Air France-KLM recibirá del Estado francés un histórico paquete de ayuda de 7.000 millones de euros

El logotipo de Air France-KLM Group en el primer Airbus A350 de la compañía durante una ceremonia en la sede del fabricante de aviones en Colomiers, cerca de Toulouse, Francia, el 27 de septiembre de 2019.
El logotipo de Air France-KLM Group en el primer Airbus A350 de la compañía durante una ceremonia en la sede del fabricante de aviones en Colomiers, cerca de Toulouse, Francia, el 27 de septiembre de 2019. © Regis Duvignau / Reuters

Mientras la industria del transporte aéreo lucha por sobrevivir a la crisis ocasionada por la pandemia del Covid-19, que ha reducido notoriamente el tráfico de pasajeros a nivel mundial, el ministro de Economía y Finanzas, Bruno Le Maire, anunció que Francia aportará un "apoyo histórico" para rescatar a la aerolínea.

Anuncios

Con la crisis económica que ha ocasionado el brote pandémico del nuevo coronavirus Covid-19, las aerolíneas están sumergidas en un turbulento panorama debido a la falta de tráfico aéreo. Las pérdidas económicas están por las nubes y ante ese drama financiero, las principales aerolíneas del mundo, así como las de bajo costo, están tomando medidas para frenar la recesión. 

Este 24 de abril, el ministro de Economía y Finanzas, Bruno Le Maire, indicó en la cadena televisiva 'TF1' que el grupo Air France-KLM recibirá un "apoyo histórico" de 7.000 millones de euros de parte del Estado francés. Le Maire explicó que emitirá 3.000 millones de euros en préstamos, así como garantías del 90 % sobre otros 4.000 millones en préstamos bancarios a Air France.

Le Maire destacó que es la primera vez que el Estado aporta "un apoyo tan importante" pero recalcó que es tanto una cuestión de independencia como de preservación de puestos de trabajo, "porque detrás está toda la filial aeronáutica". El Estado, que posee el 14 % del capital, ha fijado condiciones tanto de rentabilidad, "porque es el dinero de los franceses y es necesario que Air France haga un esfuerzo", como ecológicas, con la intención de que esa empresa "se convierta en la más respetuosa del planeta con el medio ambiente".

Adicionalmente, el Gobierno de los Países Bajos dijo que estaba preparando entre 2.000 y 4.000 millones de euros adicionales en ayuda a KLM, que desde 2004 ha constituido con Air France uno de los principales grupos europeos en el sector de transporte aéreo.

Imagen de archivo de dos aviones, uno de Air France y el otro de KLM, en el Aeropuerto Ámsterdam-Schiphol en Ámsterdam, Países Bajos, el 7 de mayo de 2018
Imagen de archivo de dos aviones, uno de Air France y el otro de KLM, en el Aeropuerto Ámsterdam-Schiphol en Ámsterdam, Países Bajos, el 7 de mayo de 2018 © Robin Utrecht / ANP / AFP

El ministro de Finanzas neerlandés, Wopke Hoekstra, dio una sesión informativa una hora después de su homólogo francés para anunciar que la ayuda de KLM aún estaba pendiente de aprobación, y dijo que habría una "conversación" entre los accionistas sobre un futuro aumento de capital.

"Hemos dicho repetidamente que, como Gobierno, haremos todo lo posible para ayudar a KLM a superar esta crisis", dijo Hoekstra, citando su "papel vital" en la economía de los Países Bajos. El ministro dijo que de ser aprobado, el apoyo tendría condiciones. "Es dinero de los impuestos de todos nosotros y eso significa que pediremos algo a cambio".

Las ayudas estatales para las aerolíneas no son "cheques en blanco"

Las aerolíneas asociadas habían estado negociando durante semanas con sus respectivos gobiernos, ya que las compañías aéreas de todo el mundo están colapsando o buscando rescates estatales, y obtuvieron este gran apoyo financiero. 

En un mensaje de video enviado al personal de Air France-KLM, el presidente ejecutivo de la empresa, Benjamin Smith, dijo que la ayuda "no era un cheque en blanco" y que requeriría una acción dura sobre los costos y el rendimiento".

La compañía se habría quedado sin efectivo "en un futuro muy cercano" sin esta ayuda, dijo Smith, quien además prometió que la compañía "reconsideraría nuestro modelo de inmediato" para seguir siendo competitivos una vez que las medidas de confinamiento de virus comiencen a permitir más viajes aéreos.

Benjamin Smith, actual CEO o presidente ejecutivo del grupo Air France-KLM. Fotografía de archivo tomada el 2 de junio de 2016 en Dublín, Irlanda.
Benjamin Smith, actual CEO o presidente ejecutivo del grupo Air France-KLM. Fotografía de archivo tomada el 2 de junio de 2016 en Dublín, Irlanda. © Clodagh Kilcoyne / Reuters

Smith anunció el mes pasado que renunciaría a su bono este año y reduciría en un 25 % su salario, y el CEO de KLM, Pieter Elbers, anunció a principios de esta semana que renunciaría al 20 % de su salario este año mientras la aerolínea lucha por su supervivencia.

Todas las principales aerolíneas estadounidenses han alcanzado acuerdos con el Departamento del Tesoro por miles de millones en subvenciones y préstamos para ayudarlos a cubrir los costos de la nómina hasta septiembre. Otras aerolíneas importantes, incluida la alemana Lufthansa, están negociando acuerdos de ayuda gubernamental mientras lidian con el cierre de los viajes aéreos y la profunda incertidumbre sobre las perspectivas de recuperación una vez que la pandemia disminuya.

El coronavirus no solo ha traído restricciones gubernamentales a los viajes, sino que ha avivado el temor entre el público de estar atrapado en un avión mientras comparte aire reciclado con personas que podrían estar infectadas. Las aerolíneas gastan más en reembolsos de lo que ganan en nuevas reservas, y los ejecutivos de las aerolíneas dicen que sus compañías podrían tardar años en recuperarse.

El Estado francés también le brindará apoyo a Renault, pues "está en juego nuestra industria del automóvil"

Le Maire añadió que los 5.000 millones de euros destinados para el fabricante automovilístico Renault todavía están en negociación, pero señaló que en ese caso se trataría de un préstamo garantizado por el Estado, que posee el 15 % del capital: "Está en juego nuestra industria del automóvil", dijo el representante gubernamental, que apuntó que hay un millón de empleos ligados a ese grupo en todo el territorio. 

Renault señaló que está reduciendo su estructura de costos para contener la pérdida de más de 5.000 millones de euros de efectivo que registró durante el primer trimestre de 2020, cuando su facturación cayó un 19,2 % respecto al mismo periodo del año anterior.

El ministro francés de Economía y Finanzas, Bruno Le Maire, a las afueras del Palacio del Elíseo en París, Francia, el 24 de abril de 2020.
El ministro francés de Economía y Finanzas, Bruno Le Maire, a las afueras del Palacio del Elíseo en París, Francia, el 24 de abril de 2020. © Ludovic Marin / Pool vía Reuters

Esta crisis, según destacó Le Maire, es "histórica", y desde el principio de la epidemia en marzo ha provocado ya más de 22.000 muertes en Francia, de las cuales casi 14.000 se han registrado en hospitales y cerca de 8.500 en residencias de ancianos y centros de dependencia.

Por estos días, apenas un 5 % del programa de vuelos habitual de Air France está operando, sobre todo para garantizar las principales rutas nacionales (conexiones de París a Niza, Marsella, Toulouse o a los principales destinos de la Francia de ultramar).

Con Reuters, AP y EFE

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24