Saltar al contenido principal

Alemania "hace limpieza" en sus mataderos a causa de covid-19

Entrada de la empresa de procesamiento de carne Westfleisch, donde se detectaron nuevos contagios por coronavirus, el 18 de mayo de 2020 en Dissen, Alemania
Entrada de la empresa de procesamiento de carne Westfleisch, donde se detectaron nuevos contagios por coronavirus, el 18 de mayo de 2020 en Dissen, Alemania Ina FASSBENDER AFP
Anuncios

Berlín (AFP)

Alemania ha reforzado el control del trabajo en sus mataderos, prohibiendo los subcontratos que permiten el recurso masivo a trabajadores llegados desde Europa del este, tras haber constatado casos de covid-19 en estos establecimientos.

"A partir del 1 de enero de 2021, el sacrificio (de animales) y el proceso de transformación de la carne solamente podrán realizarlo empleados de la empresa" final, anunció este miércoles el ministro de Trabajo alemán, Hubertus Heil.

"Es necesario poner fin a la irresponsabilidad", añadió Heil, refiriéndose a la necesidad de "hacer una limpieza" en el sector.

Esta prohibición pondrá fin a una práctica muy frecuente en la industria cárnica, que consiste en echar mano de forma masiva a trabajadores procedentes de Europa del este, contratados por empresas de sus países, y después "expatriados" a Alemania mediante "contratos de prestaciones".

Este modelo es señalado por "desresponsabilizar" a empresas alemanas, según el sindicato local del sector alimentario NGG, puesto que las condiciones de trabajo de estos asalariados continúan siendo responsabilidad de las empresas subcontratistas.

- 200.000 personas -

De acuerdo a datos del gobierno, de las 200.000 personas que trabajan en la industria cárnica en Alemania, entre el "50 y 80%" son actualmente reclutados bajo este tipo de contratos.

Denunciado desde hace varios años, este recurso a la subcontratación de "expatriados" ha suscitado una nueva polémica en las últimas semanas, tras detectarse varios focos de infección (por coronavirus) en algunos mataderos.

Más de 90 empleados de un matadero ubicado en Dissen, en el noroeste de Alemania, dieron positivo por covid-19, en tanto la pandemia se extiende por todo el país.

"Gran número" de ellos se encontraban empleados bajo subcontratos, con frecuencia morando hacinados en viviendas colectivas en pésimas condiciones de higiene.

Otro matadero del estado (land) de Schleswig-Holstein (norte) dio cuenta recientemente de más de 100 casos de infectados, y otros 60 trabajadores de un establecimiento de Baviera (sureste) también estaban contagiados.

El plan presentado este miércoles prevé también reforzar los controles, sobre todo de las viviendas colectivas en las que son alojados estos empleados.

Esto concierne a las "fábricas de carne industrializada" y no a los "pequeños mataderos", precisó Heil.

Por supuesto, esta decisión provocó la cólera entre los representantes del sector, que se ha apoyado durante años en el bajo costo laboral de estos asalariados importados para hacerse con importantes cuotas del mercado cárnico europeo.

- Temores del sector -

"Gran parte de las actividades de transformación de carnes deberá trasladarse al exterior", indicó el jefe de VDF, la organización del sector en Alemania, en una entrevista brindada al grupo de prensa regional Funke.

En cambio, los sindicatos acogieron con beneplácito esta noticia. El de la alimentación, NGG, consideró que esto pondrá fin a condiciones de "trabajo inhumanas en esta industria".

Fuera de Alemania, los casos de coronavirus se multiplican en mataderos de varios países.

En Francia, más de un centenar de personas dieron positivo por covid-19 en dos mataderos diferentes.

En Estados Unidos, varios establecimientos de este tipo se han convertido en focos de contagio por coronavirus.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.