Ciudad de México suspende las actividades no esenciales hasta el 10 de enero

Un hombre recibe la ropa de un familiar hospitalizado por la enfermedad del coronavirus (COVID-19) en el Hospital General, en la Ciudad de México, México. Fotografía tomada el 15 de diciembre de 2020.
Un hombre recibe la ropa de un familiar hospitalizado por la enfermedad del coronavirus (COVID-19) en el Hospital General, en la Ciudad de México, México. Fotografía tomada el 15 de diciembre de 2020. © REUTERS / Gustavo Graf

El semáforo está en rojo para toda la zona metropolitana debido al preocupante aumento en el número de contagios. Las autoridades piden un “esfuerzo adicional y extraordinario” para atajar las cifras y evitar un estrés mayor al sistema sanitario. Solo en Ciudad de México han muerto más de 19.500 personas a causa del virus. 

Anuncios

El principal foco de la pandemia en México, la capital y la zona colindante, debe clausurar todas las actividades no esenciales a partir del 19 de diciembre debido al alto número de contagios, que no para de crecer.

Permanecerán abiertos los servicios de alimentos sin preparar o preparados, para llevar o a domicilio, los sectores de energía, transporte, manufactura, salud, funerarios, de construcción, financieros y de telecomunicaciones.

También se indicó que operarán la fabricación y venta de medicamentos, algunos talleres de reparaciones y refacciones y los servicios gubernamentales tributarios, de seguridad, obra pública, agua y de operación.

"El impulso de la epidemia en esta región requiere medidas adicionales y hemos llegado a la conclusión de que se requieren medidas extraordinarias", advirtió el subsecretario de Salud Hugo López-Gatell, acompañado por la alcaldesa de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, y el gobernador del estado de México, Alfredo del Mazo.

López-Gatell instó a los mexicanos a evitar “hacer fiestas, reuniones familiares, posadas y cualquier otra congregación".

Y es que la capital mexicana supera los 277.700 casos positivos y 19.500 muertos a causa del virus, mientras que el país registra 1.289.298 de contagios y 116.487 decesos, según la Universidad Johns Hopkins.

A estas cifras se suma una que genera alarma y es la ocupación hospitalaria, que llega al 80% y del 75% en el estado de México. Las camas con ventilador de la capital están al 69 % de su ocupación. 

La alcaldesa Sheinbaum indicó que el semáforo epidemiológico de la capital entró en color rojo, lo que señala el peligro máximo en la emergencia.

"Necesitamos necesariamente disminuir la curva de contagios para que disminuyan las hospitalizaciones y por ello es que se toman estas medidas", subrayó.

Sheinbaum recalcó que el objetivo es llegar a tener 10.000 camas de hospital en la Zona Metropolitana del Valle de México, pero por el momento la importancia se centrará en la prevención.

A su vez, el gobernador del Estado de México, Alfredo del Mazo, destacó que las acciones se toman de manera "coordinada" junto con la capital.

Un trabajador sanitario realiza un test de covid-19 a una viajera a la salida del metro en Ciudad de México, el 4 de diciembre de 2020
Un trabajador sanitario realiza un test de covid-19 a una viajera a la salida del metro en Ciudad de México, el 4 de diciembre de 2020 ALFREDO ESTRELLA AFP

Las preocupantes cifras ya preveían un nuevo cierre de actividades que se había evitado para no golpear a la economía ya afectada por la pandemia. Sin embargo, el aumento significativo de casos y la cercanía de las fiestas de fin de año obligaron a las autoridades mexicanas a tomar cartas en el asunto.

México realizó un simulacro de vacunación

Mientras tanto, las secretarías de la Defensa Nacional y de Salud desarrollaron un simulacro de llegada y traslado de las vacunas contra el Covid-19, las cuales se espera sean aplicadas primero al personal de la salud en la última semana de diciembre. El objetivo era garantizar la logística que se requiere para conservar las inmunizaciones a -70 grados centígrados, así como su descongelación y refrigeración entre 2 y 8 grados durante no más de 5 días.

El propósito es lograr vacunar a unos 107.000 profesionales médicos en Ciudad de México, mientras que en el norteño estado de Coahuila la vacuna se aplicará a otras 17.000 personas.

México ha logrado acuerdos con Pfizer y BionTech (cuyo proceso de vacunación iniciaría a finales del 2020), así como 77,4 millones de dosis de la británica AstraZeneca, al menos 35 millones de la china CanSino y 34,4 millones de la plataforma Covax de la Organización Mundial de la Salud (OMS), según la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE).

Con Reuters y EFE

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24