Guatemala contiene a la fuerza a la caravana migrante

Migrantes hondureños caminan por una carretera de El Florido, Guatemala, en su ruta hacia México y con el objetivo de llegar hasta Estados Unidos. 16 de enero de 2020.
Migrantes hondureños caminan por una carretera de El Florido, Guatemala, en su ruta hacia México y con el objetivo de llegar hasta Estados Unidos. 16 de enero de 2020. © Luis Echeverría/ Reuters
6 min

Con palos y gases lacrimógenos las fuerzas de seguridad guatemaltecas se enfrentaron a los alrededor de 9.000 migrantes que buscan llegar a Estados Unidos. 

Anuncios

“No pueden pasar y no van a pasar”, le dijo este sábado 16 de enero el director del Instituto Guatemalteco de Migración, Guillermo Díaz, a una parte de la caravana de migrantes que atravesaba el departamento de Chiquimula rumbo a México, en su camino hacia Estados Unidos. La autoridad migratoria guatemalteca calcula que ya hay al menos 9.000 caminantes hondureños divididos en tres grupos de casi 3.000 personas cada uno, y estima que entre 7.000 y 8.000 de estos cruzaron la frontera con Honduras desde el viernes. 

El Instituto Guatemalteco de Migración dijo este sábado que devolvió a 992 personas que habían ingresado a su país por rutas irregulares. Entre estos, la entidad resaltó que hay 163 menores de edad.

La vigilancia también ha aumentado en las vías por donde caminan los migrantes. La advertencia del director del Instituto Guatemalteco de Migración se registró específicamente en una carretera a la altura del municipio de Quetzaltepeque, cercano a la frontera con Honduras, donde las fuerzas de seguridad mantienen una barrera para intentar impedir el avance de los migrantes.

De acuerdo al director Guillermo Díaz, se han colocado más de 20 puestos de control policiales en la carretera que conduciría a los migrantes desde su actual posición en el oeste de Guatemala hasta la frontera con México, en el este del país.

Autoridades guatemaltecas bloquean el avance de la caravana

Este domingo 17 de enero, miles de migrantes chocaron con una barrera policial a 20 kilómetros del cruce fronterizo de El Florido, en el departamento oriental de Chiquimula. Según la agencia EFE, las fuerzas guatemaltecas detuvieron con golpes de palos y bombas lacrimógenas a un grupo de cerca de 6.000 caminantes.

Soldados guatemaltecos intentan frenar el avance de miles de migrantes en la ciudad guatemalteca de Chiquimula el 17 de enero de 2021 mientras los emigrantes intentan cruzar el país en su camino primero a México y luego a Estados Unidos.
Soldados guatemaltecos intentan frenar el avance de miles de migrantes en la ciudad guatemalteca de Chiquimula el 17 de enero de 2021 mientras los emigrantes intentan cruzar el país en su camino primero a México y luego a Estados Unidos. © Esteban Biba/ EFE

Hacia las 07:00 hora local (13.00 GMT), los miles de hondureños intentaron romper la barrera policíaca, pero fueron reprimidos violentamente por aproximadamente un minuto por el Ejército de Guatemala y la Policía Nacional Civil, obligándolos a retroceder.

Soldados y policías guatemaltecos forman una barricada humana y lanzan gases lacrimógenos para detener a los migrantes hondureños que caminan por una carretera en Chiquimula, Guatemala, el 17 de enero de 2021.
Soldados y policías guatemaltecos forman una barricada humana y lanzan gases lacrimógenos para detener a los migrantes hondureños que caminan por una carretera en Chiquimula, Guatemala, el 17 de enero de 2021. © Esteban Biba/ EFE

Las autoridades guatemaltecas dicen que estos migrantes cruzaron de forma ilegal por el puesto de El Florido entre el viernes y el sábado.

Los otros 3.000 hondureños que conforman la caravana han logrado avanzar en algunos casos y en otros la multitud se ha ido diluyendo o ha emprendido el viaje de vuelta a su país.

Frente a la multitud que se dirige a su frontera sur, la Cancillería de México emitió un comunicado este sábado para pedir medidas concretas que impidan el avance de los migrantes. 

México “exhorta” a cumplir los protocolos migratorios y sanitarios

La Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) de México reconoció la labor de las autoridades guatemaltecas e hizo un “exhorto respetuoso a las autoridades de Honduras para que atiendan, oportunamente, este flujo irregular de personas migrantes, de tal manera de que prevengan nuevos desplazamientos”. 

La Cancillería dijo en su pronunciamiento que el Gobierno “no es indiferente a las causas estructurales que provocan estos movimientos masivos y reconoce las necesidades legítimas de las diversas poblaciones que integran los flujos migratorios”. Pero añadió que confía en los protocolos migratorios “seguros, ordenados y regulares” para “garantizar la atención efectiva y transversal de estas poblaciones”.

Hugo López-Gatell, subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud federal, afirmó en conferencia de prensa que, en conjunto con la SRE, se decidió que se integrará un operativo multiinstitucional de respuesta para asegurarse de que las personas que ingresen a México tengan la protección social que corresponde a cualquier persona de este país.

Sin embargo, el acuerdo adoptado entre Estados Unidos y México sobre esta materia sigue vigente. Desde el año pasado, el Gobierno de López Obrador reforzó su pie de fuerza en la frontera con Guatemala y un funcionario de gobierno dijo que cuando la caravana llegue será dispersada.

En las inmediaciones del río Suchiate, que divide a México y Guatemala, la Guardia Nacional mexicana está desplegada desde el viernes para preparar la respuesta a la multitud de migrantes.

Miembros de la Guardia Nacional mexicana y del Instituto Nacional de Migración se dirigen al río Suchiate, frontera natural entre México y Guatemala, para preparar la respuesta a la nueva caravana de migrantes que se dirige al país rumbo a Estados Unidos. Ciudad Hidalgo, México, enero 15 de 2021.
Miembros de la Guardia Nacional mexicana y del Instituto Nacional de Migración se dirigen al río Suchiate, frontera natural entre México y Guatemala, para preparar la respuesta a la nueva caravana de migrantes que se dirige al país rumbo a Estados Unidos. Ciudad Hidalgo, México, enero 15 de 2021. © Jose Torres/ Reuters

A tres días de la posesión de Joe Biden en Estados Unidos, muchas de las miles de personas que se dirigen hacia ese país están a la expectativa sobre si habrá algún cambio inmediato en la política migratoria estadounidense. 

Con EFE y Reuters

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24