Los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 se realizarán sin público extranjero

La presidenta del Comité Organizador de Tokyo 2020, Seiko Hashimoto, abandona una conferencia de prensa después de una reunión con los comités de los Juegos Olímpicos y Paralímpicos de Tokio 2020, y las autoridades locales en Tokio, Japón, el 20 de marzo de 2021.
La presidenta del Comité Organizador de Tokyo 2020, Seiko Hashimoto, abandona una conferencia de prensa después de una reunión con los comités de los Juegos Olímpicos y Paralímpicos de Tokio 2020, y las autoridades locales en Tokio, Japón, el 20 de marzo de 2021. © Yoshikazu Tsuno / Reuters

Los gobiernos locales tomaron la decisión ante el riesgo de recibir a miles de turistas cuando Japón está saliendo de su tercera ola de Covid-19. El comité organizador de las justas aclaró que les reembolsará a los extranjeros el dinero de las entradas que ya habían comprado, pero que no se hará responsable de otros costos como los hoteles. Los Juegos están programados del 23 de julio al 8 de agosto y los Paralímpicos del 24 de agosto al 5 de septiembre.

Anuncios

La pandemia forzó la postergación de los Juegos Olímpicos durante un año y por momentos puso en duda si las justas más importantes del deporte se realizarían o no. Ahora el anuncio es que habrá un "sacrificio" para que dichas competencias sí tengan lugar dentro de cuatro meses, en palabras del presidente del Comité Olímpico Internacional, Thomas Bach.

Este será que los espectadores extranjeros tendrán prohibido viajar a Japón para los Olímpicos y para los Paralímpicos. Así lo comunicaron este sábado el COI y los organizadores locales, después de reunirse con el Gobierno japonés, el Gobierno de Tokio y el Comité Paralímpico Internacional.

"Sabemos que este es un gran sacrificio para todos. Hemos dicho desde el comienzo de esta pandemia que requerirá sacrificios. Pero también hemos dicho que el primer principio es la seguridad", indicó Bach.

Los comités Olímpico y Paralímpico explicaron en su comunicado que la decisión la tomaron las autoridades locales y que ellos la aceptaron, ya que la prioridad es la seguridad sanitaria de todos los participantes y de los residentes japoneses.

El país nipón está en la recta final de su tercera y peor ola de Covid-19, cuyo pico fue en enero con el récord de casi 8.000 contagios confirmados en un solo día, según las cifras de Our World in Data. Pese a ello, ha controlado el virus mejor que la mayoría de los países y el temor de los japoneses es que la llegada de cientos de miles de turistas los exponga más al coronavirus.

Las encuestas de los medios de comunicación han demostrado que la mayoría del público nipón se muestra cauteloso a la hora de permitir la entrada de espectadores internacionales a los Juegos. Y ahora el Gobierno nacional y las autoridades de Tokio los respaldaron al vetar el viaje de turistas para las justas olímpicas.

Pero esto no garantiza si habrá o no una participación abierta para los japoneses. Toshiro Muto, director ejecutivo del Comité Organizador de Tokio 2020, explicó que en abril decidirán sobre los topes para los espectadores nacionales en las sedes. Los organizadores también podrían llegar a considerar reducir el número de miembros del personal que participarán en los Juegos.

Se reembolsarán las entradas a los Olímpicos y Paralímpicos, pero no otros gastos

Los organizadores locales aseguraron que, debido a la nueva prohibición, devolverán a los extranjeros el dinero que invirtieron en las entradas de los eventos olímpicos y paralímpicos. Toshiro precisó que se trata de 600.000 entradas de las primeras justas y de 300.000 de los paralímpicos.

El director ejecutivo de los JJ. OO. de Tokio, Toshiro Muto, anunció que la edición pospuesta para 2021 comenzará el 23 de julio.
El director ejecutivo de los JJ. OO. de Tokio, Toshiro Muto, anunció que la edición pospuesta para 2021 comenzará el 23 de julio. © Issei Kato / Reuters

El directivo se negó a decir cuánto costarían todos los reembolsos. Por otro lado, Toshiro aclaró que los costos de cancelaciones de hoteles no serían cubiertos.

Por su parte, la prohibición de extranjeros afecta a la economía japonesa, pues el gobierno no obtendrá el boom turístico con el que había contado durante mucho tiempo. El turismo es una fuente financiera que ha crecido exponencialmente en Japón desde el 2015 y ahora no recibirá a la gran cantidad de personas que atrae uno de los eventos más importantes –y más costosos– del mundo.

"Es muy lamentable", dijo la gobernadora de Tokio, Yuriko Koike, acerca de la decisión sobre los espectadores internacionales. Pero añadió que la conclusión era "ineludible", dado que la principal prioridad para la realización de unos Juegos exitosos es la salud de los atletas y del público nipón.

Unos Olímpicos sin público extranjero, la discusión postergada

Si bien lo novedoso es que ningún turista podrá viajar a Japón para los Olímpicos, en realidad este asunto ya había estado sobre la mesa desde diciembre de 2020. En ese momento, las partes no alcanzaron una decisión sobre los visitantes extranjeros y optaron por postergar ese debate hasta la primavera de 2021.

El servicio de noticias Kyodo informó anteriormente que los organizadores se inclinaban por prohibir que los voluntarios extranjeros ayudaran en los Juegos. Luego, el 3 de marzo de este año, las partes volvieron a conversar y corrieron la fecha una vez más, hasta este 20 de marzo cuando finalmente se ha decidido por esta prohibición de los espectadores de otros países distintos a Japón.

Seiko Hashimoto, presidenta del Comité Tokio 2020, explicó que están desarrollando planes para compartir "de forma remota" todo lo que ocurra en los Olímpicos, sin especificar en qué consistirán estos planes. Hashimoto pidió el apoyo del público, incluso si no pueden asistir a las justas. "En muchos sentidos, los Juegos de Tokio 2020 serán completamente diferentes a los Juegos anteriores. Sin embargo, lo esencial de los Juegos se mantendrá sin cambios", sentenció.

Con AP y Reuters

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24