Saltar al contenido principal

América Latina, la región más mortífera para los defensores ambientales

Integrantes de la tribu Mura muestran un área deforestada dentro de tierras indígenas en la selva del Amazonas, cerca de Humaitá, el 20 de agosto de 2019.
Integrantes de la tribu Mura muestran un área deforestada dentro de tierras indígenas en la selva del Amazonas, cerca de Humaitá, el 20 de agosto de 2019. © Ueslei Marcelino / Reuters
Texto por: Andrea Rincón
5 min

La ONG Global Witness documentó un récord en el número de ambientalistas asesinados el año pasado. De los 21 países que entraron en el ranking de los más peligrosos para los defensores de la tierra en 2019, diez fueron latinoamericanos, y juntos sumaron 148 de los 212 asesinatos. 

Anuncios

"Recordamos sus nombres y celebramos su activismo", es la frase que antecede la conmemoración de dos páginas con la que la ONG Global Witness recordó a los 212 activistas asesinados durante 2019 en todo el mundo, antes de profundizar en un informe que dibuja un peligroso panorama para la defensa del medio ambiente. 

Según el reporte, 212 homicidios fueron documentados el año pasado, el registro más alto de esta ONG desde que empezó a compilar los datos en 2012. Pero esta es apenas la punta del iceberg, ya que muchos de los asesinatos ni se denuncian, ni se investigan. 

Cada vez que una voz se silencia, mientras el reloj del cambio climático empieza a desdibujar el planeta, el ambiente queda más vulnerable y aunque Global Witness recalca que "todos, gobiernos, inversionistas y empresas tienen el poder de proteger el medio ambiente y a quienes lo defienden", los datos muestran un escenario sombrío.

América Latina y el asedio a los líderes ambientales

Solo Colombia y Filipinas reportaron más de la mitad de todos los asesinatos en 2019 con 64 y 43 muertes respectivamente. Con esta cifra, el país sudamericano registró la tasa más alta de homicidios según la ONG. 

Por su parte, Brasil reportó más del 90% de los 33 homicidios que se perpetraron en la Amazonía, mientras en Honduras los asesinatos aumentaron de cuatro en 2018 a 14 el año pasado, lo que lo convierte en el país per cápita más peligroso en 2019. 

Informe "Defensores del Mañana" de la ong Global Witness.
Informe "Defensores del Mañana" de la ong Global Witness. © Global Witness

Además, de los 21 países que entraron en el ranking de los más peligrosos para líderes ambientales y defensores de la tierra en 2019, diez fueron latinoamericanos, y juntos sumaron 148 de las 212 personas asesinadas. 

Estos datos confirman que América Latina se llevó el título de la región más peligrosa para defender el ambiente en 2019, y lo ha ostentado desde 2012, sin que haya cambiado la tendencia ni la situación.

¿Qué sectores están ligados a los asesinatos?

Estos defensores luchan "contra el cambio climático oponiéndose a las industrias intensivas en carbono que están acelerando el calentamiento global y el daño ambiental de manera insostenible", describe el informe.

Y precisamente la minería fue el sector más letal a nivel mundial para defensores, con 50 personas asesinadas en 2019, mientras que la agroindustria sigue siendo una amenaza particularmente en Asia, donde el 80 % de los ataques producidos estuvieron relacionados con esa fuente económica.

La minería, junto con la actividad industrial, impulsó el crecimiento del PBI chileno en el segundo trimestre
La minería, junto con la actividad industrial, impulsó el crecimiento del PBI chileno en el segundo trimestre AFP/Archivos

"La agroindustria y el petróleo, el gas y la minería aparecen como los principales detonantes de los ataques contra personas defensoras de la tierra y el medio ambiente. Al mismo tiempo, son las industrias que propician el cambio climático a través de la deforestación y el aumento de las emisiones de carbono", explicó la encargada de campañas de Global Witness, Rachel Cox.

Los defensores ambientales, ¿'enemigos del Estado'?

La media de defensores que vienen siendo asesinados desde la Firma del Acuerdo Climático de París en 2015 es de cuatro por semana. Y en medio de la vulnerabilidad y el abandono al que son expuestos los líderes y activistas, las comunidades indígenas se llevan la peor parte: el 40% de las víctimas asesinadas pertenecen a estos pueblos.

En los últimos cuatro años, "más de un tercio de todos los ataques fatales han sido contra indígenas, a pesar de que las comunidades representan solo el 5% de la población mundial". Pero no son solo estas comunidades. Más de 1 de cada 10 defensores asesinados el año pasado eran mujeres, que además padecen en carne viva la violencia de género. 

Indígenas de la tribu Shanenawa bailan durante un festival para celebrar la naturaleza y pedir el fin de los incendios en el Amazonas, en la aldea indígena de Morada Nova, cerca de Feijo, estado de Acre, en Brasil, el 1 de septiembre de 2019.
Indígenas de la tribu Shanenawa bailan durante un festival para celebrar la naturaleza y pedir el fin de los incendios en el Amazonas, en la aldea indígena de Morada Nova, cerca de Feijo, estado de Acre, en Brasil, el 1 de septiembre de 2019. Ueslei Marcelino / Reuters

No son solo estadísticas lo que ha recopilado Global Witness. "En todos los continentes, los gobiernos y las empresas están usando a los tribunales y a los sistemas judiciales de los países como instrumentos de opresión contra quienes representen una amenaza a su poder y a sus intereses", destaca el informe.

En 2018, por primera vez, se documentaron diversas formas en que los defensores fueron criminalizados: "En algunos países el gobierno está clasificando a las personas defensoras como terroristas o enemigas del Estado", explicó la ONG y en otras "como hemos visto con la represión del activismo anti-fracking en Reino Unido, los gobiernos y la industria también están flexibilizando las leyes nacionales para criminalizar la protesta social".

Además, la emergencia mundial por la pandemia supuso mayores retos para los defensores. Según Global Witness, "bajo una mayor represión y vigilancia durante el confinamiento", la protección de los activistas "resulta aún más crítica para la reconstrucción de un planeta más seguro y más verde".

Con EFE y Global Witness

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.