Explosión en escuela al norte de Pakistán deja al menos siete personas muertas

Oficiales de policía y funcionarios inspeccionan la madrasa donde estalló una bomba este 27 de octubre de 2020 en Peshawar, Pakistán.
Oficiales de policía y funcionarios inspeccionan la madrasa donde estalló una bomba este 27 de octubre de 2020 en Peshawar, Pakistán. © Fayaz Aziz / Reuters

Siete muertos y más de 80 heridos dejó la explosión de una bomba en Peshawar. Hasta el momento, ningún grupo armado de los que opera en la zona se ha adjudicado el ataque. El primer ministro de Pakistán, Imran Khan, condenó los hechos y prometió Justicia.

Anuncios

En Peshawar, ciudad al noroeste de Pakistán fronteriza con Afganistán, la violencia de los grupos fundamentalistas islámicos es una constante. Pero este martes 27 de octubre ninguno de ellos se ha adjudicado el ataque a una madrasa, una escuela islámica, que deja hasta el momento siete muertos y más de 80 heridos. 

“Personas desconocidas dejaron explosivos en una bolsa plástica”, afirmó un oficial de policía a los medios. Ali Gandapur, jefe de la policía de Peshawar, le dijo a Reuters que la bomba contenía hasta seis kilos de explosivos. 

Tariq Burki, director del Hospital Lady Reading, dijo en informaciones preliminares que entre los muertos había algunos niños. Pero luego sostuvo que los siete muertos eran adultos y que había cuatro menores heridos. Además, resaltó que del total de 83 personas afectadas, hay cinco en condiciones críticas. Esta madrasa tradicionalmente recibe a estudiantes adultos.

Un trabajador de rescate examina uno de los puntos afectados por la explosión en una madrasa en Peshawar, Pakistán, el 27 de octubre de 2020.
Un trabajador de rescate examina uno de los puntos afectados por la explosión en una madrasa en Peshawar, Pakistán, el 27 de octubre de 2020. © Fayaz Aziz / Reuters

El hospital publicó una lista en la que se observa que más de una docena de los heridos son afganos.

Un video publicado por la policía muestra al profesor jeque Rahimullah mientras impartía una clase en la que citaba textos sagrados y hablaba sobre la importancia de la educación. En las imágenes se ve cómo el choque de la explosión tumba el micrófono, la cámara, y llena la escena de humo. Una fuente del hospital dijo que el jeque había sobrevivido y estaba recibiendo atención médica.

Una zona afectada por extremistas islámicos

En general, la violencia de grupos armados no estatales ha disminuido en Pakistán en los últimos años. Pero no en la provincia de Khyber Pakhtunkhwa, de la que Peshawar es la capital.

Aquí los ataques han aumentado y algunos han sido reivindicados por el grupo Talibán. Sin embargo, el grupo armado publicó este martes un pronunciamiento en el que condenó la explosión y negó cualquier responsabilidad.

El primer ministro Imran Khan repudió el hecho y envió sus condolencias a través de Twitter a los familiares de las víctimas y deseó pronta recuperación a los heridos. “Quiero asegurarle a mi nación que nos encargaremos de que los terroristas responsables de este cobarde acto barbárico sean llevados ante la Justicia tan pronto como sea posible”, afirmó el mandatario.

Con Reuters

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24