Saltar al contenido principal

Francia ordenó el cierre de los negocios "no indispensables" para combatir el Covid-19

El primer ministro francés, Édouard Philippe, anuncia nuevas medidas para limitar la propagación de COVID-19 en París, Francia, el 14 de marzo de 2020.
El primer ministro francés, Édouard Philippe, anuncia nuevas medidas para limitar la propagación de COVID-19 en París, Francia, el 14 de marzo de 2020. © Thomas Samson / AFP

El país europeo ordenó el cierre de todos los lugares públicos “no indispensables” a partir de la medianoche del sábado como parte de las medidas de contención ante la pandemia del Covid-19, que deja ya casi 4.500 casos confirmados y cerca de un centenar de muertos en su territorio.

Anuncios

El primer ministro francés, Édouard Philippe, anunció este sábado 14 de marzo la nueva medida frente a la pandemia del coronavirus, después de que las autoridades sanitarias informaran que 91 personas habían muerto en Francia y que había casi 4.500 pacientes infectados. Tanto es así que el país ha entrado en la fase 3, la última prevista, lo que implica que el virus circula ya por todo el territorio.

“He decidido cerrar todos los lugares no indispensables”, dijo Philippe, añadiendo que las excepciones a la prohibición de las tiendas incluirían los supermercados de alimentos, farmacias, estancos, bancos, kioskos y gasolineras.

Se cerrarán, sin embargo, la mayoría de las tiendas, bares, restaurantes e instalaciones de entretenimiento a partir de la medianoche del sábado. Por otra parte, se mantendrán abiertos los transportes públicos aunque disminuirá su frecuencia, al tiempo que hizo un llamamiento a los ciudadanos a limitar los desplazamientos, sobre todo los interurbanos.

Francia extrema medidas debido a que no se respetan las consignas oficiales y aumentan el número de contagios

“Soy consciente de los esfuerzos y sacrificios que pedimos, pero tengo fe en que el pueblo francés tendrá la capacidad de suspender este grave momento”, añadió el político, que también dijo que las elecciones locales del domingo seguirán adelante.

El primer ministro francés dijo que no había tenido más remedio que tomar la decisión debido al alto número de personas que permanecían en las calles y la falta de implementación efectiva de las medidas anunciadas previamente, que –según Philippe- estaban ayudando a acelerar la propagación del virus.

El jefe del Gobierno aseguró que “las primeras medidas adoptadas para limitar las reuniones han sido imperfectamente aplicadas”, lo que ha llevado a “una aceleración de la difusión del virus, y en ciertos territorios, a un aumento del número de personas en reanimación”.

En las últimas 72 horas, Francia duplicó el número de personas contagiadas y se elevó el número de fallecidos, 12 más que el viernes y 30 pacientes en estado grave, la mitad de ellos menores de 60 años.

La gente disfruta de la cena y las bebidas, después del anuncio del Primer Ministro francés de que el cierre de los comercios y lugares no esenciales comenzará en Francia a medianoche, en le Touquet, Francia, el 14 de marzo de 2020.
La gente disfruta de la cena y las bebidas, después del anuncio del Primer Ministro francés de que el cierre de los comercios y lugares no esenciales comenzará en Francia a medianoche, en le Touquet, Francia, el 14 de marzo de 2020. © Pascal Rossignol / Reuters

Pese a la situación y a algunas voces que cuestionan que el Gobierno mantenga las elecciones municipales, el primer ministro aseguró que el comité científico que los asesora "ha confirmado que se pueden desarrollar respetando estrictamente las consignas de distanciamiento y priorización de las personas mayores y frágiles", al tiempo que se mostró convencido de que los franceses mostrarán "calma y civismo".

A partir de las 8 de la mañana (hora local) abrirán en el país 70.000 mesas electorales en 35.000 municipios a los que están llamados a votar más de 47 millones de ciudadanos para elegir a 500.000 concejales. El Ejecutivo ha señalado que el acto de ir a votar no supone un mayor riesgo de contagio que acudir a un supermercado.

Para la jornada electoral de este 15 de marzo, se adoptaron ciertas precauciones higiénicas en los colegios electorales como respetar las medidas de distancia y que los presidentes de mesas tengan en cuenta que los ancianos y pacientes vulnerables no permanezcan mucho tiempo en las colas. La incógnita es si, pese a esas medidas, el miedo al coronavirus no eleva la abstención.

Con EFE y Reuters

Boletines de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.