Argentina: confirmaron el hallazgo del cuerpo de Facundo Castro, desaparecido por más de 100 días

La madre de Facundo Astudillo Castro, Cristina Castro, sostiene un cartel pidiendo la aparición con vida de su hijo en Bahía Blanca, Buenos Aires, Argentina, el 14 de julio de 2020.
La madre de Facundo Astudillo Castro, Cristina Castro, sostiene un cartel pidiendo la aparición con vida de su hijo en Bahía Blanca, Buenos Aires, Argentina, el 14 de julio de 2020. © Horacio Culaciatti / Télam / AFP

Las autoridades judiciales de Bahía Blanca, en el sur de la provincia de Buenos Aires, divulgaron los resultados de la autopsia que determinó que el cuerpo hallado hace dos semanas corresponde al de Facundo Astudillo Castro. El joven de 22 años había desaparecido el 30 de abril y las causas de su muerte aún son desconocidas.

Anuncios

La autopsia confirmó los peores temores, esos que Cristina Castro sentía como certezas hace mucho tiempo. En una audiencia judicial remota, la jueza federal de Bahía Blanca, María Gabriel Marrón, confirmó que el cuerpo hallado el 15 de agosto en las inmediaciones de ese municipio del sur de la provincia de Buenos Aires corresponde al de Facundo Astudillo Castro, un joven de 22 años que salió de su casa el pasado 30 de abril y permaneció desaparecido desde entonces.

Los restos óseos fueron encontrados hace dos semanas en un cangrejal de la localidad de Villarino Viejo, en la zona del canal “Cola de Ballena”, y su identidad fue confirmada tras la pericia de ADN realizada por el Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF).

"El informe señalado concluyó, con base en los distintos exámenes antropológico, odontológico, radiológico y genético, que todos los restos humanos hallados pertenecen a Facundo Astudillo Castro", informó en un comunicado el juzgado federal número 2 de Bahía Blanca.

El reporte de la jueza fue escuchado por la madre de Facundo, Cristina Castro, sus abogados y miembros de la Comisión Provincial por la Memoria.

Concluida la búsqueda que se extendió durante más de 100 días, la investigación ahora deberá determinar la fecha de la muerte de Facundo y las causas de su fallecimiento, en un contexto de denuncias de presunto abuso policial y violencia institucional, dado que el joven fue visto con vida por última vez durante un control de los agentes de seguridad en medio de la cuarentena obligatoria que regía en el país.

La cronología del caso y las sospechas sobre la Policía de la provincia de Buenos Aires

Facundo Astudillo Castro salió de su casa el pasado 30 de abril en la localidad de Pedro Luro hacia Bahía Blanca con la intención de reconciliarse con su expareja, que residía en esa ciudad. El joven se dispuso a desandar los 122 kilómetros entre ambas localidades a pie y haciendo “dedo” -o autostop-, pero fue demorado por la Policía de la provincia de Buenos Aires.

Los agentes de seguridad detuvieron a Castro por violar la cuarentena obligatoria y se comunicaron con su madre para confirmar su residencia. Sin embargo, el joven nunca llegó a Bahía Blanca y nadie pudo volver a contactarse con él, por lo que se abrió una causa judicial de desaparición forzada.

Luego de semanas de búsqueda y diversas versiones sobre el accionar policial -así como algunas inconsistencias en los relatos de los oficiales-, el cuerpo de Castro fue encontrado por un pescador el 15 de agosto en un canal de agua del municipio de Villarino Viejo, a más de 70 kilómetros del lugar donde los policías retuvieron a Facundo.

Por el avanzado estado de descomposición en el que se encontraron los restos, las pesquisas para determinar la fecha y las causas de la muerte del joven pueden demorarse varias semanas.

No obstante, la familia de Castro insiste en la presunta responsabilidad de la Policía de la provincia de Buenos Aires. Este martes 1 de septiembre, el abogado querellante, Leandro Aparicio, declaró a la radio 'Futurock' que “nuestra perito dijo que no fue ni un suicidio ni un accidente” y remarcó que “la Policía tiene que decir qué pasó y su versión es, por lo menos, inconsistente”.

El letrado agregó que los testigos de la causa están “aterrorizados” y apuntó contra el ministro de Seguridad provincial, Sergio Berni, a quien acusó de mentir “en todas y cada una de las circunstancias que interviene”.

12:20

Abuso policial y violencia institucional, cuenta pendiente de la democracia argentina

Al margen del color político de los gobiernos de turno, las sospechas de abuso policial y violencia institucional ensombrecen a Argentina desde el regreso de la democracia en 1983.

Las desapariciones forzadas de personas -ejercicio habitual de las dictaduras militares, principalmente la que rigió entre 1976 y 1983- se han replicado en tiempos democráticos, con casos de alto perfil como el de Jorge Julio López -de quien se desconoce su paradero desde el 18 de septiembre de 2006, poco después de declarar en el juicio contra el represor Miguel Etchecolatz- o Santiago Maldonado -activista por los derechos de los mapuches que desapareció el 1 de agosto de 2017 durante un allanamiento de la Gendarmería Nacional y fue hallado muerto 77 días después-.

Durante la cuarentena obligatoria en el país, distintas organizaciones no gubernamentales, la ONU y la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) han denunciado el recrudecimiento de los casos de violencia internacional. Según Amnistía Internacional, en Argentina ocurrieron más de 30 hechos de ese tipo, ligados al uso excesivo de la fuerza, incluido un ingreso forzado en la comunidad indígena qom en la provincia de Chaco, en el norte del país, operativo en el que los agentes detuvieron a cuatro jóvenes y habrían efectuado torturas y abusos sexuales.

Además, según Amnistía, las fuerzas de seguridad habrían estado involucradas en el asesinato o desaparición forzada de al menos seis personas hasta julio. Entre las víctimas está Luis Armando Espinoza, un trabajador rural de 31 años que murió el 15 de mayo tras recibir un disparo en la espalda con un arma reglamentaria en Tucumán (norte del país), crimen por el que están implicados nueve agentes de la policía de esa provincia.

Estos episodios han puesto en la mira al Gobierno de Alberto Fernández, quien no se ha referido a muchos de estos casos. El presidente, en cambio, sí mantuvo una reunión con la madre de Facundo Castro el pasado 24 de agosto.

Y este miércoles 2 de septiembre, durante un evento gubernamental, le reiteró su acompañamiento -y el del gobernador de Buenos Aires, Axel Kicillof, a Cristina Castro. “Los dos queremos saber qué pasó”, afirmó. Un reclamo que también resuena en la sociedad argentina.

Con EFE y medios locales

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24