Llega a Venezuela el primero de cinco buques con combustible desde Irán

El buque petrolero iraní Fortune en la costa de Puerto Cabello, estado de Carabobo, Venezuela, el 25 de mayo de 2020.
El buque petrolero iraní Fortune en la costa de Puerto Cabello, estado de Carabobo, Venezuela, el 25 de mayo de 2020. © EFE

El barco iraní Fortune atracó en un puerto que sirve a la refinería El Palito, en el estado Carabobo, en el norte del país. El presidente Nicolás Maduro aseguró que no se arrodillará ante Estados Unidos, al que acusa de su escasez de insumos químicos. 

Anuncios

A Venezuela, nación considerada como la de las mayores reservas petroleras en el mundo, empiezan a llegar los buques iraníes con gasolina. El ministro del Poder Popular para el Petróleo, Tarek El Aissami, hizo el anuncio a través de su cuenta de Twitter, este 25 de mayo. 

Este buque con 245 millones de litros de gasolina es el primero de un total de cinco embarcaciones procedentes de Irán con destino a Venezuela que, además de combustible, contienen otros materiales que serán utilizados por la petrolera estatal Pdvsa. 

La televisión estatal venezolana reportó que también se acerca a aguas de territoriales de su país el buque Forest, el segundo que forma parte de esta flotilla. La llegada del resto de los navíos iraníes: Petunia, Faxon y Clavel está prevista para los próximos días.

Datos divulgados por la agencia internacional de noticias Reuters indicaron que el buque Fortune atracó alrededor de la 1:00 (hora local) y que el segundo barco, el Forest, entró en aguas venezolanas y estaba siendo escoltado por el Ejército de ese país este lunes por la mañana. Además, la Armada de Venezuela publicó en Twitter que el tercer navío, el Petunia, se acerca al Caribe.

"Ha llegado el barco Fortune, el primero de cinco que traen gasolina e insumos para producirla en Venezuela por un acuerdo integral de cooperación", aseguró Maduro durante una alocución.

Para el gobierno venezolano, estos insumos son necesarios para producir combustible en su país en medio de la pandemia y representan un alivio para enfrentar las consecuencias de la escasez debido al colapso casi completo de su red de refinamiento de 1.3 millones de barriles por día y por el impacto de las sanciones de Estados Unidos destinadas a tratar de sacar al líder chavista del poder.

Irán y Venezuela desafían a Estados Unidos

Este es considerado un claro desafío de Caracas y Teherán hacia Estados Unidos. Ambos países están sancionados por Washington. Un alto funcionario de la administración de Donald Trump dijo, a principios de mayo, que su gobierno estaba evaluando una respuesta a los envíos, pero un portavoz del Pentágono declaró hace pocos días que no estaba al tanto de ningún movimiento militar planeado contra los buques y que, hasta ahora, no se ha reportado ninguna interferencia.

La República Islámica advirtió sobre “consecuencias” si Washington intentaba bloquear el paso de las embarcaciones. Con esta maniobra, Venezuela también se involucra en el conflicto geopolítico de larga data que enfrentan Irán y Estados Unidos.

"Venezuela tiene amigos en el mundo y amigos valientes", manifestó Maduro al agradecer el apoyo del presidente de Irán, Hasan Rohaní, y al ayatolá Alí Jamenei.

Las autoridades venezolanas han retratado la llegada de la gasolina como una victoria sobre las sanciones estadounidenses. Mientras que Washington y la oposición liderada por Juan Guaidó han dicho que la gasolina, probablemente, solo estará disponible para las fuerzas de seguridad y personas conectadas con el chavismo. 

Con Reuters y EFE

 

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24