Condiciones adversas complican la búsqueda del escalador chileno, Juan Pablo Mohr, en el K2

El escalador chileno, Juan Pablo Mohr, se mantiene desaparecido desde el 5 de febrero cuando intentó escalar la cima del K2 en Pakistán.
El escalador chileno, Juan Pablo Mohr, se mantiene desaparecido desde el 5 de febrero cuando intentó escalar la cima del K2 en Pakistán. © @TeamChile_COCH

El montañista sudamericano forma parte de la expedición que, junto al islandés John Snorri y el paquistaní Ali Sadpara, se encuentra desaparecida desde el 5 de febrero, cuando intentaba alcanzar la segunda cumbre más alta del mundo. En Chile, las autoridades mantienen contacto con sus pares paquistaníes con la esperanza de lograr un rescate exitoso.

Anuncios

El trío de alpinistas intentaba convertirse en el segundo grupo que logra escalar la cima del K2, ubicada a 8.611 metros, en época de invierno. La hazaña fue alcanzada el pasado 16 de enero del presente año por un grupo de 10 nepalíes, nueve de ellos pertenecientes a la etnia sherpa.

Sin embargo, las condiciones meteorológicas de la zona han impedido que, desde el 8 de febrero, los helicópteros militares paquistaníes despeguen para rastrear la zona. "Los helicópteros están listos para volar. Estamos esperando a que mejore el tiempo", dijo Karrar Haidri, secretario del Club Alpino de Pakistán.

La agencia de noticias EFE, informó que dos escaladores paquistaníes, abandonaron los intentos de búsqueda y regresaron al campo base a la espera de que las condiciones climáticas mejoren en la zona.

"Haremos todos los esfuerzos posibles para recuperar a los héroes desaparecidos a pesar del clima adverso”, dijo Shah Mahmood Qureshi, ministro de Exteriores paquistaní, durante una conversación con su homólogo chileno, Andrés Allamand.

El monte K2, también conocida como ‘la montaña salvaje’, ofrece un panorama complejo para escalarla durante la temporada de invierno, cuando la temperatura alcanza -50 grados y los vientos rondan los 90 kilómetros por hora.

Datos estadísticos señalan que uno de cada tres, o hasta un 25%, de los alpinistas que buscan alcanzar la cumbre mueren en el intento. Recientemente la zona se cobró la vida de dos deportistas, en medio de condiciones climáticas adversas. 

Gobierno de Chile mantiene el optimismo

A través de un tweet, el Ministerio del Deporte chileno ha manifestado que las labores de búsqueda hicieron una pausa por las condiciones climáticas, pero que no se han detenido.

“El rescate no se ha dado por finalizado y según han afirmado las autoridades paquistaníes y su canciller, Shah Mahmood Qureshi, será reanudado en cada "ventana" que otorgue el clima en la zona”, se lee en uno de los mensajes.

El organismo sostiene que, para alcanzar el éxito en la búsqueda, mantienen contacto con la embajada chilena en Pakistán y otros organismos públicos de esa nación para la obtención de imágenes satelitales que permitan un mejor apoyo en las labores de rescate.

“Compartimos la fe y esperanza de millones de chilenos”, se lee en otro de los mensajes.

Juan Pablo Mohr, un amante de las montañas con récord Guinness

Arquitecto de profesión, Juan Pablo Mohr comenzó su pasión en el mundo del montañismo a los 17 años. En 2017, junto con Sebastián Rojas, logró subir la cima del Annapurna (ubicada a 8.091 metros sobre el nivel del mar), convirtiendo a la pareja en los primeros chilenos en lograr la hazaña.

Sin embargo, su mayor éxito lo obtendría en 2019 cuando inscribió su nombre en el récord Guinness. En esa ocasión, Mohr completó un ascenso a la cumbre del Lhotse (cuya altura es de 8.516 metros) y sin pausa emprendió la ruta hacia la cima del monte Everest a 8.848 metros sin requerir oxígeno artificial para lograr la meta.

Su intención de lograr el ascenso al K2 en la temporada de invierno se vio opacado por la muerte del escalador español Sergi Mingote, con quien escaló el Lhotse en 2019, luego de sufrir un accidente en el ascenso.

A principios de febrero se unió a la italiana, Tamara Lunger, quien abandonaría el 5 de febrero, por lo que el chileno se unió a John Snorri, Ali Sadpara y Sajid Ali, este último hijo de Sadpara y quien debió regresar al campamento base por presentar problemas con su regulador de oxígeno, para completar su misión. El viernes, los tres escaladores se encontraban en el llamado "cuello de botella" una zona para alcanzar la cima ubicada a 8.200 metros de altitud, dijo Sajid.

"Creo que, si la operación de búsqueda continúa, debería enfocarse en localizar los cuerpos. De lo contrario, las posibilidades de supervivencia en los 8.200 metros, en la temporada de invierno son muy bajas y están desaparecidos desde hace tres días, por lo que las posibilidades de supervivencia son bajas", agregó el joven. 

En su experiencia como alpinista, Mohr tiene el haber completado cinco de los 14 “ochomiles”.  Además, dirigía una fundación en su país cuyo objetivo era incentivar el amor por el montañismo en Chile.

“Yo expongo mi cuerpo a los límites que hay que exponerlos para poder hacer estas montañas. Eso de tener ayuda extra o complementaria, como meterse oxígeno, no tiene lugar. Justamente, en las montañas a gran altura lo que hay es falta de oxígeno. Entonces es trampa enfrentar la montaña con oxígeno de ayuda“, dijo en una entrevista al diario chileno La Tercera, en 2019.

Con EFE y AP

 

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24