Saltar al contenido principal

Netanyahu dice que Brasil moverá su embajada a Jerusalén

El hijo del presidente Jair Bolsonaro tras el encuentro con el Primer Ministro de Israel Benjamin Netanyahu. 12/15/2019
El hijo del presidente Jair Bolsonaro tras el encuentro con el Primer Ministro de Israel Benjamin Netanyahu. 12/15/2019 Oficina de prensa del PM Israel

El primer ministro israelí Benjamín Netanyahu dijo que el hijo del presidente de Brasil, le aseguró que el país sudamericano mudara su sede diplomática a la disputada ciudad de Jerusalén.

Anuncios

Jair Bolsonaro, presidente de Brasil, y confeso admirador del presidente Donald Trump, estaría a punto de seguir uno de sus pasos más polémicos en política exterior. Según el primer ministro de Israel, Benjamín Netanyahu, el hijo del mandatario brasileño confirmó la intención de mover la embajada a la disputada ciudad de Jerusalén.

Según Netanyahu la movida política sucedería el próximo año, una jugada geopolítica que parece cantada desde hace un tiempo. El mismo mandatario brasileño ya había dicho en otras ocasiones que mudaría la embajada de Tel Aviv, donde están la mayor parte de las sedes diplomáticas en Israel, a Jerusalén.

A través de redes sociales Netayahu lo anunció: “quiero decir cuánto aprecio la decisión del presidente Bolsonaro de respaldarnos en los foros internacionales. El presidente Bolsonaro cambió la política inmediatamente y dijo: estamos con Israel, estamos con la verdad. Entonces nosotros estamos aquí en Israel con Brasil porque estamos con la verdad”

 

El hecho tiene mucho de simbólico, porque si bien Jerusalén es considerada por Estados Unidos como la capital de Israel, la decisión afecta la propuesta de los dos estados que impulsa la ONU para solventar el conflicto Israel-Palestina.
La mayoría de las potencias de occidente dicen que la soberanía de Jerusalén solo debe ser reconocida tras un proceso de paz entre los dos países.

De hecho, para la Autoridad Palestina la parte este de la ciudad, que es considerada internacionalmente como un territorio ocupado, es la capital del estado al que aspira. Tras el anuncio del presidente Donald Trump de reconocer Israel, no fueron pocas las voces que alertaron sobre el riesgo que esta decisión política tendría en la frágil estabilidad del medio oriente.

Desde enemigos declarados como Irán o Arabia Saudita, hasta la Turquía de Erdogan atacaron la decisión del presidente Donald Trump.

Actualmente, solo Estados Unidos y Guatemala, otro aliado del presidente Trump que depende en gran medida de su cooperación internacional, tienen embajadas en Jerusalén.


Cuando en 1947, la Asamblea General de la ONU, aprobó la resolución de los dos estados, uno judío y otro árabe, se estimó que Israel tendría un estatus especial. Pero en la práctica esto no ha sucedido. Israel controla militarmente la ciudad y ha venido ganando terreno, año tras año. Incluso a pesar de las críticas, sigue fundando asentamientos judíos en territorios palestinos y demoliendo casas palestinas. Además, conecta los asentamientos con infraestructura propia lo que lleva a un aislamiento mayor de los territorios palestinos, en una política que algunos han llegado a comparar con el Apartheid sudafricano.
 

selfpromo.newsletter.titleselfpromo.newsletter.text

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.