Saltar al contenido principal

Tregua en motín de una cárcel argentina iniciado por un caso de coronavirus

Anuncios

Buenos Aires (AFP)

Decenas de presos de la cárcel de Villa Devoto, en Buenos Aires, se amotinaron el viernes durante nueve horas en protesta por un caso de coronavirus, pero la revuelta cesó con una tregua hasta el sábado acordada con funcionarios judiciales.

El motín se inició por la mañana y finalizó al anochecer cuando delegados de los presos aceptaron participar en una mesa de diálogo en la que serán escuchadas sus demandas, informaron fuentes del ministerio de Justicia, citadas por la prensa local.

"Nos negamos a morir en la cárcel", pintaron los detenidos en una gran tela desplegada en el tejado del presidio, donde un grupo se concentró para gritar sus reclamos.

Los presos blandían palos y lanzaban piedras a los guardias que arrojaron gases lacrimógenos, mientras que desde las calles aledañas se escuchaban detonaciones dentro del edificio, comprobaron periodistas de la AFP.

Los encarcelados reclaman el otorgamiento de prisiones domiciliarias para los que son población de riesgo ante la pandemia y conmutaciones de penas, entre otras demandas.

Un cordón policial rodeó el penal, que alberga a unos 2.200 detenidos.

Un grupo de presos logró escalar al techo de la prisión, abrir un boquete en las chapas y desde allí arrojaron proyectiles a la guardia de seguridad que intentaba sofocar la revuelta.

Por el momento las autoridades no informaron de la existencia de víctimas.

Los presos reclamaron de viva voz la presencia de un juez y ayuda en el marco de la pandemia, después de que se confirmara días atrás un caso positivo de coronavirus de un agente penitenciario en esa unidad carcelaria de la ciudad de Buenos Aires.

"Covid-19 en Devoto, jueces genocidas", escribieron en otro cartel colgado desde el techo del edificio.

Los reclusos piden también que se resuelvan las excarcelaciones que estaban en trámite antes de que estallara la crisis sanitaria.

La semana pasada ya se habían registrado revueltas en otras cárceles de Argentina, una de ellas en Florencio Varela, en la periferia sur de la ciudad de Buenos Aires, que terminó con un detenido muerto y una veintena de heridos.

- Despoblar cárceles -

Argentina mantiene desde el 20 de marzo medidas de confinamiento obligatorio en todo su territorio, salvo para actividades esenciales y lleva contabilizados 3.595 casos de covid-19, de los cuales fallecieron 176.

A la mesa de diálogo del sábado se presentarán representantes del poder judicial, del ministerio de Justicia, del área de Derechos Humanos y funcionarios del Servicio Penitenciario Federal.

En el principio de acuerdo se estableció el compromiso de no trasladar a presos involucrados en los hechos para garantizar que no haya represalias.

La Cámara incluyó este párrafo en una sentencia en favor del arresto domiciliario de una mujer transgenéro.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.