Saltar al contenido principal

En Brasil, al menos 44 personas han muerto en medio de las fuertes lluvias

Equipos de rescate registran el sitio de un deslizamiento de tierra, luego de fuertes lluvias en el barrio Vila Ideal en Belo Horizonte, estado de Minas Gerais, Brasil, el 24 de enero de 2020.
Equipos de rescate registran el sitio de un deslizamiento de tierra, luego de fuertes lluvias en el barrio Vila Ideal en Belo Horizonte, estado de Minas Gerais, Brasil, el 24 de enero de 2020. © REUTERS/Cristiane Mattos

La mayoría de fallecimientos se produjeron por deslizamientos de tierras. Según las autoridades, muchas personas quedaron sepultadas por las casas derrumbadas. 

Anuncios

Una nueva tragedia enluta a Brasil. Desde el pasado jueves un fuerte temporal de lluvias azota el sureste del país, principalmente a los estados Minas Gerais y Espíritu Santo. De acuerdo con cifras de  Defensa Civil, al menos 44 personas han perdido la vida.

Las primeras víctimas fueron una mujer y sus dos hijos, de 6 años y 6 meses de edad, quienes murieron sepultados el viernes por un alud que destruyó la vivienda en que habitaban en el municipio de Ibirité.
Pero las lluvias se intensificaron entre el viernes y el sábado, lo que ha dejado más víctimas y cuya cifra seguirá en aumento, debido a que 17 personas se encuentran desaparecidas.

En al menos 36 municipios se presentan inundaciones y deslizamientos de tierra. Belo Horizonte, la capital de la región, registró el viernes las mayores lluvias de su historia, con 171.8 milímetros de agua acumulados en 24 horas, según reportó el Instituto Nacional de Meteorología.

Las autoridades del estado indican que unos 17 mil ciudadanos tuvieron que desalojar sus hogares, y declararon el estado de emergencia en 99 ciudades y municipios.

 

Equipos de rescate registran el sitio de un deslizamiento de tierra, luego de fuertes lluvias en el barrio Vila Ideal en Belo Horizonte, estado de Minas Gerais, Brasil, el 24 de enero de 2020.
Equipos de rescate registran el sitio de un deslizamiento de tierra, luego de fuertes lluvias en el barrio Vila Ideal en Belo Horizonte, estado de Minas Gerais, Brasil, el 24 de enero de 2020. © REUTERS/Cristiane Mattos

El temporal deja además desbordamientos de ríos, caídas de árboles y postes de energía eléctrica, el desplome de un edificio en construcción y bloqueos de carreteras. Ante la situación, la alcaldía de Belo Horizonte suspendió las actividades en las escuelas municipales y pidió a los centros educativos privados hacer lo mismo.

Espíritu Santo es el segundo estado más afectado

El segundo estado más golpeado por el temporal es Espíritu Santo. La Defensa Civil de Espíritu Santo señaló que 3.300 personas perdieron su residencia o fueron desalojadas de sus casas en las ciudades de Iconha, Río Novo do Sul, Vargem Alta y Alfredo Chaves, la más afectada por las tormentas que se intensifican en el verano como resultado de días de extremo calor. 
 

¿Por qué las lluvias causan tragedias en las ciudades?

Expertos citados por el diario Estado de Minas Gerais señalan que las precipitaciones atípicas, falta de planificación urbana e incluso falta de conciencia de la población explican por qué las lluvias que comenzaron en Belo Horizonte el pasado jueves causaron tanta destrucción.

Equipos de rescate registran el sitio de un deslizamiento de tierra, luego de fuertes lluvias en el barrio Vila Ideal en Belo Horizonte, estado de Minas Gerais, Brasil, el 24 de enero de 2020.
Equipos de rescate registran el sitio de un deslizamiento de tierra, luego de fuertes lluvias en el barrio Vila Ideal en Belo Horizonte, estado de Minas Gerais, Brasil, el 24 de enero de 2020. © REUTERS/Cristiane Mattos

El médico y ambientalista sanitario, Apolo Heringer, argumenta que los efectos que se sienten ahora comenzaron a tomar forma en el siglo 19. Apolo critica proyectos como el plan de construcción de la nueva capital del estado ya que tomó como referencia modelos de ciudades como Washington y París que se construyen en áreas completamente diferentes a las de Brasil, con regiones sobre montañas, ríos y tierras bajas.

Otros expertos han indicado que el cambio climático causado por los seres humanos está detrás de las precipitaciones. Teniendo en cuenta que más del 70 % de la superficie de la tierra está cubierta por agua, el calentamiento global hace que aumente la evaporación en los océanos, lagos y suelos y por tanto, en la atmósfera hay más vapor de agua que se convierte en lluvias aún más fuertes.

France 24 con EFE y prensa local

 

Boletines de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.