Indonesia: violentas manifestaciones en rechazo a nueva ley laboral

En la capital de Indonesia, Yakarta, los manifestantes fueron dispersados con gases lacrimógenos y cañones de agua.
En la capital de Indonesia, Yakarta, los manifestantes fueron dispersados con gases lacrimógenos y cañones de agua. © Indonesia Out / Reuters

Manifestantes y policías antimotines se enfrentaron en las calles de Yakarta, capital de Indonesia, por tercer día consecutivo. Las movilizaciones se originaron en rechazo a la aprobación de una nueva ley laboral que, a juicio de los líderes de la protesta, socava los derechos de los trabajadores y amenaza el medio ambiente. 

Anuncios

"Nuestra lucha es por nuestros hijos, nietos, y generaciones futuras (…) Esta ley disminuye el bienestar y nos generará incertidumbre en el plano laboral”, expone Maulana Syarif, de 45 años. 

Este 8 de octubre, cientos de manifestantes indonesios, entre trabajadores y estudiantes, intentaron acercarse a las inmediaciones del palacio presidencial ubicado en Jakarta. Pero la policía dispersó al grupo lanzando gases lacrimógenos y cañones de agua, una acción que fue respondida con lanzamiento de botellas y piedras por parte de los manifestantes. 

Enfrentamientos similares se registraron en otras ciudades como Yogyakarta, Medan, Makassa, Manado y Bandung, esta última capital de la provincia de Java Occidental. Allí, la policía arrestó a 209 personas tras dos días de protestas. 

Los principales sindicatos indonesios, los cuales han liderado las manifestaciones en algunos lugares, han señalado que mantendrán las protestas hasta que el Gobierno derogue la legislación. Para las autoridades, las movilizaciones violan la disposición del país de evitar aglomeraciones para prevenir nuevos casos de Covid-19. 

¿Qué busca el Gobierno con la nueva ley laboral?

Indonesia, un archipiélago ubicado entre el océano Índico y el océano Pacífico, es considerada como la principal economía del sudeste asiático. 

No obstante, en los últimos años el país ha visto cómo las inversiones extranjeras han preferido irse a otros destinos debido a las reiteradas protestas de parte de los trabajadores para exigir mejores garantías y salarios adecuados, entre otros.  

En 2019, el presidente Joko Widodo había alertado sobre un total de 23 empresas chinas que se fueron de Indonesia a Vietnam, Malasia y Tailandia. 

En este sentido la Ley Ómnibus, aprobada por el Gobierno y ratificada por el Congreso, se presenta con la intención de atraer a los inversionistas a través de la simplificación de más de 70 leyes existentes  (entre ellas la Ley del Trabajo, la Ley de Ordenación del Territorio y la Ley de Gestión Ambiental) con las que buscan acelerar las reformas económicas, disminuir la burocracia y promover la eficiencia. 

Pero los sindicatos han manifestado su descontento a la ley. El Gobierno, a través de algunos representantes, ha calificado las denuncias de los gremios como "informaciones falsas".

Sin embargo, medios del país han revelado que la versión preliminar del proyecto elimina protecciones clave como: la licencia pagada obligatoria por parto, el aumento de los límites al trabajo en horas extraordinarias y la reducción de la indemnización por despido. 

Otro sector que se opone a la ley agrega que la legislación eliminará restricciones al trabajo manual de los extranjeros, aumentará el uso de la subcontratación y transformará el salario mensual en pagos por hora. 

Adicionalmente, los opositores de la norma expresan preocupación porque la ley relaja obstáculos diseñados para proteger el medio ambiente.

Con EFE, Reuters y AP 

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24