Saltar al contenido principal

California fija un récord en 2020 con casi 810 mil hectáreas quemadas por incendios forestales

Un bombero trabaja para extinguir un incendio en Alpine, California, el 6 de septiembre de 2020.
Un bombero trabaja para extinguir un incendio en Alpine, California, el 6 de septiembre de 2020. © Steve Russo / vía Reuters
6 min

Las autoridades de California confirmaron la inédita cifra, que deja atrás el máximo registro de 2018. Esto mientras las altas temperaturas mantienen activos varios focos de incendios en el estado.

Anuncios

Este 2020 marca un nuevo y triste hito para California, Estados Unidos. Los incendios forestales en ese estado han consumido casi 810 mil hectáreas, un récord histórico para la región.

El máximo anterior fue de 793.184 hectáreas en 2018, según los datos del Departamento de Silvicultura y Protección contra Incendios de California (Cal Fire), entidad que recopila esta información desde 1987.

La preocupación de las autoridades es que este récord se da en una etapa temprana del año y cuando todavía resta la parte más difícil de la temporada, con temperaturas sofocantes y la posible presencia del viento.

“Es un poco desconcertante porque septiembre y octubre son históricamente los peores meses de incendios. Generalmente hace calor y los combustibles se secan mucho. Y vemos más de nuestros eventos de viento”, explicó Lynne Tolmachoff, portavoz de Cal Fire.

Esto se da mientras unos 14.800 bomberos luchan contra 23 focos de incendios en la región, un combate desigual por las crecientes temperaturas de los últimos días, las cuales amenazan la estabilidad del suministro eléctrico.

Bomberos del condado de San Miguel luchan contra un incendio a lo largo de Japatul Road en medio del llamado Valley Fire en Jamul, California
Bomberos del condado de San Miguel luchan contra un incendio a lo largo de Japatul Road en medio del llamado Valley Fire en Jamul, California © Sandy Huffaker / AFP

En total, son tres grandes incendios forestales activos los que afectan a California. Esto llevó al gobernador estatal, Gavin Newsom, a declarar el estado de emergencia en los condados de Fresno, Madera, Mariposa, San Bernardino y San Diego en las últimas horas del domingo 6 de septiembre. El Servicio Forestal de Estados Unidos, por su parte, cerró temporalmente algunos bosques nacionales, incluyendo los de Sierra, Angeles y San Bernardino.

En tanto, el Operador Independiente de Sistemas de California instó a los ciudadanos a reducir el consumo de energía, disparado frente a la ola de calor, y aseguró estar monitoreando la situación de los incendios que amenazan el tendido eléctrico.

Por su parte, Pacific Gas & Electric advirtió que podría cortar la energía a unos 158.000 clientes en zonas de los 21 condados del norte de California debido al creciente peligro.

Nuevas evacuaciones por el avance del Creek Fire en Fresno

La principal amenaza actual en California es el denominado Creek Fire, que se inició el viernes 4 de septiembre en Fresno -en la zona central del estado- y avanzó a gran velocidad durante el día siguiente.

Hasta el momento, las llamas han carbonizado unos 295 kilómetros cuadrados en el Bosque Nacional Sierra, mientras que, pese a la presencia de 850 bomberos en el lugar, el fuego seguía sin ser controlado en las primeras horas del lunes, según funcionarios.

El peligro por el incendio llevó a nuevas evacuaciones. El domingo, 207 personas fueron trasladadas de un campamento en Mammoth Pool, una zona popular entre montañistas.

Las órdenes de resguardo también alcanzaron a la ciudad de Auberry. Los caminos de montaña de los alrededores del pueblo de 2.300 habitantes se abarrotaron de vehículos que intentaban abandonar la zona.

La tarea de los bomberos también evitó que las llamas avanzaran hacia la pequeña ciudad de Shaver Lake. Sin embargo, unas 30 viviendas fueron destruidas en la remota aldea de Big Creek.

“Aproximadamente la mitad de las casas particulares de la ciudad se incendiaron. Las palabras ni siquiera pueden comenzar a describir la devastación de esta comunidad”, explicó Toby Wait, residente del lugar. No obstante, los agentes lograron salvaguardar una escuela, una iglesia, una biblioteca, un almacén general y una importante planta hidroeléctrica en el poblado de unas 200 personas.

El Dorado Fire fue iniciado por un dispositivo que una pareja utilizó para conocer el sexo de su bebé

En el sur de California, en el condado de San Bernardino, avanza el denominado El Dorado Fire. Las autoridades revelaron que este incendio se desató el sábado por la mañana como consecuencia de un dispositivo pirotécnico que, mediante humo azul o rosa, revela el sexo de un bebé.

Una pareja, situada en El Dorado Ranch Park, eligió ese lugar para conocer, junto a amigos y familiares, si su futuro hijo sería niño o niña. Pero al momento de iniciar el artefacto, rápidamente prendió fuego los pastizales de 1,2 metros. La combinación de altas temperaturas, baja humedad, vegetación seca y brisa fuerte provocó la rápida expansión de las llamas, según reveló Bennet Milloy, de Cal Fire.

El fuego creció hasta abarcar 30 kilómetros cuadrados y los más de 500 bomberos solo lograron un 7 % de contención. Por las llamas, fueron ordenadas evacuaciones en partes de Yucaipa, una ciudad de 54 mil habitantes.

El otro gran foco activo se ubica en el este del condado de San Diego. El llamado Valley Fire ha consumido más de 40 kilómetros cuadrados en el Bosque Nacional de Cleveland. Pese a la labor de unos 400 bomberos, la contención de estas llamas apenas alcanzó un 1 %.

Como consecuencia de este siniestro, los funcionarios emitieron nuevas órdenes de evacuación, principalmente cerca de la remota comunidad de Alpine. Además, anunciaron el despliegue de aviones militares para intentar frenar el avance de las llamas.

Con AP, Reuters y EFE

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.