Saltar al contenido principal

El coronavirus en Sudáfrica provoca un aumento del 60% de fallecimientos

Un pastor lee un pasaje de la Biblia durante el entierro de una víctima de la COVID-19 el 22 de julio de 2020 en el cementerio Westpark de Johannesburgo
Un pastor lee un pasaje de la Biblia durante el entierro de una víctima de la COVID-19 el 22 de julio de 2020 en el cementerio Westpark de Johannesburgo Michele Spatari AFP
2 min
Anuncios

Johannesburgo (AFP)

Sudáfrica registró un aumento de cerca del 60% del número total de muertes naturales en las últimas semanas, una cifra que los especialistas atribuyen al coronavirus, cuya incidencia sería mucho mayor que las cifras oficiales.

"En las últimas semanas las cifras registraron un aumento incesante" de fallecidos, indicó un informe del Consejo Sudafricano de Investigación Médica (SAMRC) publicado el miércoles.

Estos datos revelan un aumento del 59% en la segunda semana de julio de las muertes por causas naturales.

El informe del Consejo, un organismo independiente financiado por el gobierno, fue publicado el mismo que día que el ministerio de Sanidad anunció un récord de 572 fallecidos en un día por covid-19.

El autor del informe, la profesora Debbie Bradshaw, considera que "los informes diarios sobre fallecidos revelan una gran disparidad entre los fallecimientos confirmados por covid-19 y el número de fallecimientos naturales de más".

Sudáfrica es el país de África más afectado por la pandemia y está entre los cinco primeros del mundo en número de casos confirmados, con 394.948 infecciones registradas hasta ahora y 5.940 fallecidos.

La tasa de mortalidad sin embargo sigue siendo débil, de cerca del 1,5% el miércoles, según datos del ministerio de Sanidad.

El SAMRC "supervisa la mortalidad desde hace décadas en Sudáfrica y este sistema permitió identificar los fallecidos de más asociados a la epidemia de covid-19", declaró la profesora Glenda Gray, directora del consejo.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.