Saltar al contenido principal

Los nacimientos en la República Popular China alcanzan su nivel más bajo desde que se fundó el país

Los nacimientos aumentaron ligeramente después de que China pusiera fin a su política de hijo único, pero tampoco ha dado un impulso tangible a la tasa de natalidad del país.
Los nacimientos aumentaron ligeramente después de que China pusiera fin a su política de hijo único, pero tampoco ha dado un impulso tangible a la tasa de natalidad del país. © Nicolas Asfouri / AFP

La tasa de natalidad de China en 2019 disminuyó a su nivel más bajo desde la fundación de la República Popular en 1949, lo que plantea un desafío a largo plazo para su Gobierno.

Anuncios

En 2019, la tasa de natalidad de China cayó a su nivel más bajo desde la fundación de la República Popular China hace más de 70 años, según las estadísticas oficiales publicadas por Beijing este viernes.

Así, las madres chinas dieron a luz a 14,65 millones de niños en 2019, una tasa de natalidad de 10,48 bebés por cada 1.000 habitantes. Eso significa que los nacimientos en China han disminuido durante tres años consecutivos, desde los 17,86 millones registrados en 2016.

Muchos factores explican este fenómeno. Primero, dado el creciente costo de vida, muchas parejas jóvenes son reacias a tener hijos. No pueden permitirse pagar la atención sanitaria y la educación y, en China, la ayuda financiera, los cuidados de los niños y la licencia de paternidad son limitados.

Sin embargo, los nacimientos aumentaron ligeramente después de que China pusiera fin a su política de hijo único en 2015, pero tampoco ha dado un impulso tangible a la tasa de natalidad del país. Esta política, introducida en 1979, sólo permitía que las familias tuvieran un hijo, en un esfuerzo por frenar el crecimiento de la población. Los que tenían más eran castigados o forzados a abortar.

Además, esa política contribuyó también a perturbar el equilibrio de género en el país, ya que muchas familias rurales pobres que apreciaban a los niños hombres debido a los valores culturales tradicionales tomaron medidas extremas para garantizar el sexo de sus hijos. De modo que ahora hay unos 33 millones más de hombres que de mujeres. Así que hoy, fatalmente, los hombres tienen dificultades para encontrar una pareja.

China podría envejecer antes de hacerse rica

Entretanto, las tasas de divorcio están batiendo récords. En los tres primeros trimestres de 2019, alrededor de 3,1 millones de parejas solicitaron el divorcio y 7,1 millones de parejas se casaron.

Finalmente, el rápido envejecimiento también es importante en estos problemas demográficos. Está en marcha en la nación más poblada del mundo: los chinos de más de 60 años constituían más del 18% de la población el año pasado. Esta tendencia crea desafíos políticos para los líderes de China, que prometen garantizar el cuidado de la salud y los pagos de pensiones.

La demografía actual del país podría plantear serios problemas para la segunda economía más grande del mundo cuando la población en edad laboral actual se jubile. Los expertos se preocupan de que si la tendencia continúa, o si la población comienza a reducirse, China podría envejecer antes de hacerse rica.

Con Reuters

Boletines de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.