"Muchas vidas fueron robadas": Hiroshima, 75 años después

El primer ministro de Japón, Shinzo Abe, ofrece una corona de flores al cenotafio para las víctimas del bombardeo atómico de 1945.
El primer ministro de Japón, Shinzo Abe, ofrece una corona de flores al cenotafio para las víctimas del bombardeo atómico de 1945. © Kyodo / Reuters

El 6 de agosto de 1945 Estados Unidos lanzó sobre Hiroshima la primera de dos bombas atómicas contra de Japón. 75 años después, los sobrevivientes de aquel suceso siguen uniendo fuerzas para hacer un llamado a la paz y pedir la erradicación de las armas nucleares en el mundo.  

Anuncios

Desde hace más de medio siglo, los 'hibakusha' (nombre que reciben los sobrevivientes en Japón) se han reunido en las inmediaciones del Parque Memorial de la Paz de Hiroshima en compañía de las autoridades, para llorar y recordar la destrucción del primer ataque con una bomba atómica, una herida que sigue abierta en la memoria de la sociedad japonesa. 

Este año, las restricciones impuestas por el brote de Covid-19 evitaron que muchos de esos sobrevivientes, hoy con edad avanzada, se acercaran al lugar de encuentro. No obstante, sumaron fuerzas para mantener un firme llamado a la paz y a un mundo libre de armas nucleares.  

Sobre el amanecer del 6 de agosto, decenas de personas acudieron al lugar para orar y rendir homenaje a las víctimas. Posteriormente, a las 8:15 de la mañana, con la presencia del primer ministro Shinzo Abe, se mantuvo un minuto de silencio.  

Abe reiteró el compromiso de su país sobre la prohibición de las armas nucleares y agregó que se debe comenzar por el establecimiento de un diálogo para lograr dicho propósito.  

"La posición de Japón es servir de puente entre las diferentes partes y promover pacientemente el diálogo, entre otras acciones, para lograr un mundo sin armas nucleares (…) Las políticas en materia nuclear se dividen en medio de un entorno hostil, por ello es importante crear un terreno común primero”, dijo el primer ministro.  

La lista de las víctimas de la guerra fue entregada al alcalde de Hiroshima, Kazumi Matsui, el 6 de agosto de 2020, durante una ceremonia de conmemoración.
La lista de las víctimas de la guerra fue entregada al alcalde de Hiroshima, Kazumi Matsui, el 6 de agosto de 2020, durante una ceremonia de conmemoración. © Kyodo / Reuters

Las palabras de Abe acompañaron el pronunciamiento del alcalde de la ciudad, Kazumi Matsui, quien le pidió al Gobierno japonés que firme el tratado sobre armas nucleares.  

Ese tratado fue aprobado en la ONU el 7 de julio de 2017 por 122 Estados miembros. Sin embargo, para que entre en vigor requiere de la ratificación de al menos 50 naciones y hasta ahora solamente unas 40 lo han hecho. 

Dos bombas que marcaron el fin de la guerra y dejaron eternas cicatrices 

Japón es la única nación en el mundo que ha sufrido ataques por una bomba atómica.

El artefacto que cayó en Hiroshima durante el 6 de agosto provocó la destrucción de la ciudad y mató a unas 140.000 personas. Tres días después, una segunda bomba cayó sobre la ciudad de Nagasaki causando el deceso de al menos 75.000.  

06:29

"Muchas vidas fueron robadas después de la bomba atómica. Cuando pienso en eso, mientras estoy vivo, rezo por la paz y creo que las personas necesitan saber y estudiar (lo que sucedió) y enseñarlo a nuestros nietos", dijo Satoe Nakahara, un residente japonés de 76 años.

Con Reuters, AP y EFE

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24