Crece apoyo a oferta argentina de canje de deuda, según ministro de Economía

Anuncios

Buenos Aires (AFP)

El ministro de Economía argentino, Martín Guzmán, aseguró que la oferta para el canje de deuda que cerrará el próximo viernes ha obtenido hasta el momento un apoyo creciente y pidió cooperación de los acreedores.

"Notamos en esta semana un entendimiento creciente y, como digo, hubo casos concretos de acompañamiento de la oferta. Consideramos que el proceso en estos días ha sido positivo, que todavía falta y que continuará el diálogo", dijo en una entrevista publicada este domingo en el diario Clarín.

Guzmán pidió "cooperación" a los acreedores.

"Hay un conjunto que manifestó apoyo, en particular inversores locales que ya nos han contactado. Hay otros con los que seguimos en diálogo y buscamos que acompañen. Seguimos trabajando pero esto requiere la cooperación de los acreedores", dijo.

El ministro aclaró que "cooperar significa llegar a un resultado que el país pueda sostener en el tiempo. Esta oferta es una promesa que se pueda cumplir y por lo tanto es de buena fe".

Ese último aspecto es un punto cuestionado por un grupo de acreedores que ya manifestaron su rechazo al considerar que Argentina puede mejorar la oferta sin comprometer su capacidad de pago.

"Si es así, deberían demostrarlo los bonistas. Hemos hecho público nuestro análisis de sostenibilidad de la deuda y está alineado con el del Fondo Monetario" Internacional, les respondió el ministro.

En ese sentido consideró que "la evidencia es abrumadora: los países que proponen algo sobre la base de metas que no se pueden cumplir empeoran".

La oferta de canje de deuda del gobierno de Alberto Fernández alcanza a 66.238 millones de dólares en bonos emitidos bajo ley extranjera.

Contempla tres años de gracia y una quita del 62% sobre intereses (37.900 millones de dólares) y del 5,4% sobre capital (3.600 millones de dólares).

"La oferta cierra el 8 (de mayo), y lo mejor para ambas partes es que esto se cierre ese día", dijo consultado sobre la posibilidad de extender el plazo.

De todas maneras, Guzmán dijo que "si no hay arreglo el 8, la Argentina va a seguir trabajando el tiempo necesario para restaurar la sostenibilidad de la deuda" pública.

"Nosotros hoy no le pedimos a los bonistas que pierdan sino que ganen menos y ofrecemos una tasa promedio de retorno alineada con la de otros países", afirmó.

El ministro reiteró que "Argentina tiene voluntad de pago, lo que no hay es capacidad de pago".

"El inversor que le prestó a la Argentina al 7% tomó un riesgo. Invirtió en un modelo de país, fue compensado por ese riesgo cuando en el mundo las tasas eran cercana a cero y Argentina pagaba un retorno promedio del 7%", recordó.