Saltar al contenido principal

Reino Unido: el duque de Edimburgo fue internado por precaución

Felipe, duque de Edimburgo, espera la procesión nupcial después de la boda de la princesa Eugenie de York y Jack Brooksbank en la Capilla de St. George, en el Castillo de Windsor, cerca de Londres, el 12 de octubre de 2018.
Felipe, duque de Edimburgo, espera la procesión nupcial después de la boda de la princesa Eugenie de York y Jack Brooksbank en la Capilla de St. George, en el Castillo de Windsor, cerca de Londres, el 12 de octubre de 2018. Alastair Grant / Foto de Archivo / Pool vía Reuters

El príncipe Felipe, esposo de la reina Isabel II, fue trasladado a un hospital para el tratamiento de una afección existente y permanecerá bajo observación por unos días, según informaron desde el Palacio de Buckingham.

Anuncios

El príncipe Felipe, cuyo título oficial es duque de Edimburgo, fue hospitalizado este viernes 20 de diciembre para el tratamiento de una afección existente y permanecerá allí por unos días, señaló el Palacio de Buckingham en un comunicado.

El dignatario de 98 años, esposo de la reina Isabel II, viajó desde la casa de Sandringham de la familia real en Norfolk para ser ingresado al hospital Rey Eduardo VII en Londres de manera planificada y, por recomendación de su médico, quedará internado unos días.

En la comunicación oficial se detalló que el traslado no se produjo en ambulancia y que el príncipe había podido entrar por sus propios medios.

El anuncio se produjo después de que la reina Isabel II llegara a la finca de Sandringham tras presidir la apertura del Parlamento británico el jueves 19 de diciembre. En ese lugar se reúne tradicionalmente la familia real para celebrar la Navidad.

Felipe, retirado de la vida pública en agosto de 2017, pasa la mayor parte de su tiempo en esa vivienda de la campiña inglesa.

Casado con Isabel en la Abadía de Westminster de Londres el 20 de noviembre de 1947 cinco años antes de que ella accediera al trono, Felipe es el consorte más longevo en la historia de la monarquía británica, dado que 67 de los 72 años de matrimonio han sido con Isabel II en el reinado.

La monarca ha descrito a Felipe como su “fortaleza y permanencia” durante su largo reinado y la relación de ambos ha sido recreada en la popular serie televisiva de Netflix, The Crown.

Desde su retiro, Felipe ha sido visto pocas veces en la vida pública

Felipe, duque de Edimburgo, se retiró de la vida pública en agosto de 2017, aunque ocasionalmente ha aparecido en público, participando de compromisos oficiales.

Un policía vigila el ingreso al hospital Rey Eduardo VII, donde se encuentra internado el duque de Edimburgo, en Londres, el 20 de diciembre de 2019.
Un policía vigila el ingreso al hospital Rey Eduardo VII, donde se encuentra internado el duque de Edimburgo, en Londres, el 20 de diciembre de 2019. Tom Nicholson / Reuters

La última vez que se lo vio en público fue en mayo de este año, cuando participó de la boda de la prima primera de Isabel, Gabriella Windsor, hija de los príncipes de Kent, en el Castillo de Windsor.

Además, sigue siendo patrón, presidente o miembro de más de 780 organizaciones, con las cuales continúa “asociado”, pero sin desempeñar un papel activo.

Un historial de imprudencias e ingresos al hospital

Felipe de Mountbatten, duque de Edimburgo, conde de Merioneth y barón de Greenwich, arrastra una reputación de comentarios bruscos y errores ocasionales y ha requerido atención hospitalaria varias veces en los últimos años.

En 2011, el dignatario pasó la Navidad internado tras ser sometido a una operación para limpiar una arteria coronaria bloqueada y en 2012 no pudo completar los festejos por el cumpleaños 60 de su esposa, la reina Isabel II, debido a una infección de vejiga.

En 2013, el antiguo oficial naval nacido en Grecia fue sometido a una “operación exploratoria luego de investigaciones abdominales”.

En 2017 debió recibir tratamiento por una infección, también derivada de un problema preexistente, y en 2018, tuvo que recibir una cirugía de reemplazo de cadera, la cual requirió una internación de 10 días.

En tanto, en enero de 2019, resultó ileso luego de que su Land Rover volcara tras chocar con otro automóvil cerca de la finca de Sandringham. Dos días después, debió renunciar a su licencia de conducir tras recibir una advertencia de la policía por manejar sin cinturón de seguridad.

Con Reuters y EFE
 

Boletines de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.