Saltar al contenido principal

Tribunal de Pakistán condena a muerte al expresidente Pervez Musharraf por traición

Imagen de archivo del expresidente de Pakistán, Pervez Musharraf, en Rawalpindi, Pakistán, el 4 de agosto de 2004.
Imagen de archivo del expresidente de Pakistán, Pervez Musharraf, en Rawalpindi, Pakistán, el 4 de agosto de 2004. T. Mughal / EFE / EPA

Por primera vez en la historia del país asiático, un Tribunal sentencia a la máxima pena a un exgobernante, el militar Pervez Musharraf, por los cargos de alta traición y subversión de la constitución.

Anuncios

Pervez Musharraf, que llegó al poder luego de derrocar al exprimer ministro Nawaz Sharif con un golpe de Estado en 1999 y luego gobernó como presidente de Pakistán, fue condenado a muerte por un Tribunal antiterrorista este 17 de diciembre, en un caso inédito en la historia de ese país del continente asiático. 

El caso por traición en contra del militar comenzó en 2013 y terminó con esta condena a la máxima pena debido a que suspendió el orden constitucional e impuso un estado de emergencia entre el 3 de noviembre de 2006 y el 15 de febrero de 2007, cuando enfrentaba una creciente oposición a su Gobierno. "Pervez Musharraf ha sido declarado culpable del artículo 6 por violación de la constitución de Pakistán", dijo el oficial de leyes del Gobierno, Salman Nadeem.

Bajo el estado de emergencia, Musharraf suspendió todas las libertades civiles y los procesos democráticos en el país. Además, puso a varios jueces claves bajo arresto domiciliario en la capital, Islamabad, y en otras partes de Pakistán. Además de este caso, el antiguo mandatario se enfrenta a varias acusaciones, como la de no haber protegido la vida de la ex primera ministra Benazir Bhuto, asesinada en 2007.

Musharraf se puso del lado de Estados Unidos en su "guerra contra el terrorrismo" lanzada después de los ataques del 11 de septiembre de 2001 a las Torres Gemelas en Nueva York. Su decisión fue criticada por los partidos religiosos y marcó el comienzo de años de violencia islamista en Pakistán.

Imagen de archivo del expresidente de Pakistán y jefe del partido político de la Liga Musulmana de Pakistán (APML), Pervez Musharraf, en su residencia en Islamabad, Pakistán, el 15 de abril de 2013.
Imagen de archivo del expresidente de Pakistán y jefe del partido político de la Liga Musulmana de Pakistán (APML), Pervez Musharraf, en su residencia en Islamabad, Pakistán, el 15 de abril de 2013. Mian Khursheed / Reuters

Renunció más tarde en 2008, luego de que el partido político que lo respaldaba le fue mal en las elecciones generales. Los últimos años de su Gobierno estuvieron marcados por las luchas con el poder judicial, derivadas de su deseo por seguir siendo el jefe del Ejército y ser presidente.

Más tarde, cuando Sharif regresó al cargo, acusó por primera vez a Musharraf de traición en 2013 y el general fue acusado formalmente en 2014. El Ejecutivo de Sharif prohibió la salida del país de Musharraf por la denuncia de alta traición, una prohibición que levantó en 2016 el Tribunal Supremo. 

El Ejército paquistaní rechaza rotundamente la condena contra Musharraf

Horas después del anuncio del veredicto, el Ejército paquistaní declaró que no se siguió el debido proceso legal en la condena del exmilitar y que "espera" que se haga justicia de acuerdo con la Constitución.

"El debido proceso legal parece haber sido ignorado, incluida la creación de un Tribunal especial, la denegación del derecho fundamental de la autodefensa y la conclusión del caso con prisas", denunció en un comunicado la oficina de comunicación del Ejército (ISPR).

"Las Fuerzas Armadas de Pakistán esperan que se haga justicia de acuerdo con la Constitución de la República Islámica de Pakistán", aseveró el ente militar.

Musharraf vive fuera de Pakistán desde 2016 y probablemente no regrese para pagar su sentencia

El Tribunal, que decidió por dos votos a uno la condena a Musharraf, emitirá un veredicto detallado en 48 horas. No obstante, detalló que se analizaron las quejas, los registros, argumentos y hechos relacionados con el caso y, de esa manera, llegaron a un veredicto mayoritario.

Las reacciones a su condena no se han hecho esperar. "La democracia es la mejor venganza", tuiteó Bilawal Bhuto, hijo de Benazir, cuyo asesinato sigue en la impunidad. El portavoz de Sharif, Ahsan Iqbal, elogió el fallo y dijo que Musharraf merecía la pena de muerte porque había derrocado a un gobierno electo. "Damos la bienvenida a este fallo judicial", dijo Iqbal, y agregó que los jueces habían hecho justicia a un exdictador. 

Musharraf, quien fue sentenciado en ausencia, ha estado fuera del país desde 2016, cuando se le permitió salir bajo fianza para buscar tratamiento médico en el extranjero con la promesa de volver "entre cuatro y seis semanas" después, algo que no ocurrió. Desde entonces, Musharraf se ha negado a volver a Pakistán y ha vivido en Dubái, Emiratos Árabes Unidos, y se dice que está muy enfermo y es poco probable que regrese para enfrentar la sentencia.

El expresidente emitió una grabación de video desde una cama en un hospital en Dubái en la que dijo que no se le había dado una audiencia imparcial en el caso presentado por el Gobierno en 2013. "Serví a la nación y tomé decisiones para el mejoramiento del país", dijo Musharraf en el videoclip.

Pakistán y Estados Unidos no tienen un tratado de extradición y es poco probable que las autoridades emiratíes arresten a Musharraf. Sin embargo, si llegara a regresar, Musharraf tendría derecho a impugnar su condena y sentencia en el Tribunal Superior, según expertos legales.

Después del anuncio de la sentencia, el ministro de Información de Pakistán, Firdous Ashiq Awan, dijo a los periodistas que el Gobierno del actual primer ministro, Imran Khan, "revisará en detalle" el veredicto antes de comentarlo.

Pakistán ha estado gobernado por cuatro dictadores militares que dieron tres golpes de Estado a lo largo de los 72 años de historia del país, el primero de ellos en 1958 y el último, el propio Musharraf, en 1999. Incluso cuando no ostenta el poder directamente, el Ejército ejerce un gran control sobre política exterior y seguridad del país.

Con EFE, AP y Reuters

Boletines de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.