Saltar al contenido principal

Salvadoreños confinados protestan para exigir resultados de pruebas de coronavirus

La policía salvadoreña custodia a personas en cuarentena en un centro de contención, donde se encuentran recluidas hasta que las autoridades descartan el posible contagio de coronavirus, el 4 de mayo de 2020 en San Salvador
La policía salvadoreña custodia a personas en cuarentena en un centro de contención, donde se encuentran recluidas hasta que las autoridades descartan el posible contagio de coronavirus, el 4 de mayo de 2020 en San Salvador Marvin RECINOS AFP
Anuncios

San Salvador (AFP)

Medio centenar de salvadoreños que cumplen una cuarentena forzada en un "centro de contención" protestaron este lunes para exigir a las autoridades les brinden resultados de pruebas para determinar si están contagiados por el nuevo coronavirus.

"Estamos cumpliendo la cuarentena, no pedimos irnos a la casa, queremos que nos digan qué pasa con los resultados de pruebas de COVID-19 que nos han hecho", dijo vía telefónica a AFP Jimmy Meléndez, quien lleva dos semanas de cuarentena en el Palacio de los Deportes, un gimnasio en San Salvador.

A pesar de las restricciones, unas 50 personas con sus manos en alto salieron del recinto hasta un parqueo contiguo, donde pidieron a gritos a un grupo de policías que se comunicaran con el Ministerio de Salud para que atienda su petición.

"Aquí nadie nos dice nada, a todos nos han hecho pruebas [para detectar la COVID-19] pero nadie se acerca a darnos los resultados", reclamó Meléndez.

El gobierno salvadoreño instaló 91 "centros de contención" en gimnasios, iglesias o pequeños hoteles, en los que interna a personas que violan la cuarentena obligatoria impuesta para contener la COVID-19.

Actualmente hay 3.964 personas en estos centros, que han despertado fuertes críticas dentro y fuera de El Salvador por hacinamiento y abusos en su interior. La Fiscalía abrió varias investigaciones por supuestas violaciones de derechos humanos en esos establecimientos.

"Es tiempo suficiente, mucha mentira ya, queremos que nos digan qué pasa con nosotros", gritaban otros manifestantes, ante la mirada de agentes antimotines que acudieron a contener la protesta.

En el oeste de San Salvador, la policía acudió a otro centro de contención ubicado en las instalaciones de una iglesia evangélica, donde la prensa local denunció que algunos internos suelen embriagarse y agredir a otros.

El Salvador registra hasta este lunes 555 casos del COVID-19, entre ellos 13 fallecidos.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.