El rompehielos de propulsión nuclear ruso hace su primer viaje

San Petersburgo (AFP) –

Anuncios

El rompehielos ruso "Arktika", de propulsión nuclear, conocido como el más poderoso de su tipo y un símbolo de las ambiciones árticas de Moscú, partió en su viaje inaugural el martes.

Diseñado para transportar gas natural licuado desde el Ártico, el buque gigante tiene 173 metros de largo y 15 metros de alto.

"Este buque único creado domésticamente se encontrará por primera vez en las extremas condiciones de los hielos del Ártico, donde, bajo la bandera rusa, tendrá que confirmar su estatus de buque insignia de la flota rompehielos", dijeron sus constructores de Baltic Shipyard, en San Petersburgo.

Se espera que el "Arktika" llegue a su futuro hogar, el puerto de Murmansk, en el noroeste de Rusia en dos semanas, después de pasar las pruebas de rendimiento.

Lanzado en 2016, es parte de una flota de rompehielos nucleares planeada para impulsar el tránsito de mercancías a lo largo de la costa ártica rusa, y hacer navegable durante todo el año el paso entre los océanos Pacífico y Atlántico.

De acuerdo con sus constructores, el "Arktika" puede cortar hielo de hasta 2,8 metros de espesor.

El desarrollo económico del Ártico es uno de los objetivos que se ha trazado el presidente ruso Vladimir Putin.

El Ártico cuenta con grandes reservas de petróleo y gas que pretenden explotar Rusia y otros países, incluyendo Estados Unidos, Canadá y Noruega.