El ciclista Jakobsen, "grave pero estable" tras su caída en Polonia

Varsovia (AFP)

Anuncios

El estado de salud del campeón de los Países Bajos, Fabio Jakobsen, quien sufrió una terrible caída en Katowice el miércoles en la llegada de la primera etapa de la Vuelta a Polonia, sigue siendo "grave" pero "estable", dijeron este jueves por la mañana los médicos del hospital donde está siendo atendido el ciclista.

El corredor del conjunto Deceuninck-Quick Step se sometió a una operación de cabeza de cinco horas durante la noche y todavía está en cuidados intensivos, en un coma inducido.

"Se ha hecho un escáner y el cerebro no parece dañado... Las principales lesiones se encuentran en la cara. Afortunadamente los ojos no están afectados. Su estado es grave pero estable", declaró Pawel Gruenpeter, director adjunto del hospital de Sosnowiec a medios de comunicación polacos.

"Hoy vamos a intentar sacarle del coma", añadió.

Jakobsen, de 23 años, sufrió una espeluznante caída poco antes de la línea de meta de la primera etapa de la Vuelta a Polonia el miércoles. El neerlandés se vio cerrado por su compatriota Dylan Groenewegen en un esprint a toda velocidad, en un falso llano descendente, y salió despedido por encima de las vallas publicitarias.

Aunque los médicos temieron durante un rato por su vida, finalmente lograron estabilizarle el miércoles por la noche.

Este jueves por la mañana, el organizador de la prueba, Czeslaw Lang, se declaró "algo aliviado" tras conversar con los médicos.

"Tras haber visto el accidente nos temimos lo peor, pero ahora sabemos que la situación es grave aunque estabilizada", añadió.