La OMS declara a África libre de polio, pero la amenaza persiste

En esta fotografía de archivo del sábado 27 de agosto de 2016, un activista contra la poliomielitis sonríe durante un ejercicio de vacunación en Maiduguri, Nigeria.
En esta fotografía de archivo del sábado 27 de agosto de 2016, un activista contra la poliomielitis sonríe durante un ejercicio de vacunación en Maiduguri, Nigeria. © AP / Domingo Alamba

Este 25 de agosto, cuatro años después de que se registrara el último caso en Nigeria, la Organización Mundial de la Salud (OMS) declaró a África subsahariana libre de polio salvaje endémico, causante de la poliomielitis, una enfermedad paralizante que cada año afectaba la vida de unos 75.000 niños en ese continente. A pesar de la buena noticia, otra cepa todavía amenaza a la población.

Anuncios

 "Hoy estamos celebrando otro triunfo de la salud pública: la erradicación del poliovirus salvaje en África. Este es un logro increíble y un motivo ansiado de celebración", declaró el director de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, durante una reunión virtual celebrada con varios ministros de Sanidad africanos y la Comisión Regional de Certificación de África (ARCC) para la erradicación del polio. 

La noticia no es para menos si se tiene en cuenta que desde que comenzó la batalla contra el poliovirus en 1988, al año, casi 75.000 niños sufrían parálisis a causa de la enfermedad. Como es el caso de la nigeriana Gbemisola Ijigbamigbe, cuya pierna derecha quedó prácticamente paralizada después de que contrajo polio salvaje a los 11 meses de edad. 

Por muchos años, el dolor emocional de haber perdido la movilidad de su pierna le causó a Gbemisola depresión y una “profunda vergüenza”, recuerda. 

“Prefería usar ropa grande para ocultar mi dificultad para caminar”, dijo la joven, que ahora tiene 28 años y se siente orgullosa de llevar una vida activa como jugadora de baloncesto en silla de ruedas. También disfruta de la natación y el kayak.

"La polio no es una sentencia de muerte", dijo Gbemisola, sonriendo.

Gbemisola Ijigbamigbe 28, que es víctima de la polio, habla sobre su experiencia en Nigeria el 22 de agosto de 2020. Foto tomada el 22 de agosto de 2020.
Gbemisola Ijigbamigbe 28, que es víctima de la polio, habla sobre su experiencia en Nigeria el 22 de agosto de 2020. Foto tomada el 22 de agosto de 2020. © REUTERS / Seun Sanni

Miles de personas en África aún viven con los efectos de la enfermedad, pero las autoridades sanitarias ven la declaración como un “destello de buenas noticias” en el continente, que todavía lucha batallas en contra del nuevo coronavirus y un brote de ébola en el oeste del Congo, además de los persistentes desafíos que representan enfermedades como la malaria, el VIH y la tuberculosis.

¿Qué es la poliomielitis? 

Según los expertos de la OMS, la poliomielitis es una enfermedad viral que puede afectar la médula espinal causando debilidad muscular y parálisis en las extremidades. Se cree que los niños menores de cinco años son especialmente vulnerables a ella.

Aunque todavía no tiene cura, las personas sí pueden estar completamente protegidas con vacunas preventivas. Según las estadísticas de la ARCC, para mantener a raya al virus, las tasas de cobertura de inmunización de la población deben ser altas -por encima del 90%- y la vigilancia constante es fundamental, aseguran las autoridades.

En esta fotografía de archivo del domingo 28 de agosto de 2016, los funcionarios de salud administran la vacuna contra la polio a niños en un campamento para personas desplazadas por extremistas islamistas en Maiduguri, Nigeria.
En esta fotografía de archivo del domingo 28 de agosto de 2016, los funcionarios de salud administran la vacuna contra la polio a niños en un campamento para personas desplazadas por extremistas islamistas en Maiduguri, Nigeria. © AP / Domingo Alamba

A pesar de ello, la OMS informó en mayo pasado que se habían suspendido 46 campañas para vacunar a los niños contra la poliomielitis en 38 países, principalmente en África, como resultado de la pandemia de coronavirus.

"Debemos estar atentos y abordar la amenaza continua de la polio derivada de la vacuna"

Naciones Unidas estima que 1,8 millones de niños se han salvado de la parálisis causada por la polio salvaje después de décadas de esfuerzos, aunque esta nueva declaración no significa que la amenaza de la enfermedad no siga latente en África.

Autoridades sanitarias en Estados Unidos advierten que siguen registrando casos derivados de la vacuna antipoliomielítica oral (OPV, por sus siglas en inglés), que es una forma de inmunización líquida, más barata y más fácil de administrar.

Según los expertos, la OPV contiene una “forma mutada rara del virus debilitado, pero vivo” que puede causar la enfermedad y que, aunque se trata de algo poco común, está provocando brotes de la enfermedad paralizante en más de una docena de países como Angola, Benin, Burkina Faso, Camerún, República Centroafricana, entre otros.

En esta fotografía de archivo del domingo 28 de agosto de 2016, un funcionario de salud administra una vacuna contra la polio a un niño en un campamento para personas desplazadas por extremistas islamistas, en Maiduguri, Nigeria.
En esta fotografía de archivo del domingo 28 de agosto de 2016, un funcionario de salud administra una vacuna contra la polio a un niño en un campamento para personas desplazadas por extremistas islamistas, en Maiduguri, Nigeria. © AP/Sunday Alamba,

"Debemos estar atentos y mantener las tasas de vacunación para evitar un resurgimiento del poliovirus salvaje y abordar la amenaza continua de la polio derivada de la vacuna", dijo el doctor Matshidiso Moeti, director regional de la OMS para África.

La batalla contra la polio se libra en otras regiones del mundo 

La polio era una enfermedad endémica en todo el mundo que provocó una gran cantidad de amputaciones y discapacidades, pero gracias a la vacuna descubierta en la década de 1950 fue erradicada en regiones como Europa o América. 

En África, los funcionarios de salud inicialmente tenían como objetivo erradicar el virus para el año 2000, pero la fecha límite se retrasó e incumplió repetidamente. Ahora, a nivel mundial, el número de afectados por la polio salvaje se ha reducido drásticamente debido a la inmunización para bebés y niños. 

El anuncio de la OMS deja a la región del Mediterráneo oriental, que incluye el norte de África, Oriente Medio y Lejano Oriente, como la única con casos de la enfermedad en todo el mundo. La enfermedad sigue siendo endémica en Afganistán y Pakistán.

Con Reuters, EFE y AP

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24