La primera ministra trans de Europa: entre la ciencia y la política

Petra De Sutter se convirtió en nueva viceprimera ministra de Bélgica el 1 de octubre de 2020 y, con ello, en la primera transgénero en ostentar un cargo ministerial en toda Europa.  Fotografía tomada durante su juramentación en Bruselas.
Petra De Sutter se convirtió en nueva viceprimera ministra de Bélgica el 1 de octubre de 2020 y, con ello, en la primera transgénero en ostentar un cargo ministerial en toda Europa. Fotografía tomada durante su juramentación en Bruselas. © Yves Herman / Reuters

Petra De Sutter hace parte del nuevo gabinete de Bélgica. Su carrera es una mezcla entre la larga trayectoria como médica ginecobstetra y los cargos políticos que ha desempeñado en la Cámara Alta de Bélgica, en el Consejo y en el Parlamento Europeo.

Anuncios

El 1 de octubre Petra De Sutter juramentó ante el rey Felipe como una de los siete viceprimeros ministros que conforman el nuevo gabinete belga. Era un acto protocolario en el que también participaron otros 19 políticos, incluido el nuevo primer ministro Alexander De Croo.

Pero su nombramiento fue el que acaparó diferentes medios de comunicación internacionales porque ese día Petra De Sutter se convirtió en la primera transgénero de Europa en llegar a una posición ministerial.

No es la primera vez que De Sutter rompe los estereotipos. Ella también fue la primera transgénero en ser diputada en Bélgica en 2014 y una de las pocas en llegar al Parlamento Europeo. En esta última posición, que ocupó desde 2019, se desempeñó como la presidenta de la Comisión de Mercado Interior y Protección del Consumidor.

Su carrera política también incluye cinco años como delegada de Bélgica en la Asamblea Parlamentaria del Consejo Europeo, una de las instituciones más importantes de la Unión Europea.

“Estoy orgullosa de que en Bélgica y en la mayor parte de la Unión Europea tu identidad de género no te defina como persona y no sea un problema. Espero que mi nombramiento como ministra (de Empresas Públicas y Función Pública) y viceprimera ministra pueda desencadenar el debate en países donde todavía no es así”, dijo en su cuenta de Twitter luego de ser nombrada.

Aunque ha ostentado varios de los puestos más importantes de la política europea, la funcionaria ha pasado la mayor parte del tiempo en las aulas y los hospitales liderando investigaciones biomédicas.

La ciencia antes que la política

Antes de llegar al Parlamento Europeo y al gabinete belga, De Sutter era una científica dedicada a estudiar los problemas de fertilidad en las mujeres, con temas que iban desde las células madre embrionarias hasta la activación del óvulo, como lo muestra su perfil de la Universidad de Gante.

La ahora política estudió medicina en dicha institución, se especializó en obstetricia y ginecología en Chicago, Estados Unidos; y también tiene un doctorado en ciencias biomédicas. Desde el año 2000 regresó a su alma máter para enseñar medicina reproductiva y seis años después se convirtió además en la jefa del Departamento de Medicina Reproductiva del Hospital Universitario de Gante.

La nueva viceprimera ministra belga y ministra de servicios civiles y empresas estatales, Petra De Sutter, se posesionó en el Palacio Real de Bruselas, Bélgica, 1 de octubre de 2020.
La nueva viceprimera ministra belga y ministra de servicios civiles y empresas estatales, Petra De Sutter, se posesionó en el Palacio Real de Bruselas, Bélgica, 1 de octubre de 2020. © Danny Gys / Reuters

Aunque parecen temas alejados de la política, De Sutter utilizó todo su conocimiento científico desde cargos públicos. Por ejemplo, como diputada belga debatió en el Consejo Europeo sobre los regímenes legales de la paternidad. También siguió de cerca todo lo que hace el Comité de Bioética de este organismo e incluso presentó un informe sobre los riesgos éticos que implica utilizar las nuevas tecnologías para modificar la genética humana.

Sus acciones no se han limitado a la ciencia. Entre las múltiples discusiones en las que ha participado en los estamentos europeos se destacan dos temas: los derechos de la comunidad LGBTI+ y la defensa del medio ambiente.

Movimientos verdes e igualdad de derechos, sus banderas

Cuando De Sutter se convirtió en miembro del Parlamento Europeo se unió al Grupo de Los Verdes / Alianza Libre Europea, una colectividad progresista dentro de la instancia que promueve la ecología como política.

No era la primera vez que defendía estas banderas, pues en Bélgica ya militaba con el partido Groen, un movimiento que aunque es minoritario es uno de los verdes más fuertes del país, especialmente en la región de Flandes.

Es desde esta postura que, durante la pandemia, ha insistido en el Parlamento Europeo en la necesidad de reorientar las inversiones para que la recuperación económica esté alineada con el medio ambiente. Su perspectiva coincide con las peticiones de las marchas mundiales contra el cambio climático, abanderadas por Greta Thunberg.

En cuanto a los derechos de la comunidad LGTBI+, Petra De Sutter fue una de las diputadas que cuestionó al Parlamento Europeo para que se pronunciara por las persecuciones a los homosexuales en Polonia. Ella estuvo en el grupo que pidió condenar la detención de 48 activistas LGBTI+ el 8 de agosto de 2020 en ese país y también en el que solicitó un pronunciamiento sobre las zonas declaradas libres de homosexuales. Desde 2019, las autoridades locales prohibieron la presencia de las personas de esa comunidad en más de 100 municipios polacos.

El presidente Andrzej Duda durante su campaña electoral en Varsovia, Polonia, el 12 de julio de 2020.
El presidente Andrzej Duda durante su campaña electoral en Varsovia, Polonia, el 12 de julio de 2020. REUTERS - ALEKSANDRA SZMIGIEL

De Sutter fue una de las eurodiputadas que consideró que todo esto mostraba “un aumento de la intolerancia y la violencia contras las personas LGBTI+” en Polonia y denunció la homofobia en la campaña del presidente reelecto Andrzej Duda.

Aunque la misma funcionaria reconoció que el contexto de Bélgica es totalmente distinto a lo que ella ha criticado en otros países europeos, sin duda su nuevo rol le servirá para articular su experiencia como científica y sus peleas políticas marcando desde ya un hito histórico: ser la transgénero de más alto cargo en toda Europa.

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24