Saltar al contenido principal

Édith Piaf: la leyenda musical que llevó a la gloria la “chanson française”

Édith Piaf
Édith Piaf Bibliothèque Nationale de France (BnF)
3 min

Este 19 de diciembre se cumplen 104 años del natalicio de Édith Piaf, la artista parisina que con su talento revolucionó la música del siglo XX en Francia. Su vida ha sido escrita en miles de libros, llevada al cine y sigue siendo inspiración para muchos artistas.

Anuncios

El 19 de diciembre de 1915 nació Édith Gassion, mejor conocida como Édith Piaf. La carrera musical de esta mujer estuvo influenciada por el ambiente familiar, pues, era hija de un artista de circo y una cantante callejera.

A los 15 años, Édith ya era conocida en algunos cafés de París, donde cantaba para ayudar con los gastos del hogar.

Un director de los famosos cabarets de la época descubrió su voz. Rápidamente, la joven pasó de ser una desconocida a ser aclamada por el público nocturno de la capital francesa. Su magnetismo en el escenario hizo que la fama llegara inminentemente a su vida.

La estrella nació y también los que quisieron componer para ella. Fue una escritora de poemas y descubridora de talentos con la pluma. Le cantó al amor y a la pasión, a pesar de coleccionar romances y ser infeliz.

"En las escaleras de esta casa nació el 19 de diciembre de 1915, en la más grande pobreza, EDITH PIAF, cuya voz, más tarde, conmocionaría al mundo"
"En las escaleras de esta casa nació el 19 de diciembre de 1915, en la más grande pobreza, EDITH PIAF, cuya voz, más tarde, conmocionaría al mundo" France 24


Amor, desamor, música y poesía

“Incluso cuando lo perdemos, el amor que conocimos nos deja un sabor a miel, porque el amor es eterno” … Las canciones de Édith Piaf son inmortales y continúan siendo poesía a 104 años del nacimiento de la que es conocida como “la Môme Piaf”.

La cantante parisina es un símbolo de Francia. Hablar de ella en este país es hablar de lo mejor que ha dado la “chanson française” del siglo XX.

Grandes clásicos, como “Sous le ciel de Paris”, “La vie en rose”, “Padam, Padam”, "Non, je ne regrette rien" hicieron de esta cantante todo un ícono, así como otros de su misma época: Georges Brassens, Jacques Douai, Serge Gainsbourg, y precedida por otras representantes del género de la canción realista como Eugénie Buffet, Damia y Fréhel.

Tumba de la familia Gassion-Piaf en el cementerio Père Lachaise, en París.
Tumba de la familia Gassion-Piaf en el cementerio Père Lachaise, en París. France 24


Así es. Piaf no le cantaba solamente al amor, al fantasma masculino o a París. Sus letras son también una oda al alma del pueblo, a los golpes de la vida, a la realidad de la existencia. "El gorrión de París" pasó por todo: vivió en la calle, conoció la miseria, la violencia, el alcoholismo, las drogas, los amores trágicos, y finalmente la muerte a sus 47 años.

Aun así, la música la transportó a la gloria; los excesos la hicieron morir y resucitar muchas veces a través de su poesía musical, y que hoy en día sigue sonando y gustando a las almas que somos andariegas.

Con medios de comunicación.
 

 

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.