Champions League: policía de París detiene a implicados en disturbios tras la derrota del PSG

Un joven lanza una bengala a la policía el 23 de agosto de 2020, en París, Francia, luego de la derrota del PSG ante el Bayern Múnich en la final de la Champions League que se disputó en Portugal.
Un joven lanza una bengala a la policía el 23 de agosto de 2020, en París, Francia, luego de la derrota del PSG ante el Bayern Múnich en la final de la Champions League que se disputó en Portugal. © Alain Jocard, AFP

La victoria por un gol del Bayern Múnich en la final de la Champions League, que se jugó en Portugal, generó disturbios y enfrentamientos con la policía en la capital francesa. 151 personas fueron arrestadas.

Anuncios

El Paris Saint-Germain llegó por primera vez en su historia a una final de la Liga de Campeones y perdió. En la noche del domingo 23 de agosto, el triunfo por 1-0 del Bayern Múnich desató violencia en París, principalmente en las zonas aledañas del Parque de los Príncipes, estadio de fútbol del PSG,  y cerca de la avenida de los Campos Elíseos.

En un comienzo, la prefectura de policía había anunciado el arresto de 148 personas “particularmente por daños, violencia o por lanzar proyectiles hacia las fuerzas del orden”. Luego, en la mañana del lunes 24 de agosto, las autoridades aumentaron el total de detenidos a 151, entre los que figuran 49 menores de edad.

La policía añadió que puso “404 correctivos verbales por no portar máscara en sectores de uso obligatorio”. El ministro del Interior, Gérald Darmanin dijo que durante la noche 16 policías resultaron heridos, 12 tiendas fueron atacadas y destruyeron 15 vehículos.

Los disturbios empezaron antes de terminar el partido

Dentro del estadio Parque de los Príncipes, un grupo de unas 5.000 personas siguió la transmisión del partido en un ambiente festivo que se mantuvo hasta el último minuto de juego. Pero afuera, durante toda la final, se presentaron choques entre las fuerzas del orden y algunos aficionados, que atacaron con petardos y fuegos artificiales. 

Jóvenes lanzan morteros de fuegos artificiales hacia la policía de París, el 23 de agosto de 2020, luego de la derrota del PSG en la final de la Champions League. La policía respondió con gases lacrimógenos.
Jóvenes lanzan morteros de fuegos artificiales hacia la policía de París, el 23 de agosto de 2020, luego de la derrota del PSG en la final de la Champions League. La policía respondió con gases lacrimógenos. © Alain Jocard / AFP

El ambiente escaló luego de la derrota. Los disturbios se trasladaron a los alrededores de los Campos Elíseos donde algunos rompieron vidrios y quemaron autos. También hubo tiendas vandalizadas. A los ataques con pólvora y botellas de cerveza, la policía respondió con gases lacrimógenos y lanzadores de balas de defensa (un arma que las fuerzas antidisturbios francesas describen como no letal).

“Desbordamientos inadmisibles”: Ministro del Interior

Antes del partido, Anne Hidalgo, la alcaldesa de París, había pedido “celebraciones maduras” en caso de que el PSG se coronara campeón. La recomendación venía luego de que la victoria 3-0 contra el RB Leipzig en las semifinales derivara en choques con la policía. Ante la derrota, el escenario fue peor. 

Desde los primeros reportes, el ministro del Interior, Gérald Darmanin, calificó los disturbios como “desbordamientos inadmisibles” y más tarde agradeció a la policía por detener a los “pequeños grupos de violentos, hacedores de problemas”. 

El presidente Emmanuel Macron, por su parte, solo se manifestó sobre el espectáculo futbolístico.

“Felicitaciones al Bayern Múnich por su sexta Liga de campeones y al PSG por su trayectoria excepcional”, dijo el presidente en su cuenta de Twitter.

"La hora de la victoria vendrá para el fútbol francés", añadió Macron.

 

Con France 24 y AFP

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24