Reino Unido sufre una debacle en todos los sectores de su economía

Archivo: ciclistas montan sobre el puente de Westminster casi vacío, mientras continúa la propagación de la enfermedad por coronavirus. Londres, Reino Unido, el 8 de abril de 2020.
Archivo: ciclistas montan sobre el puente de Westminster casi vacío, mientras continúa la propagación de la enfermedad por coronavirus. Londres, Reino Unido, el 8 de abril de 2020. © Simon Dawson / Reuters

La economía británica tocó fondo en abril, cuando pasado un mes de bloqueo por el brote de coronavirus, el PIB se desplomó hasta un 20,4%, con lo que este descendió a niveles de 2012. Ningún sector de producción ha salido ileso de los estragos de la pandemia. 

Anuncios

A medida que el coronavirus da tregua a Reino Unido, se revela el impacto que este ha tenido en la quinta economía mundial. A finales de marzo, a pocos días después de iniciado el bloqueo, el PIB británico cayó en un 5,8% y en abril, tras un mes de confinamiento, se redujo en un 20,4%, un colapso tres veces superior al de la crisis financiera de 2008. 

La Oficina Nacional de Estadísticas del Gobierno (ONS) señaló que la caída supuso un retroceso a los niveles económicos de 2012 y recalcó que ningún sector de la economía ha salido indemne del paso de la pandemia ni de las restricciones impuestas por el Gobierno para repeler su expansión. 

La caída de abril es el mayor desplome económico desde que el país empezó a registrar en 1997 el cambio mensual de PIB. Con las empresas cerradas en medio de la cuarentena, los principales motores de crecimiento económico quedaron bloqueados.

Otra cifra significativa es la caída del PIB en un 10,4 % durante los tres meses previos a finalizar abril, una debacle económica que supera con creces cualquier crisis reciente que haya atravesado el país, incluida la crisis financiera de 2008 y las recesiones de los años 80 y 90. 

Aeronáutica, producción industrial y hostelería, entre las más golpeadas

Con el cierre total del comercio no esencial, pubs, restaurantes y hoteles, entre otros, el sector servicios, dominante en el país, se contrajo en casi una quinta parte. 

El sector más afectado fue el aeronáutico, con una reducción del 92.8%, seguido del sector de la hostelería, que disminuyó en un 88 %, el sector de la construcción sufrió una caída del 40%.

Unos aviones de la compañía British Airways, aparcados en el aeropuerto de Bournemouth, en el sur de Inglaterra, el 6 de mayo de 2020
Unos aviones de la compañía British Airways, aparcados en el aeropuerto de Bournemouth, en el sur de Inglaterra, el 6 de mayo de 2020 Ben Stansall AFP

La producción industrial y minera también salió fuertemente golpeada, con una disminución del 20.3 % tras el cierre de muchas fábricas y de reducciones horarias en otras muchas, lo que se tradujo en un fuerte impacto sobre la producción de manufacturas y automotriz.

En cuanto a la situación del comercio exterior, la ONS también señaló el impacto negativo en las importaciones y las exportaciones, un agravante para Reino Unido que finalizará su salida de los acuerdos comerciales con la Unión Europea en enero 2021 sin un nuevo acuerdo comercial pactado.

Sin embargo, ante los llamados a una extensión del periodo de transición por parte de los Gobiernos de Escocia y Gales, el ministro del Gabinete británico, Michael Gove, dijo en un tuit que Reino Unido no extenderá dicho período:

"El momento de la extensión ya pasó. El 1 de enero de 2021 retomaremos el control y recuperaremos nuestra independencia política y económica", aseguró. 

Boris Johnson se muestra optimista sobre la recuperación económica

Preguntado sobre los datos revelados, el primer ministro, Boris Johnson, aseguró no estar sorprendido por el impacto económico de la pandemia. “Siempre hemos reconocido que esto no iba a ser solo una crisis de salud pública sino también una crisis realmente grave para nuestra economía", aseguró.

El primer ministro británico, Boris Johnson, al salir de la sede del gobierno en 10 Downing Street, en Londres, el 3 de junio de 2020
El primer ministro británico, Boris Johnson, al salir de la sede del gobierno en 10 Downing Street, en Londres, el 3 de junio de 2020 DANIEL LEAL-OLIVAS AFP

Johnson también señaló que al ser un país dependiente “de los servicios, del contacto humano”, es de esperar que la pandemia afecte las bases de su economía, sin embargo se mostró optimista: “También somos una economía muy resistente y dinámica y nos recuperaremos”, aseguró. 

A lo largo de la semana, la Organización para la Cooperación y el Desarrollo económico (OCDE) pronosticó que la economía de Reino Unido sufrirá una reducción mayor que cualquier otra nación desarrollada y apuntó a una contracción del 11,5% del PIB británico o incluso de un 14% en caso de una segunda oleada de contagios.

Con Reuters y medios locales

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24