Saltar al contenido principal

España, entre la 'nueva normalidad' y el repunte sostenido de casos de Covid-19

Un camarero desinfecta una mesa en una terraza del centro de Madrid, España, el 29 de julio de 2020.
Un camarero desinfecta una mesa en una terraza del centro de Madrid, España, el 29 de julio de 2020. © EFE
4 min

En las últimas 24 horas, las autoridades españolas confirmaron 1.153 nuevos contagios, la cifra más alta registrada desde el 21 de junio, cuando fue levantado el estado de alarma. El repunte sostenido de los casos se da en medio de un clima de tensión por los cuestionamientos hechos y las medidas tomadas por otras naciones europeas como Reino Unido y Noruega, luego de considerar que la reapertura de los sectores turísticos no ha sido llevada de forma estricta.

Anuncios

Con 1.153 nuevos contagios detectados en las últimas 24 horas, España se enfrenta a la cifra más alta de casos registrados desde el 21 de junio, fecha en la que las autoridades levantaron el estado de alarma y avanzaron en el plan de desescalada. 

El aumento sostenido en el número de infectados desde hace un par de semanas ha elevado el total de casos a 282.641 y el de fallecidos a 28.441, de acuerdo con el consolidado entregado este miércoles por el Ministerio de Sanidad.

Para mediados de junio, el balance diario de casos confirmados había disminuido a 141. Pero desde hace unos días empezaron a repuntar en Aragón y Cataluña, por ejemplo. 

Este martes, Salvador Illa, el ministro de Sanidad, negó nuevamente que el país se encuentre en medio de una segunda ola de expansión del virus y aseguró que confía en que los ciudadanos acaten los lineamientos de distanciamiento social y uso de mascarillas. 

Las medidas de Reino Unido y Noruega ante los rebrotes en España

Si bien, en principio, las medidas de apertura económica implementadas desde el inicio del verano por parte del Gobierno de Pedro Sánchez no generaron mayores controversias y fueron vistas como un impulso financiero tras meses de parálisis por la pandemia, con el paso de los días y el incremento de los casos, algunas naciones vecinas han empezado a cuestionar el manejo de la estrategia. 

El 26 de julio, Reino Unido anunció la imposición de una cuarentena de 14 días a los viajeros procedentes de territorio español y recomendó a sus ciudadanos no desplazarse hacia ese país ni hacia las Islas Baleares. 

Según lo indicado en su momento por el Ministerio de Transporte británico, la decisión de eliminar a España de la lista de países exentos de cuarentena fue tomada ante la velocidad de propagación del brote que repuntó en las últimas jornadas.

De cara a la decisión de Reino Unido, España reiteró que los nuevos focos de contagio detectados han sido mantenidos bajo control y que, aunque respeta la medida, todavía se declaraba como un país seguro. 

Al anuncio británico se sumó la orden del Gobierno de Noruega de imponer también un periodo de aislamiento, pero por diez días, a los viajeros que llegan desde ciudades españolas, al tiempo que las autoridades francesas sugirieron a sus habitantes no desplazarse hasta Cataluña, donde se presenta el mayor rebrote. 

Con EFE y medios locales

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.