Saltar al contenido principal

Macron aboga por cancelar la deuda africana y un cese al fuego global

Emmanuel Macron visita La Courneuve, a las afueras de París, el 7 de abril de 2020.
Emmanuel Macron visita La Courneuve, a las afueras de París, el 7 de abril de 2020. GONZALO FUENTES POOL/AFP/Archives

El presidente de Francia concedió una entrevista exclusiva a RFI centrada en política internacional en medio de la pandemia de coronavirus. Se dijo partidario de aliviar la deuda de los países africanos para que puedan luchar contra el Covid-19 y pidió a Rusia apoyar el llamado de la ONU a un alto al fuego global. También se refirió a la investigación para hallar un tratamiento contra el coronavirus.

Anuncios

La lucha contra el coronavirus en Francia es la principal preocupación de Emmanuel Macron. Pocas son las ocasiones que ha tenido el mandatario, más allá de asuntos europeos, para referirse a temas de política internacional.

Sin embargo, en su alocución a la nación del lunes 13 de abril, el presidente francés se refirió al continente africano, diciendo que debería anularse la totalidad de su deuda.

Una moratoria de la deuda africana es "una etapa indispensable"

Para Macron, lo que se está viviendo en la actualidad es algo que atañe todos los continentes. En el caso de África, teniendo en cuenta su situación sanitaria, climática y económica, las dificultades son mayores. Por eso, según él hay un deber de “solidaridad” con esa región.

"Mientras dure la crisis, debemos dejar que las economías africanas tengan un respiro con la suspensión del pago de las deudas", afirmó el mandatario. "Es una etapa indispensable", agregó. El mandatario espera que la moratoria de la deuda sea firmada el miércoles en la noche durante una reunión a distancia de los ministros de finanzas del G20, entre ellos Estados Unidos y China.

De hecho, estas declaraciones se suman a lo dicho por el ministro francés de Finanzas, Bruno Le Maire, quien en días pasados señaló que los acreedores internacionales llegaron a un acuerdo preliminar para aliviar los pagos de la deuda de los países más pobres por este año.

Francia espera contar con el apoyo de Putin a un cese al fuego global

En medio de la crisis sanitaria global por el coronavirus, también se ha hecho un llamado a un alto al fuego general. Esa fue la petición que hizo el secretario general de las Naciones Unidas, Antonio Guterres, el pasado 23 de marzo.

Guterres explicó que en los países en conflicto armado los sistemas de salud están colapsados y que el personal de salud no solo cuenta con pocos efectivos sino que también blanco de la guerra.

El presidente francés dijo a RFI que ya cuenta con al acuerdo de tres de los otros cuatros miembros permanentes del Consejo de Seguridad de la ONU para respaldar el llamado al cese al fuego y así poder concentrar esfuerzos en la lucha contra el Covid-19. Se trata de China, Estados Unidos y Reino Unido.

Ahora resta esperar que Vladimir Putin dé su visto bueno, algo que puede ser pronto. "Hablé con él al comienzo de esta iniciativa. No he hablado con él desde que obtuve las confirmaciones de los demás líderes. Lo haré en las próximas horas", relató Macron a RFI.

"Creo que el presidente Putin va aceptar y el día que esto ocurra, podremos realizar una videoconferencia y transmitir este acuerdo con mucha solemnidad, fuerza y aún mayor eficacia".

La controvertida cloroquina como tratamiento contra el Covid-19

Emmanuel Macron se ha mostrado partidario, y lo reiteró en su alocución de este lunes, de invertir ampliamente no solo en la búsqueda de una vacuna sino también en un tratamiento contra el Covid-19. Sin descartar ninguna propuesta, incluso con la controvertida cloroquina, un antipalúdico.

El gremio científico no es unánime ante el uso de la cloroquina, pero en Francia está el abanderado de ese tratamiento. Se trata del profesor Didier Raoult quien viene realizando estudios para el tratamiento del Covid-19. Este virólogo y profesor universitario está a la cabeza del Instituto Hospitalo-Universitario Mediterráneo de Infección de Marsella (IHU). Fue él quien, a finales de febrero, habló de ese tratamiento como "el final de la partida" contra el coronavirus.

No obstante, su metodología ha sido cuestionada por el mundo científico y seguido por otros como el mismo Donald Trump. Raoult, quien era uno de los miembros del Consejo científico que asesora al gobierno francés desde el inicio de la epidemia, renunció a este, pero no a sus estudios clínicos.

En Marsella continúa sus investigaciones esta vez con una biterapia que mezcla la hidroxicloroquina -derivado de la cloroquina- con azitromicina, un antibiótico que trata infecciones como la bronquitis y la neumonía.

La biterapia preconizada por Raoul debe pasar tests

El presidente se ha mostrado abierto a todo tipo de propuestas de tratamientos. Durante la entrevista a RFI, dio a conocer su punto de vista sobre dicha biterapia.

De hecho, el mandatario visitó por sorpresa a Raoult el pasado 9 de abril en Marsella. A la pregunta de si había salido convencido de este tratamiento tras su charla con Raoult, Macron dijo que "a cuestión no es de creencia, es una cuestión científica", para él el profesor es un "gran científico".

"La biterapia propuesta por el profesor Raoult debe ser probada", declaró el presidente francés a 'RFI'. "Hay que avanzar, mostrar su eficacia y que se mida su toxicidad", siendo “muy prudentes”, agregó.

"Mi deber es que todas las pistas terapéuticas en curso sean objeto de ensayos clínicos rigurosos y lo más rápido posible para encontrar un tratamiento", explicó Macron a RFI, resaltando que a nivel europeo, Francia es el país donde más ensayos clínicos se están realizando.

Con AFP y Reuters

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.