Saltar al contenido principal

El FMI prevé la peor caída de crecimiento en Oriente Medio de los últimos 50 años

Un hombre con mascarilla repara una bicicleta en el mercado Al Sadriya de Bagdad el 9 de julio de 2020
Un hombre con mascarilla repara una bicicleta en el mercado Al Sadriya de Bagdad el 9 de julio de 2020 Sabah Arar AFP
2 min
Anuncios

Dubái (AFP)

El Fondo Monetario Internacional (FMI) degradó las previsiones de crecimiento de Oriente Medio a su nivel más bajo en 50 años, a causa de la caída del precio del petróleo y de la pandemia de COVID-19.

Excepto en Irán, la crisis sanitaria en Oriente Medio causó relativamente pocas víctimas, según los expertos, pero las consecuencias económicas del confinamiento y de la desaceleración mundial de la economía son importantes.

Las economías de Oriente Medio y de África del Norte se contraerán, de media, un 5,7% este año, con caídas de hasta el 13% en los países en guerra, indicó el FMI en una actualización de sus perspectivas económicas regionales.

Esta proyección es la más baja en 50 años, según datos del Banco Mundial, y llega después de un año de un crecimiento modesto.

"Se trata de un retroceso considerable que agravará los desafíos económicos y humanitarios existentes y aumentará los niveles de pobreza, ya altos", subrayó el FMI, que agregó que los "disturbios sociales podrían verse reavivados por el levantamiento de las medidas de confinamiento".

Las economías de los países del Consejo de Cooperación del Golfo (CCG), golpeadas por la caída del precio del petróleo, deberían contraerse un 7,1%, es decir, un 4,4% más que en las previsiones de abril.

Con la desaceleración de la economía mundial, el precio del petróleo perdió alrededor de dos tercios de su valor, antes de restablecerse parcialmente en unos 40 dólares el barril.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.