Saltar al contenido principal

Justicia chilena concede extradición a Francia de acusado de crimen de estudiante japonesa

Anuncios

Santiago (AFP)

Un juez chileno concedió este jueves la extradición a Francia de Nicolás Zepeda, acusado del "homicidio con premeditación" de la estudiante japonesa Narumi Kurosaki, desaparecida en 2016 en la ciudad francesa de Besançon.

"Se acoge la solicitud de extradición pasiva presentada por la república francesa respecto del ciudadano chileno Nicolás Zepeda, para los efectos de ser juzgado por el delito de homicidio voluntario con premeditación en contra de la persona de Narumi Kurosaki", dice el fallo emitido por el juez de la Corte Suprema de Chile, Jorge Dahm.

La sentencia puede ser apelada por la defensa de Zepeda, de 29 años, dentro de los próximos cinco días ante la Segunda Sala Penal de la Corte Suprema.

En su resolución, el juez Dahm explica que en este caso se cumplen con todos los requisitos establecidos en el Código Procesal Penal y en la justicia internacional para conceder la extradición.

El argumento de la justicia chilena es que con las pruebas que hay contra Zepeda en Francia, éste también sería acusado en Chile. Existen "antecedentes suficientemente serios, graves y concordantes que pudiese presumirse que en Chile se deduciría acusación en contra del imputado por los hechos que se le atribuyen".

El fiscal de Besançon Etienne Manteaux, expresó su satisfacción y "gran agradecimiento a la justicia chilena", en declaraciones a la AFP.

El magistrado elogió "la seriedad con la que se examinó el caso" en Chile y "agradeció calurosamente al fiscal chileno que realmente apoyó con gran energía la solicitud de extradición presentada por la fiscalía de Besançon".

- Homicidio voluntario con premeditación -

Francia acusa a Zepeda de "homicidio voluntario con premeditación" en contra de la ciudadana japonesa, de 21 años, Narumi Kurosaki, y luego de haber escondido su cuerpo de manera tal que nunca fuera encontrado.

Ambos mantuvieron una relación sentimental de casi un año pero después de su separición estaban distanciados y ella habían iniciado un nuevo noviazgo con un estudiante francés.

Esa nueva relación de Kurosaki habría detonado los celos de Zepeda, que habría viajado especialmente desde Chile para cometer el crimen, según la investigación de la justicia de Francia.

"Estamos muy conformes con este fallo; entendemos se encuentra completamente ajustado a las normas legales tanto nacionales como internacionales", dijo Antonio Segovia, director de cooperación internacional y extradiciones de la Fiscalía de Chile.

Segovia agregó que el fallo se ajusta "a los contundentes antecedentes" aportados por Francia para poder acreditar el delito y la participación que se le imputa al acusado.

La defensa de Zepeda afirmó, por su parte, que apelarán la sentencia.

"Estimamos que los antecedentes que proporciona Francia no son suficientes para conceder la extradición, en atención de que no existe un estándar mínimo para poder acusar en Chile con estos antecedentes", explicó la abogada de Zepeda, Joanna Heskia.

"Lo que vamos a hacer nosotros es impugnar la resolución en el plazo que nos concede la ley", agregó la jurista.

El juicio de extradición se inició el 5 de marzo, tres meses después de que Chile recibiera formalmente el pedido por parte de la justicia francesa y cuando todavía persiste el misterio sobre dónde se encuentra el cuerpo de Narumi.

Durante los alegatos de extradición, la justicia francesa mostró pruebas que dan cuenta de que los días previos a la desaparición de Narumi, la madrugada del 5 de diciembre de 2016, Zepeda compró material inflamable, siguió varios días a la víctima y la noche del supuesto crimen la invitó a comer y luego se fue con ella hasta la vivienda estudiantil en Besançon.

En este lugar –donde fue reconocido por varios estudiantes – la habría asfixiado estrangulándola y posteriormente metió su cuerpo en una maleta y lo escondió en un bosque cercano. Luego, realizó varias acciones para encubrir el delito.

El chileno, que había amenazado a Kurosaki en un vídeo publicado en internet que luego retiró, admitió que estuvo en su habitación la noche de su desaparición y que mantuvo con ella relaciones sexuales consensuadas, pero asegura que se fue inmediatamente después y ha negado toda responsabilidad en el caso.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.