilió a la red internacional de Al Qaeda y controla parte del centro y el sur de Somalia, donde aspira a instaurar un Estado islámico ultraconservador.

En las zonas que domina se ha impuesto la estricta ley islámica de la Sharia y se han registrado ejecuciones públicas, amputaciones y lapidaciones.

Con Reuters y EFE

Boletines de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.