Saltar al contenido principal

Los tres hombres involucrados en la muerte de Ahmaud Arbery son acusados de asesinato

Un hombre se encuentra en el lugar donde Ahmaud Arbery fue asesinado en Brunswick, Georgia. Imagen tomada el 8 de mayo de 2020.
Un hombre se encuentra en el lugar donde Ahmaud Arbery fue asesinado en Brunswick, Georgia. Imagen tomada el 8 de mayo de 2020. © Dustin Chambers / Reuters
Texto por: Natalia Plazas
4 min

Tres hombres blancos que participaron en la persecución y homicidio de Ahmaud Arbery, un joven afroamericano abatido a tiros mientras corría en un barrio residencial de Georgia, han sido hallados culpables de asesinato. El caso, que causó rechazo generalizado, ha impulsado el endurecimiento de las penas para crímenes de odio.

Anuncios

Un gran jurado acusó de asesinato a Greg McMichael, a Travis McMichael, y William Bryan, los tres hombres detenidos por la muerte de Ahmaud Arbery, un joven de 25 años que murió tiroteado mientras hacía ejercicio cerca a su vecindario. Su muerte causó un rechazo generalizado en el país. 

El pasado 23 de febrero Ahmaud Arbery había salido a correr por un barrio residencial de Brunswick, Georgia, cuando empezó a ser seguido por Greg McMichael, un exoficial de la policía de 64 años, y su hijo Travis, de 34 años. A pesar de intentar huir, le dispararon tres veces, lo que le causó la muerte. El caso quedó grabado por William Bryan, de 50, quien seguía a los McMichael en otro vehículo.

Ahmaud Arbery, quien fue asesinado a tiros en Brunswick, Georgia, EE. UU, el 23 de febrero de 2020, se ve en una foto sin fecha proporcionada por su familia.
Ahmaud Arbery, quien fue asesinado a tiros en Brunswick, Georgia, EE. UU, el 23 de febrero de 2020, se ve en una foto sin fecha proporcionada por su familia. © Reuters

Sin embargo, no fue hasta el 7 de mayo cuando los McMichael fueron detenidos. Ocurrió dos días después de que se filtraran las imágenes grabadas por Bryan, lo que causó una protesta nacional tanto por la violencia de las imágenes como por el hecho de que los implicados aún no hubieran sido detenidos. Pasaron varios días más, hasta el 22 de mayo, hasta que Bryan fuera arrestado también. 

Los McMichaels y William Bryan fueron hallados culpables de asesinato, asalto agravado y otros cargos que incluyen malicia durante el homicidio, lo que les podría significar una condena a cadena perpetua con posibilidad de libertad condicional a cada uno. Se trata de la pena mínima con la que se castiga el asesinato en el estado de Georgia. 

Mientras Bryan señala a los McMichaels, estos defienden su inocencia

Los McMichael, por su parte, mantienen su inocencia y aseguran que trataban de detener Arbery porque pensaban que se trataba de un ladrón, mientras que la defensa de Bryan señala que su cliente no tuvo ningún tipo de comunicación con el padre e hijo el día que ocurrió el asesinato.

Los abogados de los McMichael han avanzado que apelarán a los tribunales. Al mismo tiempo, el abogado de Bryan sostiene que su cliente fue simplemente un testigo y este declaró a las autoridades que escuchó decir a Travis McMichael “maldito negro” luego de disparar a Arbery tres veces, dos de esos disparos dirigidos al pecho.

"Ante esta acusación, Travis McMichael se declarará inocente, y esperamos presentar todos los hechos relacionados con esta trágica muerte en un tribunal de justicia", escribió Robert Rubin, abogado de Travis McMichael.  La defensa de Greg McMichael evitó dar comentarios tras conocerse el dictamen, según señala la agencia de noticias AP. 

Georgia avanza en una legislación contra los crímenes de odio

La muerte de Arbery impulsó los llamados para crear leyes más severas contra los crímenes de odio en Georgia, uno de los estados con mayor legado racista en EE. UU. El llamado también se ha extendido a nivel nacional a raíz de las protestas antiraciales desencadenadas tras las muerte de George Floyd el mes pasado. 

Integrantes de la Asociación Nacional para el Avance de las Personas de Color durante una protesta por la muerte de Ahmaud Arbery. Palacio de Justicia del condado de Glynn en Brunswick, Georgia, EE. UU., el 8 de mayo de 2020.
Integrantes de la Asociación Nacional para el Avance de las Personas de Color durante una protesta por la muerte de Ahmaud Arbery. Palacio de Justicia del condado de Glynn en Brunswick, Georgia, EE. UU., el 8 de mayo de 2020. © Reuters

Un día antes a darse a conocer el dictamen sobre la muerte de Arbery, la Asamblea General de Georgia aprobó un proyecto de ley para penalizar con penas más severas a los culpables de los llamados delitos de odio, una iniciativa que se había convertido en prioridad para los legisladores estatales tras el crimen del joven de 25 años.

"Este es otro paso positivo, otro gran paso para encontrar justicia para Ahmaud, para encontrar justicia para esta familia y su comunidad", dijo la fiscal del caso Joyette Holmes en una conferencia de prensa.

La ley está siendo sometida a examen en el Departamento de Justicia, última instancia en determinar si los cargos federales por delitos de odio son apropiados, luego debería ser firmada el gobernador de Georgia, Brian Kemp. Sin embargo, a pesar de estar lista para el caso, la normativa no podrá aplicarse a este, según señaló la fiscal Holmes a la prensa.

Con AP, EFE y AFP

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.