Saltar al contenido principal

EEUU atenuó la creación de empleos y los salarios se enfriaron

3 min
Anuncios

Washington (AFP)

La sólida creación de empleo en Estados Unidos se mantuvo en diciembre pero a un ritmo menor y los salarios también crecieron menos, según datos oficiales del viernes.

Pero en el último año de una década de creciente empleo, la contratación de trabajadores se enlenteció notoriamente luego de un pujante 2018, según el Departamento de Trabajo.

Esa declinación no es inusual después una racha tan extensa de brioso crecimiento del empleo. Sin embargo, podría opacar la gestión económica del presidente Donald Trump quien espera ser reelegido en noviembre.

La mayor economía mundial creó 145.000 puestos de trabajo el mes pasado. El ritmo de crecimiento fue el menor en siete meses y quedó algo por debajo de lo que esperaban los economistas.

La tasa de desempleo se mantuvo en 3,5%; la menor en medio siglo, dice el informe.

En todo 2019 se generó un promedio de 175.000 empleos por mes, por debajo del promedio de 225.000 del año anterior.

Por tercera vez en 2019 el sector manufacturero, que entró en recesión debido a las batallas comerciales de Trump, recortó en diciembre su cantidad de trabajadores.

Pero comercios, hoteles, bares, restaurantes, centros de educación y de atención de salud, dieron muestra de la resistencia del sector de servicios, pulmón de la economía de Estados Unidos.

Los salarios decepcionaron el mes pasado al aumentar 2,9% en comparación a diciembre del año pasado. Fue la primera vez desde julio de 2018, que subieron menos de 3%.

El incremento fue de todas formas superior a la inflación, lo cual deja a los asalariados más dinero para gastar.

- Respaldo al consumo-

Mientras el crecimiento del PIB aminoró en 2019, el persistente gasto de los consumidores apuntala la mayor economía del mundo pero economistas dicen que podría debilitarse si el mercado laboral empieza a decaer.

El total de la fuerza laboral, que está formada por quienes trabajan y quienes buscan trabajo, creció en diciembre algo más rápidamente que la creación de empleos lo cual podría elevar la tasa de desocupación si llega a convertirse en tendencia.

"El desempeño del mercado de trabajo sigue aportando un sólido cimiento al principal pilar del crecimiento: el gasto de los consumidores", dijeron analistas de la consultora Oxford Economics.

"Sin embargo, mientras miramos hacia 2020, el persistente viento en contra mundial, la incertidumbre política y la cautela de las empresas probablemente frenarán la demanda de trabajo en medio de un cada vez más ajustado mercado laboral", dijeron.

Parece improbable que la solidez de las contrataciones cambie la visión de la Reserva Federal (Fed) en cuanto que, de momento, la economía estadounidense no necesita nuevos estímulos.

Tras más de un año de sostenidas ganancias salariales y con el menor desempleo en medio siglo, los observadores apuntan que no hay razón para pensar que los trabajadores paren abruptamente de consumir.

Reiteradamente miembros de la Fed dijeron que las tasas de interés están en un "buen lugar" luego de tres recortes en 2019 pero también advirtieron que podrían reconsiderar su posición si cambian las perspectivas económicas.

Sin embargo, el economista Ian Shepherdson, de la firma Pantheon Macroeconomics, dice que potencialmente hay espacio para elevar las tasas de interés por cuanto las empresas "parecen haber sobreestimado el impacto real de la guerra comercial" en el empleo.

"Si estamos en lo correcto, la tasa de desempleo seguirá cayendo y dirigiéndose rumbo a 3% hacia fin de año", dijo. "Esperaría ver a la Fed hablando de tasas más altas, no de rebajarlas".

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.