Desde su azotea, músico entretiene a sus vecinos en el barrio con más casos de Covid-19 en Caracas

Cada sábado Rubén Peña, músico de profesión y comerciante durante la pandemia, sube a la azotea de su casa en la parroquia El Valle, y se transforma en el presentador de un show musical.
Cada sábado Rubén Peña, músico de profesión y comerciante durante la pandemia, sube a la azotea de su casa en la parroquia El Valle, y se transforma en el presentador de un show musical. © France 24 en Español

Mientras se incrementan los casos del nuevo coronavirus en Venezuela, en las comunidades más vulnerables de la capital surgen formas de entretenimiento y solidaridad para sobrellevar la cuarentena.

Anuncios

Cada sábado Rubén Peña, músico de profesión y comerciante durante la pandemia, sube a la azotea de su casa en la parroquia El Valle, y se transforma en el presentador de un show musical. La idea es hacer más tolerante el aislamiento que cumplen sus vecinos, ya que esta barriada es la más afectada por Covid-19 en Caracas.

Peña destacó que este fue un proyecto improvisado y que fue pensado para sobrellevar el confinamiento. Se siente agradecido porque las expectativas han sido superadas.

“Creamos 'Tu voz y la mía' que es una especie de programa radial. No salimos por emisora, por frecuencia quiero decir, sino totalmente en vivo. La gente carente de esa necesidad de esparcimiento, de tener algo de distracción ha respondido con una buena receptividad. Ha habido una retroalimentación interesante”, agregó.

El animador también dijo que tiene una programación bien dinámico. Él ha promocionado su número de celular y las persona que presencian su show lo llaman para pedir, desde temas musicales hasta ayuda para medicamentos. 

Un Show en la Caracas humilde que sirve de plataforma para el emprendimiento

Durante las tres horas de entretenimiento los vecinos participan desde sus ventanas en las ocho secciones del programa. Las más exitosas son las que permiten solicitar canciones, donativos, y recibir saludos de familiares que emigraron. También se hace publicidad a quienes decidieron emprender negocios desde sus hogares.

Un hombre mira desde una ventana al barrio de bajos ingresos de Las Mayas, a medida que aumentan los casos en medio del brote de la enfermedad por coronavirus, en Caracas, Venezuela, 14 de julio de 2020. Fotografía tomada el 14 de julio de 2020.
Un hombre mira desde una ventana al barrio de bajos ingresos de Las Mayas, a medida que aumentan los casos en medio del brote de la enfermedad por coronavirus, en Caracas, Venezuela, 14 de julio de 2020. Fotografía tomada el 14 de julio de 2020. © REUTERS / Manaure Quintero

“Para los pequeños emprendedores que no han podido laborar, y que han tenido que vender desde sus casas, los ayudamos a hacerle la publicidad entre la misma comunidad y así pueden tener más clientes”, acotó Peña.

Los vecinos agradecen el esfuerzo que hace Rubén, quien con una computadora y cuatro cornetas alegra a la comunidad.

Una voz sin tintes políticos que une a la comunidad

También es un espacio libre de política.“Aquí quisimos hacer un programa para todos sin excepción, nada de política, es apolítico. Es verdad que el país está polarizado pero hemos logrado que la comunidad se una en una sola voz, señaló.

Jessica Brito, habitante de El Valle y asidua oyente del programa, agradece que en estos momentos de pandemia haya un espacio de esparcimiento porque con los contagios en incremento cada día, se hace más difícil salir de sus casas.

Un hombre con una mascarilla junto a un mural de Hugo Chávez en el Hospital Pérez de León del barrio de Petare, Caracas, el 23 de junio de 2020, en medio de la pandemia.
Un hombre con una mascarilla junto a un mural de Hugo Chávez en el Hospital Pérez de León del barrio de Petare, Caracas, el 23 de junio de 2020, en medio de la pandemia. © Federico Parra / AFP

“Es un punto de relax, de unión dentro de la misma comunidad porque nos conocemos así sea a la distancia y es agradable", expresó.

El show de Rubén, un espacio para hacer pedagogía sobre el virus

Además de tender un puente entre los vecinos para que la gente cuente con un rato de esparcimiento durante el aislamiento, Rubén también hace que la comunidad sea consciente sobre cómo detener los contagios en el barrio.

“De nuestra parte, es ese granito de arena siempre en comunicarle a la ciudadanía, a los vecinos que aún sigan manteniendo las reglas sanitarias como responsabilidad para sus hijos sus familias, y para sus vecinos”.

Con un país asediado por crisis económica y el peligro de desbordarse por el Covid-19, iniciativas como la de Rubén, han logrado transmitir y enseñar solidaridad y empatía entre quienes intentan sobrevivir a la pandemia. 

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24