Saltar al contenido principal

El danés Andersen gana en Lyon y Roglic sigue de amarillo antes de los Alpes

El ganador de la etapa, el danés Soren Kragh Andersen, celebra al cruzar la línea de meta al final de la 14a etapa de la 107a edición de la carrera ciclista del Tour de Francia, 197 km entre Clermont-Ferrand y Lyon, el 12 de septiembre de 2020
El ganador de la etapa, el danés Soren Kragh Andersen, celebra al cruzar la línea de meta al final de la 14a etapa de la 107a edición de la carrera ciclista del Tour de Francia, 197 km entre Clermont-Ferrand y Lyon, el 12 de septiembre de 2020 Anne-Christine POUJOULAT POOL/AFP
4 min
Anuncios

Lyon (AFP)

El danés Soren Kragh Andersen se impuso en solitario este sábado en la 14ª etapa del Tour de Francia, tras recorrer los 194 km que separan Clermont-Ferrand y Lyon, en una jornada que no deparó cambios significativos en la clasificación general.

El rodador danés sorprendió a los equipos de los velocistas con un poderoso ataque a falta de tres kilómetros para la meta en Lyon, donde por primera vez no hubo público en la llegada como consecuencia de las restricciones por la pandemia del covid-19.

Andersen precedió al pelotón en el que viajaban todos los favoritos a la general y que cruzó la meta encabezado por los velocistas, con el esloveno Luka Mezgec (segundo a 15 segundos) y el italiano Simone Consonni, el eslovaco Peter Sagan y el danés Casper Pedersen completando el Top 5 de la etapa.

Antes de afrontar a partir del domingo las etapas alpinas, el esloveno Primoz Roglic (Jumbo-Visma) mantiene un día más el maillot amarillo, aventajando en 44 segundos a su compatriota Tadej Pogaçar (UAE Emirates) y en 59 al colombiano Egan Bernal (Ineos).

"El nivel de este Tour es muy alto. Después de la pelea de ayer pensaba que hoy sería más tranquilo, pero se ha vuelto a rodar muy fuerte", destacó Roglic.

Sobre la etapa del domingo, con final en la cima del Grand Colombier, el esloveno declaró: "Supongo que se rodará a tope otra vez y que habrá muchos ataques, pero espero mantenerme fuerte y tratar, como cada día, de sobrevivir".

- Pelea por el maillot verde -

A Bernal le siguen en la general sus compatriotas Rigoberto Urán (cuarto a 1:10 de Roglic), Nairo Quintana (a 1:12) y Miguel Ángel López (a 1:31).

Entre los españoles, Mikel Landa se mantiene octavo a 1:55 del liderato y Enric Mas cierra el Top 10 a 2:54.

Tras la gran pelea del viernes, en la etapa reina con final en el Puy Mary, se presagiaba una cierta tregua camino de Lyon antes de iniciar el domingo las etapas alpinas.

Pero en la primera hora se recorrieron más de 45 km por los diferentes intentos de fuga y, después, en el ascenso al Col de Béal, el Bora-Hansgrove de Peter Sagan imprimió un fuerte ritmo a la carrera para tratar de distanciar al irlandés Sam Bennet, el gran rival del eslovaco en la pelea por el maillot verde de la regularidad.

Descolgado el corredor del Deceuninck, el Bora, ayudado en momentos por el CCC polaco y el Jumbo-Visma del líder Primoz Roglic, continuó tirando del pelotón, lo que dificultó cualquier intento de fuga.

Tras recorrer casi 50 km en la tercera hora de carrera, la tregua llegó cuando a falta de poco más de 70 km, el Deceuninck tiró la toalla en su intento de reintegrar a Bennett en el pelotón, que también bajó el ritmo aunque no lo suficiente como para permitir escapadas hasta los kilómetros finales, más accidentados y propicios a los ataques.

- Doble ascenso al Grand Colombier -

El primero en intentarlo, ya en la periferia de Lyon, fue el belga Tiesj Benoot (Sunweb), al que le siguieron otros clasicómanos Lennard Känma, Thomas de Gendt, Julian Alaphilippe, Marc Hirschi o el propio Sagan, pero al final fue Andersen el que sorprendió al pelotón y se anotó la etapa.

"Hoy tenía realmente muy buenas piernas y los ataques de mis compañeros (Benoot y Hischi) me dieron ganas de probarlo", explicó tras la etapa el vencedor del día.

El domingo se disputará la primera de las etapas alpinas, de 174,5 km con salida en Lyon y final en el Grand Colombier, un gigante que ya se ha ascendido en ocasiones anteriores pero que será final de etapa por primera vez en la historia.

Tras casi 100 km de terreno llano, en los últimos 70 los corredores subirán una primera vez al Grand Colombier, aunque por una vertiente diferente y sin llegar a la cima, y al Col de la Biche, que servirán de aperitivo al ascenso final, de más de 17 km, en el que los aspirantes al maillot amarillo en París deberán demostrar de nuevo que son merecedores de portar la túnica dorada.

El público tendrá prohibido el acceso a las tres ascensiones como consecuencia de las restricciones por la pandemia del covid-19.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.