Economía

Teletrabajo, una opción para las empresas en medio de la pandemia

Líderes mundiales han desarrollado conferencias a distancia debido al aislamiento social exigido por algunos gobiernos para disminuir los contagios de Covid-19
Líderes mundiales han desarrollado conferencias a distancia debido al aislamiento social exigido por algunos gobiernos para disminuir los contagios de Covid-19 © Eskinder Debebe / EFE

El establecimiento de medidas de confinamiento, con el objetivo de disminuir los contagios por Covid-19, ha obligado a algunas empresas a paralizar sus operaciones. La acción ha dejado pérdidas económicas además de influir, en algunos casos, en el aumento de las cifras de desempleo. No obstante, la opción de teletrabajo (o trabajo remoto) ha permitido disminuir el impacto económico para las organizaciones al tiempo que le permite al empleado desarrollar una actividad en medio del aislamiento.

Anuncios

El 25 de febrero de 2020, en pleno incremento de los casos por Covid-19 en el continente asiático, el Gobierno japonés instó a muchas empresas a implementar el teletrabajo con el objetivo de limitar la presencia de personas en las principales ciudades y así disminuir los contagios.

En Singapur, las autoridades expresaron que obligarían a las empresas a cerrar completamente si no incrementan las opciones para que los empleados puedan trabajar desde casa, luego de confirmarse 47 nuevos contagios por la enfermedad el 31 de marzo. 

Dmitri Peskov, portavoz del Kremlin, informó que el presidente de Rusia, Vladimir Putin, realizaría actividades mediante el teletrabajo. "Él (Putin) tiene previsto celebrar una reunión con los miembros del Gobierno. Lo que diferencia dicha reunión de otras es que se celebrará en remoto". 

“Lo que está pasando en estas circunstancias que nos está tocando vivir es que la transformación digital de las empresas se ha visto forzada por el coronavirus. Actualmente hay más de 3.000 millones de personas que fueron obligadas a permanecer en sus hogares y para muchas de estas el trabajo remoto es lo único que tienen para ganarse la vida, y para las compañías mantener el negocio y que las economías no colapsen”, dijo Silvina Moschini, cofundadora y presidenta de TransparentBusiness

América Latina no ha escapado a esta situación, aunque no se conocen datos oficiales en torno al número de personas que realizan actividades a distancia en medio de la pandemia. A finales de 2019 Chile reveló una encuesta y en ella se conoció que 0,61% de la fuerza laboral (unas 59.000 personas) realizaba tareas a distancia. 

En ese país el desarrollo de protestas desde el mes de octubre, que generaron una paralización de actividades y limitaron la movilidad de las personas, impulsó la presentación de un proyecto de ley ante el Congreso para regular las labores a distancia, un texto que fue promulgado a finales del mes de marzo. 

“En el caso de Chile esta iniciativa fue presentada por Chile Mujeres (organización sin fines de lucro que promueve un cambio cultural que mejore la inserción laboral de la mujer) con el objetivo de permitir el trabajo a distancia para las mujeres. Creo que es importante definir que trabajo es algo que se hace y no un lugar a donde se va”, explicó Moschini durante la conversación. 

Con EFE y Reuters

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24