Saltar al contenido principal

Venezuela: según el Banco Central la inflación cerró 2019 en 9.585%

El presidente venezolano, Nicolás Maduro, lidera una reunión del Gobierno con inversionistas en Caracas, Venezuela, el 6 de febrero de 2020.
El presidente venezolano, Nicolás Maduro, lidera una reunión del Gobierno con inversionistas en Caracas, Venezuela, el 6 de febrero de 2020. © Prensa de Presidencia vía EFE

En medio de una creciente dolarización de la economía y un fenómeno de hiperinflación, el presidente Nicolás Maduro autorizó a las compañías locales para que emitan títulos de deuda en moneda extranjera para que puedan financiar sus actividades.

Anuncios

El Banco Central de Venezuela reveló que en 2019 la inflación de ese país se ubicó en 9.585,50%.

La información constituye el segundo reporte de inflación anual que ofrece la institución después de más de tres años de un silencio informativo -2016, 2017 y 2018- que rompió en 2019.

El Parlamento venezolano, de mayoría opositora y que hace sus propios cálculos en vista de la poca información que ofrece el Banco Central, situó la inflación de 2019 en 7.374,4%.

Ambas cifras, sin embargo, son muy distantes de las proyecciones que entregó el Fondo Monetario Internacional en octubre de 2019 según las cuales, la inflación de Venezuela en ese año cerraría en 200.000%.

France 24
France 24 © France 24

Nicolás Maduro facilita las operaciones en dólares

Comprar con una denominación diferente al dólar en Venezuela ya es casi imposible. La fuerte devaluación del bolívar ha acelerado el uso cada vez mayor de la divisa estadounidense, en medio de la grave crisis económica y la inflación galopante que azotan al país.

El retroceso económico de los últimos años ha llevado a que el Gobierno de Nicolás Maduro desmonte una serie de medidas que imponían fuertes restricciones. Por ejemplo, en 2019 eliminó el control de precios y permitió las transacciones en dólares.

En línea con una cada vez más evidente flexibilización de la economía, el jefe de Estado anunció el miércoles 5 de febrero que les permitirá a las empresas financiarse en moneda extranjera a través de la emisión de títulos.

"(Se autoriza) la autorización normativa y legal para que las empresas del país puedan emitir títulos de valor en moneda extranjera para su financiamiento y autofinanciamiento", dijo el presidente Maduro en el marco de una reunión con empresarios.


Esta medida contribuirá más a la dolarización de la economía venezolana que se aceleró en 2019, luego de que en 2018 comenzara el desmontaje del control cambiario que fijó en 2003 el fallecido presidente Hugo Chávez. Aunque algunos comercios todavía muestran sus precios en bolívares, los ajustan cada día de acuerdo con la devaluación de la moneda nacional.

Nicolás Maduro dijo que el objetivo de la autorización a las compañías para que emitan deuda en divisas es que los empresarios "no tengan las manos amarradas" y además construir "distintas fuentes de financiamiento".

Una emisión de títulos es una herramienta con la que las empresas puede captar recursos de los inversionistas, es decir, pedirles dinero prestado a cambio de reconocerles intereses por determinado periodo. En este caso, sería una operación en cualquier moneda extranjera.

"Un desmantelamiento silencioso"

De acuerdo con la agencia Reuters, el último año han ingresado a Venezuela unos 1.800 millones de dólares, mientras Maduro desmantela silenciosamente 16 años de regulaciones socialistas para salvar la economía frente a las sanciones de Estados Unidos.

"Al menos media docena de bancos venezolanos comenzaron a almacenar en bóvedas millones de dólares y euros acumulados en efectivo por las empresas durante una inesperada liberalización económica del presidente Nicolás Maduro", dijo la agencia citando fuentes de alto nivel.

El efectivo proviene principalmente de las remesas, a menudo en camiones, de los millones de venezolanos que se han ido en los últimos años, y de las ventas de petróleo y oro a naciones aliadas como Turquía y Rusia.

Más allá de los bancos, la moneda extranjera se almacena y se oculta de manera casera. Algunos comerciantes pequeños guardan dólares en cajas de madera, moviéndolos rápidamente para pagar a los proveedores y reducir la posibilidad de robo.

"Hay que dejar la moneda fuerte debajo de un colchón debido al costo de los servicios bancarios", dijo Vito Vinceslao, representante de la asociación de comercio Consecomercio en el estado fronterizo de Apure, donde los flujos de divisas aumentan debido al bullicioso comercio transfronterizo.

Con EFE y Reuters
 

Boletines de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.