Las farmacéuticas Pfizer y Merck descartan penuria de medicamentos por la pandemia

Anuncios

Nueva York (AFP)

Los laboratorios farmacéuticos estadounidenses Pfizer y Merck descartaron este martes que la pandemia de coronavirus que ha paralizado a fábricas en todo el mundo provoque una penuria de medicamentos.

"Pfizer aún no ha observado ninguna perturbación significativa en su cadena de suministros y en todas sus plantas de producción (de medicamentos) en el mundo. Éstas siguen funcionando casi a su ritmo y niveles habituales", aseguró el número uno estadounidense del sector farmacéutico.

La compañía, que estableció nuevas formas de transporte para llevar sus medicamentos hasta su destino, "sigue pendiente de las medidas tomadas por los gobiernos (contra la COVID-19) que puedan perturbar el suministro".

Merck indicó asimismo que la pandemia no tuvo "ningún impacto material en la producción y el suministro" de sus tratamientos y vacunas.

La empresa dijo disponer de "niveles de reservas normales para la mayoría de sus productos" y destacó que sus laboratorios están "totalmente operativos".

A pesar de la crisis causada por la epidemia, Pfizer mantuvo este martes sus objetivos financieros anuales. La empresa sigue anticipando un volumen de negocios de entre 48.500 y 50.500 millones de dólares en 2020, con un beneficio por acción ajustado, referencia en Norteamérica, de entre 2,82 y 2,92 dólares.

En el primer trimestre del año, la compañía obtuvo un beneficio neto de 3.400 millones de dólares, un 12,4% menos que en el mismo periodo de 2019; pero el beneficio por acción ajustado se situó en 0,80 dólares frente a los 0,73 previstos.

Pfizer sigue trabajando entretanto en una vacuna contra la COVID-19.

En Alemania, la autoridad encargada de certificar las vacunas acaba de darle el visto bueno a ensayos clínicos sobre humanos realizados por el laboratorio local BioNTech, vinculado a Pfizer.

Merck sí tiene previsto, por su parte, que las medidas de cuarentena y distanciamiento social contra la pandemia afecten sus resultados financieros en 2020.

El grupo anticipa un beneficio por acción ajustado de entre 5,17 y 5,37 dólares, inferior a la horquilla de entre 5,62 y 5,77 que barajaba antes de la epidemia.

La empresa prevé perder 2.100 millones de dólares en sus ventas anuales y anticipa ahora un volumen de negocios de 46.100 a 48.100 millones de dólares en 2020, frente a los 48.800 que esperaba.

Merck obtuvo un beneficio neto de 3.200 millones de dólares en el primer trimestre, un 10,4% más que en el mismo periodo del año pasado, lo que se tradujo en un beneficio por acción ajustado de 1,50 dólares, frente a los 1,34 dólares previstos.