La sala del Festival Eurovisión recibe a enfermos de COVID-19

Anuncios

Róterdam (Holanda) (AFP)

La sala de conciertos de Róterdam en la que debía celebrarse el Festival de la Canción de Eurovisión, dará la bienvenida desde el viernes a decenas de pacientes enfermos de COVID-19 para aliviar la situación en los hospitales holandeses saturados por la pandemia.

En el Ahoy Arena, que iba a albergar en mayo a miles de fanáticos del popular concurso Eurovisión, que cada año reúne a decenas de millones de telespectadores, las autoridades sanitarias instalaron 88 camas de hospital y, de ser necesario, instalarán varias centenas más.

Una de las salas estará completamente reservada para pacientes que padecen coronavirus, que requieren tratamiento pero no necesitan ser hospitalizados.

La salas también podrá recibir pacientes afectados por otros enfermedades para liberar espacio en los hospitales para personas con COVID-19 en estado crítico.

"Algunas personas ya no salen de su hogar e igualmente deben ser atendidas, siguiendo las instrucciones de su médico generalista. Pronto podremos recibirlas aquí en Ahoy", dijo Saskia Baas, directora del servicio local de salud pública (GGD) de la región de Róterdam.

Las personas que "ya no pueden ser atendidas adecuadamente en sus establecimientos de cuidado o hogares de ancianos" también son bienvenidas, agregó durante una presentación de prensa.

La decisión de adaptar el Ahoy Arena fue tomada por las autoridades de la región después de la cancelación de Eurovisión debido a la pandemia.

"Estábamos en plena preparación para el concurso de canciones de Eurovisión. Súbitamente tuvimos que adaptarnos a la crisis" del nuevo coronavirus, explicó Arjen Littooij, director de las agencias de seguridad en la región de Róterdam.

En Holanda, uno de los pocos países europeos que no impuso la contención total, se detectaron 27.419 casos de contaminación con COVID-19, incluidas 2.945 muertes, según el último recuento de las autoridades.