Saltar al contenido principal

Pasajeros de cruceros con coronavirus viajan a casa y otro barco con enfermos busca atracar en Florida

Anuncios

Fort Lauderdale (Estados Unidos) (AFP)

Los pasajeros de dos cruceros con enfermos de coronavirus a bordo comenzaron a volver a casa este viernes tras haber conseguido atracar la víspera en Fort Lauderdale, en el sur de Florida, luego de que varios puertos les cerraran las puertas durante una angustiante travesía de casi un mes.

El "Zaandam", operado por Holland America Line, comenzó su periplo el 7 de marzo en Buenos Aires, antes de que la crisis por el coronavirus forzara las restricciones de viajes internacionales.

Iba a atracar dos semanas después en Chile, pero cuando algunos pasajeros se enfermaron, varios países les negaron el puerto.

El buque "Rotterdam" vino entonces en su ayuda en medio del Pacífico, los pasajeros fueron divididos entre los dos barcos y ambas naves finalmente atracaron en el puerto de Fort Lauderdale el jueves de tarde, con docenas de enfermos a bordo y cuatro personas fallecidas.

"Ustedes han hecho historia", dijo el capitán del "Rotterdam", Bas Van Dreumel, en el altavoz del barco, según una grabación obtenida por la AFP.

"Algunos de ustedes tienen un largo viaje por delante, algunos de ustedes ya llegaron a casa aquí en Florida (...) Ustedes me han hecho un capitán mejor y un hombre mejor", añadió.

El viernes, autobuses escoltados por policías locales comenzaron a transportar a los 1.200 pasajeros aparentemente saludables del "Zaandam" y del "Rotterdam" desde el puerto hasta el aeropuerto, para que aborden vuelos chárters en la terminal de Fort Lauderdale rumbo a sus destinos o conexiones.

"Ya vamos por el pasillo...", dijo alegremente Wendy De Pinho, una pasajera del "Rotterdam" de 49 años, en un video que grabó cuando salía de su camarote tras un confinamiento de 14 días con su marido, Rick, de 53, ambos de Nueva Jersey.

Ambos llevaban máscaras y se los veía subir a un autobús semivacío, donde los pasajeros se sentaban respetando la distancia requerida.

Rick De Pinho comentó que había sido conmovedor, la tarde anterior, ver que algunos residentes se habían acercado al puerto a saludar al barco.

"Fue especialmente emocionante luego del miedo inicial [que tenían] y de que no quisieran nuestro barco aquí. Me hizo sentir orgulloso de mí país y de mi gente", dijo De Pinho.

El gobernador de Florida, Ron DeSantis, así como autoridades locales, inicialmente se opusieron al arribo del bote.

La pareja llegó directamente a la pista del aeropuerto y su equipaje fue desinfectado antes de subir a bordo. El personal en cabina llevaba trajes de aislamiento.

Unos 26 pasajeros que tienen síntomas permanecerán aislados en sus camarotes hasta que se recuperen.

Los 14 enfermos graves que necesitaban atención urgente fueron evacuados en ambulancias el jueves a dos hospitales locales.

"De los pasajeros transferidos anoche a nuestro sistema, algunos están en condición crítica y otros están estables", dijo este viernes Jennifer Smith, portavoz del hospital Broward Health.

- El "Coral Princess" en camino -

Desde el 22 de marzo, unas 250 personas en el "Zaandam" y el "Rotterdam" se han sentido enfermas con síntomas de gripe. Se realizaron 11 pruebas de coronavirus y nueve dieron positivo.

Los barcos se quedarán en el Puerto Everglades hasta el sábado, y luego permanecerán anclados frente a la costa hasta que los pasajeros con síntomas estén en condiciones de desembarcar.

Otro barco con 12 casos confirmados de coronavirus a bordo, el "Coral Princess", se aproxima también a Fort Lauderdale y espera llegar a puerto el fin de semana, según informó la empresa el jueves.

El crucero de "Coral Princess", con 1.020 pasajeros y 878 tripulantes, comenzó su travesía el 5 de marzo desde Santiago de Chile para un viaje sudamericano que iba a terminar en Buenos Aires el 19 de marzo. Pero el puerto argentino le negó entrada debido al cierre de fronteras, así como luego Uruguay y Brasil.

Al tener a bordo "un número mayor a lo normal de personas con síntomas parecidos a la gripe", todos los pasajeros fueron confinados en sus cabinas el martes de esta semana y el barco hizo una "parada de servicio" en Barbados ese día, informó Princess Cruises en un comunicado.

Esta línea, que opera el "Coral Princess", así como Holland America, que opera el "Zaandam" y el "Rotterdam", son ambas subsidiarias de la corporación Carnival.

Esta semana, la Guardia Costera del sureste de Estados Unidos -que incluye Florida- ordenó a los barcos con más de 50 personas a bordo que traten por su cuenta a los enfermos con síntomas respiratorios "por un tiempo indefinido".

También ordenó a los capitanes que envíen a las personas que necesiten ser hospitalizadas a los países donde están registrados los botes.

Las líneas de cruceros de Carnival, Norwegian y Royal Caribbean tienen buques basados en Miami con bandera de Bahamas, un archipiélago en el Caribe con capacidad médica limitada que aún se recupera del huracán Dorian del año pasado.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.