"Hoy he dado un paso adelante, el domingo necesito otro", dice Nadal

París (AFP) –

Anuncios

"Hoy he dado un paso adelante, el domingo necesito otro", declaró el español Rafael Nadal tras batir al argentino Diego Schwartzman por 6-3, 6-3 y 7-6 (7-0), este viernes en semifinales de Roland Garros, por lo que peleará por un histórico 13º trofeo en la capital francesa.

"Estoy en una final, no he perdido un set, aunque es verdad que ha habido otros Roland Garros en los que me he sentido mejor. Al final las condiciones no son perfectas para mi estilo ni para mi impacto de la pelota, por lo que tiene mucho valor donde estoy", dijo.

"He encontrado soluciones y he entrenado con la actitud adecuada. Seguiré peleando, hoy ha sido mi mejor partido del torneo y necesito que el domingo sea mejor", añadió el jugador de 34 años.

Schwartzman había batido a Nadal en los cuartos de Roma hace tres semanas, pero este viernes no tuvo opciones de pelear la victoria.

"El escenario es diferente, estaba más preparado aquí, Roma fue mi primer torneo tras seis meses. Hoy aquella experiencia me ayudó para tener cuidado. Intenté jugar con un plan, con determinación, la táctica fue la buena", dijo.

El partido se le complicó un poco a Nadal en la tercera manga, cuando desaprovechó su ventaja y concedió tres roturas. "Tuve que ser más agresivo mediado el tercer set, desaproveché un par de oportunidades para decantar el marcador", dijo sobre un parcial que ganó con 7-0 en el 'tie break'.

Nadal elogió a su rival, que el lunes entrará por primera vez en el Top-10 (8º).

- 'Entretener a la gente' -

"Las cualidades que tiene son muchas. Tiene poca estatura (1,68 m.) por lo que necesita hacer todo bien para estar donde está. Domina la lectura del juego y el tiempo de manera perfecta. Siempre ha dado pasos hacia adelante. Está a un nivel altísimo y es muy querido en el circuito", dedicó al argentino.

A Nadal le preguntaron por un potencial duelo por el título con Novak Djokovic (1º), que este viernes juega su semifinal ante Stefanos Tsitsipas (6º).

"No creo que influya que hayamos jugado antes aquí, son diferentes circunstancias. No puedo predecir el futuro, pero jugar contra Novak me obliga a hacer mi mejor tenis", señaló.

Finalmente Nadal se refirió a 2020, el año de la pandemia, que obligó a trasladar Roland Garros de la primavera parisina al otoño y a jugarlo casi sin público.

"Es un ambiente más triste de lo habitual. Lo único que podemos hacer es dar las gracias a Roland Garros y a la ATP porque el circuito pueda seguir adelante en medio de tantas dificultades", dijo.

"Lo primero es la salud, todo queda en un segundo plano, queda hasta feo hablar más de la cuenta de un torneo. Si de algo tenemos que servir es para entretener y distraer a la gente, dar el máximo cada día, intentar dar el mejor espectáculo", concluyó.