Saltar al contenido principal

Pedro Sánchez, ¿cerca de lograr su investidura como presidente del Gobierno español?

Para ser investido presidente del Gobierno, Sánchez necesita mayoría absoluta en la votación del 5 de enero, o mayoría simple el 7 de enero.
Para ser investido presidente del Gobierno, Sánchez necesita mayoría absoluta en la votación del 5 de enero, o mayoría simple el 7 de enero. Susana Vera / Reuters

La votación del 5 de enero es el tercer intento de investidura de Pedro Sánchez como jefe del Gobierno español, tras los fracasos de marzo de 2016 y julio de 2019. Esta vez las cuentas lo favorecen en la segunda votación donde se le exige tener una mayoría simple.

Anuncios

Este 5 de enero, el líder socialista Pedro Sánchez se somete a una nueva votación parlamentaria para determinar si es investido presidente del Gobierno español y así ponerle fin a ocho meses de bloqueo político y dos convocatorias a elecciones. Sánchez necesita una mayoría absoluta en el Congreso, lo que equivale a 176 apoyos sobre 350 diputados que según EFE no logrará en esa primera ronda de votación.

En caso de no lograrlo, se realizará una segunda sesión el próximo martes 7 de enero, en la que el funcionario tendría que conseguir una mayoría simple, es decir, más votos a favor que en contra.

Sánchez está más cerca de la investidura luego de que el jueves el Consejo Nacional del partido independentista Ezquerra Republicana de Cataluña (ERC) aprobara el acuerdo logrado con el Partido Socialista Obrero Español (PSOE) con lo que sus 13 diputados se abstendrán de oponerse al nombramiento, esto, a pesar de que el presidente catalán, Quim Torra, rechazó el pacto.

Que el actual presidente en funciones logre el apoyo que necesita depende de la abstención de ERC y del vasco Bildu, pero también de que el Bloque Nacionalista Galego y Coalición Canaria, o lo apoyen o no voten en su contra. Ambos grupos mantienen en reserva cómo votarán.

El presidente del Gobierno español en funciones Pedro Sánchez y el líder de Unidas Podemos, Pablo Iglesias, se abrazan en el Congreso de los Diputados tras la firma de un acuerdo de Gobierno de coalición el martes 12 de noviembre del 2019 en Madrid, España.
El presidente del Gobierno español en funciones Pedro Sánchez y el líder de Unidas Podemos, Pablo Iglesias, se abrazan en el Congreso de los Diputados tras la firma de un acuerdo de Gobierno de coalición el martes 12 de noviembre del 2019 en Madrid, España. Paco Campos / EFE

Si Sánchez consigue los votos necesarios, ya sea el día 5 o el 7, la presidenta de la Cámara, Meritxell Batet, tendrá que comunicar el resultado al rey Felipe VI. De lo contrario, según el artículo 99 de la Constitución, se activará un periodo de dos meses para que se produzca otra candidatura.

Si bien se prevé que el socialista no consiga la mayoría absoluta, sí podría salir victorioso en la segunda votación.

Hasta el momento, Sánchez cuenta con los apoyos de Unidas Podemos, PNV, Más País, Compromís y Teruel Existe, por lo que cuenta con un total de 167 votos a favor frente a los 164 en contra del Partido Popular, Ciudadanos, Vox, Junts per Catalunya, la CUP, Navarra Suma, Foro Asturias y el Partido Regionalista Cántabro. Las abstenciones, según las proyecciones, serán 18.

¿Qué dice el acuerdo con ERC?

El pacto con ERC fue aprobado con el 96,5 % de los votos. 196 a favor, 3 en contra y 4 en blanco. El documento contempla la creación de una mesa de negociación, en un plazo máximo de quince días, tras la formación del nuevo Ejecutivo.

Dicha mesa entre gobiernos funcionará "sin más límites que el respeto a los instrumentos y a los principios que rigen el ordenamiento jurídico democrático" y las medidas que logren ambas partes, ERC y el PSOE, se someterán a consulta en Cataluña.


Pere Aragonès, vicepresidente del Ejecutivo de la Generalitat de Cataluña y coordinador nacional de ERC, aseguró que los integrantes del partido saben que con este acuerdo se "asumen riesgos", pero sirve para "abrir caminos para hacer política vale la pena".

La decisión hizo que Quim Torra convocara a primera hora de la mañana a Aragonès en la sede del gobierno regional para pedirle explicaciones sobre el acuerdo y tras una reunión de 45 minutos, el jefe del Ejecutivo catalán aclaró que no acepta el pacto y añadió que cualquier negociación futura debe permitir una "votación clara sobre la independencia" de Cataluña.

Con EFE

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.