Finalizó en Venezuela la Consulta Popular opositora contra el chavismo

Una mujer valida su código de votación digital durante la jornada votación presencial de la consulta popular impulsada por el opositor Juan Guaidó hoy, en Caracas (Venezuela).
Una mujer valida su código de votación digital durante la jornada votación presencial de la consulta popular impulsada por el opositor Juan Guaidó hoy, en Caracas (Venezuela). © RAYNER PEÑA R / EFE
8 min

Este sábado finalizó la Consulta Popular organizada por la oposición venezolana para rechazar el chavismo y las elecciones legislativas del pasado 6 de diciembre, en las que el oficialismo arrasó, obteniendo el 91% de los escaños, tras la inhabilitación del grueso de los partidos opositores.

Anuncios

El líder político Juan Guaidó ofreció un balance de participación de la Consulta Popular que realizó el sector opositor. Afirmó que durante seis días votaron 6.4 millones de personas, de las cuales 3.2 millones participaron en Venezuela y 845.000 en el exterior; además, 2.4 millones depositaron votos virtuales.

La cifra, equivalente al 31,22 % del padrón electoral, fue ligeramente superior a la participación en las elecciones legislativas del fin de semana anterior, que según el Consejo Nacional Electoral solo alcanzó el 30% y que dio el 91% de escaños del Parlamento a los candidatos de la coalición oficialista, ante la inhabilitación y boicot de la mayoría de opositores.

Para Guaidó se demostró, entre otras cosas, que las legislativas del 6 de diciembre no expresaron la voluntad del pueblo y en cambio, sí sentaron un precedente para que la ciudadanía validara con las tres preguntas de la Consulta la necesidad de nuevas elecciones y un pedido de “gestión" internacional para solucionar la crisis socio-política del país petrolero.

Pero los datos ofrecidos por el comité de la Consulta dejan más dudas que certezas, solo superaron en unos 200.000 votos la participación en las legislativas y los apoyos no son verificables.

 

No hay manera de ratificar los resultados

Juan Guaidó, quien es reconocido por decenas de países como el presidente legítimo de Venezuela, promovió desde agosto la Consulta para demostrar un amplio rechazo hacia el presidente Nicolás Maduro, pero no está claro cómo logrará ese objetivo.

Y es que los resultados anunciados por el Comité no se pueden constatar pues, además de la ausencia de observadores externos, no hubo controles de participación para evitar que los ciudadanos depositaran sus respuestas en más de un punto o que, quienes ya hubieran votado en las aplicaciones, no lo hicieran también con papeletas físicas.

Quienes llegaron a las más de 7.000 mesas disponibles este sábado, dentro y fuera de Venezuela, debían anotar su nombre y firmar, pero su inscripción no se cotejó con otros lugares habilitados para evitar fraude.

También hubo algo de polémica por las aplicaciones elegidas para el voto virtual, Telegram y Voatz, ya que era necesario enviar una foto del documento de identidad para responder la Consulta.

Por otro lado se reportó que hubo incidentes en 11 de los 24 estados de Venezuela. La policía y los partidarios del chavismo eliminaron algunos sitios de la oposición para la votación informal.

El jueves pasado, el presidente Nicolás Maduro dijo que "ninguna consulta por Internet tiene rango constitucional... Nadie podría pensar que una consulta por Internet tiene valor legal".

 

Sin detalles de las respuestas

El coordinador nacional del comité organizador, Enrique Colmenares Finol, no dio detalles de cuánta gente votó en contra o a favor de cada una de las tres propuestas de la consulta, pese a que avanzada la noche ya se tenían el 87,44 % de las actas.

La consulta consistió en tres preguntas. En la primera de ellas se cuestionó a los ciudadanos si rechazan o no los comicios legislativos del pasado 6 de diciembre.

Un hombre deposita su código de votación digital durante la jornada votación presencial de la consulta popular impulsada por el opositor Juan Guaidó hoy, en Caracas (Venezuela).
Un hombre deposita su código de votación digital durante la jornada votación presencial de la consulta popular impulsada por el opositor Juan Guaidó hoy, en Caracas (Venezuela). © Rayner Peña R. / EFE

También se preguntó si los ciudadanos exigen el “final de la usurpación de Nicolás Maduro en la presidencia y nuevos comicios” y por último, la tercera cuestión pidió a los venezolanos decir si quieren que se hagan “gestiones necesarias” con la comunidad internacional para atajar la crisis humanitaria que vive el país y reactivar la cooperación internacional.

Las tres cuestiones fueron aprobadas por la Asamblea Nacional que lidera el opositor Juan Guaidó, aunque desde enero de 2020 no hacen sus sesiones de forma presencial en el Palacio Federal Legislativo, ya que ahí se desarrollan plenos paralelos a los que solamente acude el chavismo y donde ya se ha elegido a otro presidente de la Cámara.

 

 

El opositor exiliado, Leopoldo López, participó desde Bogotá

El dirigente del partido opositor Voluntad Popular llegó el sábado 12 de diciembre a la plaza Simón Bolívar de la capital colombiana para ejercer su voto en uno de los 35 sitios habilitados para que los venezolanos residentes en Bogotá pudieran votar.

López está dando una gira por Colombia desde el pasado miércoles, cuando llegó a la capital procedente de Madrid, lugar donde ha establecido su residencia después de huir de su país.

"La causa de Venezuela no es una causa ideológica, no es una causa de la derecha o de la izquierda, no es una causa de algún sector político, es la causa de todos los que crean en la libertad y en la democracia en el mundo entero", expresó el opositor.

Venezuela atraviesa por una crisis política, social y económica sin precedentes. Tras las últimas elecciones legislativas, el chavismo, que gobierna el país desde 1999, se ha hecho con la Asamblea Nacional, el último órgano legislativo que estaba fuera de su poder. A esto hay que sumar que dentro de la misma oposición hay una fractura evidente que impide articular una respuesta coordinada.

Aunque los acercamientos para realizar conversaciones entre oficialismo y oposición se han intentado, no han dado sus frutos. La mayoría de los grupos opositores no reconocen a Nicolás Maduro como el presidente de Venezuela, al igual que varios países de la comunidad internacional.

Con EFE y Reuters

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24