Cierran puntos turísticos en Rio y piden evitar playas por coronavirus

2 min
Anuncios

Río de Janeiro (AFP)

Rio de Janeiro cerrará a partir del martes sus principales puntos turísticos, incluyendo el icónico Cristo Redentor, como parte de las medidas anunciadas por las autoridades para contener la propagación del nuevo coronavirus.

El estado de Rio de Janeiro, cuya capital es el principal destino turístico de Brasil, concentra 31 de los 234 casos confirmados en el país hasta el momento.

Además del Cristo Redentor, el teleférico del Pao de Açucar suspenderá su servicio durante las próximas dos semanas.

Ambas atracciones, que anunciaron el cierre en sus páginas web, se mantenían abiertas los últimos días pero habían adoptado medidas como reducir el número de pasajeros, higienizar constantemente los ambientes y ofrecer alcohol en gel a turistas y funcionarios.

El gobernador de Rio, Wilson Witzel, anunció que decretará la situación de emergencia en todo el estado para responder más rápidamente al avance del virus.

Los bares y restaurantes deberán disminuir en al menos un tercio el movimiento de clientes y los centros comerciales reducirán sus horarios de apertura, en los que funcionarán apenas las plazas de comida.

"Apelo a la población de nuestro estado, a los jóvenes, a todos quienes todavía no entendieron que la situación es grave. Estamos intentando evitar que ocurran muertes como están ocurriendo en Italia, en España y en China", afirmó Witzel.

Desde la mañana del lunes, vehículos de bomberos circulaban por las playas exhortando a los vecinos y turistas a evitar aglomeraciones.

"La Defensa Civil pide a la población evitar aglomeraciones en las playas. Por favor, vaya a casa por su seguridad y la de sus vecinos, amigos y familiares", se escuchaba desde los altoparlantes de una camión de bomberos en Copacabana.

Al menos 150 vehículos de bomberos participaron en la operación de sensibilización de la población, según un recuento de medios brasileños.

La policía militar transmitió por altavoces mensajes similares en otros puntos de la ciudad.

Con una población de 210 millones de habitantes, Brasil ha registrado 234 casos confirmados de coronavirus, pero ninguna muerte a raíz del virus.

El viernes, el gobernador de Rio ordenó el cierre de escuelas y de centros culturales durante 15 días, con la posibilidad de ampliar ese plazo de acuerdo a la propagación de la pandemia de COVID-19.