'Charlie Hebdo' republica las caricaturas de Mahoma ante inicio de juicio por los ataques de 2015

Retratos de Bernard Maris, Georges Wolinski, Bernard Verlhac (conocido como Tignous), Stéphane Charbonnier (Charb) y Jean Cabut (Cabu), cerca de las instalaciones de Charlie Hebdo, en París.
Retratos de Bernard Maris, Georges Wolinski, Bernard Verlhac (conocido como Tignous), Stéphane Charbonnier (Charb) y Jean Cabut (Cabu), cerca de las instalaciones de Charlie Hebdo, en París. AFP

Este miércoles 2 de septiembre, más de cinco años después de los ataques contra la revista satírica y una panadería kosher en París, inicia el juicio contra 14 sospechosos del atentado. El proceso será transmitido y contará con testimonios de los sobrevivientes y familiares de las víctimas.

Anuncios

El 7 de enero de 2015, los hermanos Saïd y Chérif Kouachi entraron a la redacción del semanario satírico 'Charlie Hebdo' en París y asesinaron a 12 personas, incluyendo a un oficial de policía con el que se enfrentaron afuera de las instalaciones.

La búsqueda y persecución de los atacantes terminó dos días después, el 9 de enero, cuando los pistoleros murieron en medio del asedio de la gendarmería francesa. Ese mismo día, Amedy Coulibaly, a quien los hermanos Kouachi habían conocido en prisión, se tomó una panadería kosher en París y asesinó a cuatro personas en el lugar. Coulibaly también murió en el operativo de la policía para recuperar el control.

El ataque contra 'Charlie Hebdo' fue adjudicado posteriormente al grupo Al Qaeda en la Península Arábiga. En los días posteriores al ataque se hizo público un video de Coulibaly en el que expresaba su lealtad al autodenominado grupo Estado Islámico.  

En los días siguientes, las autoridades francesas investigaron a los atacantes e identificaron a algunos de sus colaboradores, por lo que este miércoles 2 de septiembre serán llevados a juicio 14 sospechosos de organizar los atentados. Del total, tres no estarán presentes: Hayat Boumeddiene, pareja de Coulibaly, y los hermanos Mohamed y Mehdi Belhoucine. 

Una hoja en la que se lee "Reservado para el periódico Charlie Hebdo" en la sala de audiencias donde se adelantan los preparativos para la apertura del juicio por los atentados de enero de 2015. En el Palacio de Justicia en París, el 27 de agosto de 2020.
Una hoja en la que se lee "Reservado para el periódico Charlie Hebdo" en la sala de audiencias donde se adelantan los preparativos para la apertura del juicio por los atentados de enero de 2015. En el Palacio de Justicia en París, el 27 de agosto de 2020. © Stéphane de Sakutin, AFP

La inteligencia francesa sostiene que los tres huyeron hacia Siria, pasando por Turquía, y se cree que los hermanos Belhoucine fallecieron en algún campo de batalla entre Siria e Irak.

Un juicio que será histórico y referente en la lucha contra el terrorismo en Francia

En una decisión atípica para el sistema judicial francés, el proceso será transmitido en vivo y contará con los testimonios de los sobrevivientes y seres queridos de las víctimas. 

“Esto es completamente nuevo: las primeras semanas de este juicio estarán destinadas a las palabras de las víctimas”, explicó el lunes el fiscal contra el terrorismo Jean-François Ricard en una entrevista para la cadena de radio 'France Info'. “Ellos podrán explicar, cuestionar, tratar de entender, y eso es fundamental”.

Las audiencias se extenderán hasta noviembre y reconstruirán uno de los episodios más dolorosos de la historia reciente en Francia, pero buscan ser una oportunidad para honrar a las 17 personas que fueron asesinadas en esos tres días en el marco de los atentados: 

Frédéric Boisseau, Franck Brinsolaro, Cabu, Elsa Cayat, Charb, Honoré, Bernard Maris, Ahmed Merabet, Mustapha Ourrad, Michel Renaud, Tignous, Wolinski, Clarissa Jean-Philippe, Philippe Braham, Yohan Cohen, Yoav Hattab y François-Michel Saada.

Entre los acusados que estarán frente al tribunal se destacan Ali Riza Polat, un francés de origen turco de 35 años que habría sido la “mano derecha” de Coulibaly y “un vínculo” entre él y los hermanos Kouachi; Willy Prévost, quien admitió ofrecer “servicios” a Coulibaly; y Cristophe Raumel, el único de los acusados que se encuentra en libertad, que habría acompañado a Prévost para preparar los ataques sin conocer la naturaleza del “proyecto terrorista”.

Los demás acusados - Nezar Mickaël Pastor Alwatik, Amar Ramdani, Saïd Makhlouf, Mohamed-Amine Fares, Michel Catino, Abdelaziz Abbad, Miguel Martinez y Metin Karasular – enfrentan distintos cargos por colaborar en mayor o menor medida con Coulibaly o los hermanos Kouachi.

El ataque de estos últimos en contra del semanario 'Charlie Hebdo' es recordado por causar una ola de indignación en occidente que se replicó a través del mensaje “Je suis Charlie” (“Yo soy Charlie”).

“Todo esto, solo por esto”: la imagen que enfureció a los fundamentalistas vuelve a ser portada

Este miércoles 2 de septiembre la revista satírica volverá a poner en portada la imagen que habría sido la causa de la rabia de los extremistas. En 2005, el diario danés Jyllands-Posten publicó la caricatura de Mahoma que luego fue traducida y publicada en 'Charlie Hebdo' al año siguiente. Las caricaturas indignaron al mundo musulmán, que rechaza cualquier representación gráfica del profeta.

Con esas mismas imágenes del caricaturista Jean Cabut, conocido como Cabu, asesinado en el atentado de 2015, la revista francesa abrirá su edición con un texto: “Tout ça. Pour ça” (“Todo esto. Por esto”, con las polémicas imágenes entre una frase y la otra). La revista escribió el martes que estas imágenes “pertenecen a la historia, y la historia no puede ser reescrita ni borrada”.

El caricaturista y periodista Jean Cabut, Cabu, tenía 75 años cuando fue asesinado en el ataque a Charlie Hebdo el 7 de enero de 2015.
El caricaturista y periodista Jean Cabut, Cabu, tenía 75 años cuando fue asesinado en el ataque a Charlie Hebdo el 7 de enero de 2015. AFP

"La libertad de caricaturizar y la libertad de que ellos no gusten están protegidas y nada justifica la violencia", escribió en Twitter el Consejo Francés de la Fe Musulmana.

“Nos han pedido desde enero de 2015 que imprimamos otras caricaturas de Mahoma”, escribió la revista. “Nos hemos negado a hacerlo, no porque esté prohibido -la ley nos lo permite- sino porque había la necesidad de una buena razón para hacerlo, una razón que tenga un significado y que traiga algo al debate”.

En 2007 una corte francesa rechazó los alegatos de grupos musulmanes que alegaban que las caricaturas incitaban al odio contra el mundo islámico.

Habrá cerca de 90 periodistas nacionales e internacionales acreditados para el juicio. El caricaturista francés François Boucq y el escritor Yannick Haenel trabajarán en los reportes diarios para 'Charlie Hebdo'. Y es que, como dijo a AFP Gérard Biard, editor en jefe de la revista, “no solo somos testigos”.

Con información de France 24, AFP y AP

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24